Sucesos

Tomás Gimeno podría haber drogado a sus hijas antes de matarlas

Ramón de la Rocha EFE

El hallazgo del cuerpo sin vida de Olivia durante la tarde de ayer, tras seis semanas de búsqueda, confirmó la principal hipótesis de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil tras descartar, prácticamente desde el principio, que el padre de las niñas hubiese huido a otro continente con las menores.

Según ha adelantado el medio El Periódico, la investigación de la Guardia Civil apunta a que Tomás Gimeno mató a sus hijas la tarde del 27 de abril lastrando sus cadáveres al fondo del mar entre las 21:30 y las 23:30 horas de ese mismo día. Pero previamente, todo apunta a las drogó.

A espera de que se conozca el resultado de la autopsia del cadáver de Olivia Gimeno, la cantidad de pastillas que faltan en los envases han llevado a los agentes a plantear que el hombre drogó a las niñas antes de matarlas.

Continúa la búsqueda de Anna y Tomás Gimeno

El buque oceanográfico ‘Ángeles Alvariño’ continúa a esta hora de la mañana en la zona donde ayer fue hallado el cuerpo sin vida de Olivia, la búsqueda para tratar de encontrar a su hermana Anna, de tan sólo un año, y su padre, Tomás Gimeno.

El barco del Instituto Español de Oceanografía (IEO) está equipado con un radar de barrido lateral y un robot marino que han sido vitales para hallar, primero, una botella de buceo y una sábana propiedad de Tomás y, finalmente, el cuerpo de Olivia. El buque se encuentra ahora a unas tres millas náuticas del puerto de Santa Cruz de Tenerife.

Tras el hallazgo de Olivia, de seis años, las redes sociales se han llenado de mensajes de solidaridad dirigidos a Beatriz, la madre de las niñas, y su familia y allegados. Asimismo, el Ayuntamiento de Santa Cruz ha convocado un minuto de silencio que se ha producido a las 12:00 horas.

Comentar ()