Economía

Apple rebaja sus previsiones de ingresos por primera vez en 20 años y se hunde en bolsa

La caída de las ventas en China, en plena guerra comercial, ha provocado descensos bursátiles que rondaron el 10%

Una tienda de Apple en China. EFE

Apple ha arrancado el año como cerró el anterior. La compañía ha sufrido un varapalo bursátil con caídas que han rondado el 9% y que finalmente se estabilizaron en el entorno de los siete puntos porcentuales, después de rebajar sus previsiones de ingresos por primera vez en casi dos décadas.

El CEO de la compañía, Tim Cook, envió una carta a los inversores explicando que las ventas de los nuevos iPhone están siendo peores de lo esperado, y que la guerra comercial que mantienen Estados Unidos y China está afectando gravemente a las ventas del fabricante en la zona de influencia del gigante asiático.

La misiva, que se publicó justo después de que se cerrase la sesión bursátil en Wall Street, provocó el rápido hundimiento de los títulos de la compañía desde los 157,9 dólares con los que terminó la jornada hasta los escasos 146 dólares que marcaba en el periodo de negociación after hours.

Cook afirmaba en su carta que los ingresos del primer trimestre del ejercicio fiscal 2019 de Apple, periodo que se cerró el pasado 29 de diciembre y del que todavía no se han publicado datos, estarán en el entorno de los 84.000 millones de dólares, casi 74.000 millones de euros, y no entre 89.000 y 93.000 millones de dólares como se había pronosticado anteriormente.

«Anticipábamos desafíos en mercados emergentes clave, pero no teníamos prevista la magnitud del frenazo económico, sobre todo en China. La mayoría de nuestra rebaja en cuanto a ingresos ha ocurrido en China con respecto al iPhone, Mac e iPad«, decía Cook en su carta.

Apple no publicará sus resultados hasta el próximo mes de febrero, aunque no podremos apreciar el enfriamiento de la demanda de los iPhone, el verdadero pilar sobre el que se sostiene el imperio de Cupertino, ya que el departamento financiero de la compañía no desglosará, como sí hacía hasta ahora, las ventas por dispositivo.

Esa decisión ya le costó un buen castigo en Wall Street, ya que el mercado consideró que una medida así va en contra de la transparencia y que, además, no podía significar nada bueno.

El peso del iPhone

El teléfono móvil de Apple es totalmente decisivo para la compañía que comanda Tim Cook. De sus ventas proceden alrededor de un 60% de los ingresos totales de la que, hasta hace muy poco, era la mayor compañía del mundo y que ahora ha visto como Microsoft y Amazon superaban su capitalización bursátil.

«Los nuevos iPhone no se están vendiendo tan bien como pensábamos», recoge la carta del propio Cook a los inversores. Esta afirmación confirma los rumores de que los iPhone Xs y Xr no están teniendo el rendimiento que suelen dar las nuevas generaciones del dispositivo, en parte por el cambio en la política de precios en la que se ha embarcado Apple.

En cualquier caso, Cook ha achacado a la guerra comercial que mantienen Washington y Pekín esta rebaja en las previsiones de ingresos. El momento elegido para publicar su carta tampoco es casualidad, ya que a comienzos de la próxima semana aterrizará en China una delegación estadounidense para reanudar las negociaciones y rebajar la tensión arancelaria que mantienen las dos potencias.

Pese a ello, el daño ya está hecho. Desde el pasado mes de octubre Apple ha perdido en torno a un 30% de su valor, momentos después de conseguir hacerse con el honor de ser la primera en rebasar la barrera del billón.

De hecho, a cierre del mes de septiembre el gigante de Cupertino presentaba una capitalización bursátil de 1,05 billones de dólares, mientras que a cierre de la sesión de este miércoles apenas contaba con un valor que no superaba los 695.000 millones de dólares, poco más de 610.000 millones de euros.

Comentar ()