Vida Sana

La OCU denuncia a Nocilla por incumplir la normativa de etiquetado

La OCU denuncia a Nocilla por incumplir la normativa de etiquetado.

La OCU denuncia a Nocilla por incumplir la normativa de etiquetado.

En la etiqueta de Nocilla puede leerse desde hace algún tiempo el reclamo «+ leche fuente de calcio». Un reclamo para fomentar el consumo de la crema de chocolate para untar que, según acaba de denunciar la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), incumple la normativa de etiquetado.

¿Más leche? Pero, ¿cuánta, un 1% o un 50%? La OCU ha denunciado a Idilia Foods, S.L (fabricante de Nocilla) por incumplir la normativa europea que desde 2006 obliga a las compañías a que las comparativas sean sólo con alimentos de la misma categoría y que debe especificar también la diferencia en la cantidad del nutriente (calcio en este caso) y una referencia a la misma cantidad de alimento.

Además, OCU denuncia que el signo «+», tal como se encuentra presentado en el mensaje, puede inducir a error al consumidor, ya que aparentemente abarca tanto a la leche como al calcio. Por último, si se tienen en cuenta los perfiles nutricionales (aún pendientes de aprobar por la Comisión Europea), la afirmación sobre el calcio no debería estar incluida en la etiqueta, ya que el producto multiplica por cinco el límite de grasas saturadas y por seis el límite de azúcar establecidos por estos perfiles. La normativa europea está pendiente de concretar la reglamentación que se planteó en 2006 y que dice que las alegaciones no deberían usarse si el perfil nutricional del alimento no es adecuado por tener un exceso de determinados nutrientes problemáticos como sal, azúcar, grasas saturadas o las grasas totales.

El mayor problema del reglamento, denuncia la OCU, es que lleva 10 años sin rematar la estrategia con la que se ideó. «Los fabricantes aún tienen carta blanca para anunciar alegaciones nutricionales y de salud en productos que en realidad son poco saludables», asegura en un comunicado. En este sentido, la Organización Europea de Consumidores (BEUC) ha puesto en marcha una campaña  para denunciar el retraso de la Comisión Europea en acabar con las alegaciones en alimentos que no tienen un perfil nutricional saludable.

La OCU también ha denunciado ante la Dirección de Consumo de la Junta de Andalucía a la empresa Greenfood Import-Export, S.L, fabricante de la bebida Cocar. Esta marca de bebidas presume de no llevar azúcares añadidos, pero no incluye ni la denominación del alimento ni la cantidad de cada uno de los ingredientes que lo configuran, según la OCU. La organización denuncia que la bebida, que contiene un 13% de azúcar (zumos procedentes de concentrados). «En este producto se desconoce si se trata de un zumo o de una bebida refrescante, ya que todas las denominaciones que constan en el envase son comerciales (“Cocar”, “Superjuice”, “Organic energy”…), además, en la lista de ingredientes del envase no aparece la cantidad de guaraná, green tea o yerba mate que se destacan en el frontal del mismo, un requisito obligado por el reglamento».

Comentar ()