Economía

El iPhone Xr es el modelo de Apple más vendido “cada día” desde su lanzamiento

logo
El iPhone Xr es el modelo de Apple más vendido “cada día” desde su lanzamiento

Fachada de una de las Apple Store repartidas por todo el mundo. EFE

Resumen:

Da igual que se pusiera a la venta más de un mes después que el resto de nuevos terminales de Apple. Tampoco que se le haya dado menos promoción que a sus hermanos mayores. El iPhone Xr, el modelo más económico de la última generación del smartphone, es desde su lanzamiento el teléfono más vendido del gigante de Cupertino “todos y cada uno de los días”.

Así lo ha confirmado el vicepresidente de márketing de producto de la compañía, Greg Joswiak, en una entrevista concedida a Cnet. Contradice así las informaciones que apuntaban a que la demanda de estos últimos móviles estaba siendo más fría de lo normal, unos rumores habituales cada vez que el nuevo iPhone llega al mercado.

Es la primera vez que un directivo de Apple comenta algo sobre las ventas de los iPhone Xs o Xr, aunque no facilitó ningún dato que respalde esas afirmaciones. Apple no desglosa, ni va a desglosar, los datos de ventas específicos por modelo y, de hecho, en su próxima presentación de resultados tampoco especificará las ventas de cada uno de los dispositivos que fabrica, algo que le costó un buen disgusto en bolsa.

Teniendo en cuenta las palabras tan poco específicas de Joswiak, es imposible saber si el iPhone Xr es el más vendido por su fortaleza y su atractivo para los compradores o si se ha ganado el primer puesto por deméritos del resto de los modelos de la compañía.

Lo cierto es que a finales del pasado mes de septiembre la firma de análisis Rosenblatt Securities emitió un informe en el que destacaba las potentes ventas del iPhone Xs Max, el modelo más grande y más caro de Apple, y lo situaba como el más vendido de la nueva generación, un puesto del que ahora ha sido desbancado.

De entre los recién llegados, el iPhone Xr es la versión más barata, pero eso no significa que tenga una tecnología o unas características muy por detrás del resto de sus nuevos compañeros. Algunas son más modestas, como una pantalla LCD y no OLED, pero en otros aspectos como en la cámara pueden competir al más alto nivel.

Además, incorporan diferentes colores como el amarillo, el azul, el dorado o el rojo, algo poco habitual en los iPhone que, hasta ese momento, no salían del gris, el negro, el blanco y alguna incursión en el rosa o el dorado.

Su precio más económico, entendiendo eso dentro de los estándares de Apple, está en los 859 euros que cuesta la versión con 64GB de memoria, un precio que se eleva hasta los 919 euros si queremos 128GB de almacenamiento y que alcanza los 1.029 euros si hablamos de la opción de 256GB.

Ayuda bursátil

Apple necesita que las ventas del iPhone sean robustas, ya que la mayoría de sus ingresos proceden de las ventas del teléfono. Es cierto que está trabajando para reducir esa dependencia impulsando su (muy) rentable división de servicios, pero aún queda algo de tiempo antes de que logren un sano equilibrio en sus cuentas.

Para los analistas de Investing.com, Apple “va por buen camino y está bien posicionada para crecer gracias a los actuales esfuerzos por diversificar su base de ingresos centrada ahora casi totalmente en el iPhone. Está enviando un mensaje claro: ya no será realista depender de la venta de iPhones para el crecimiento”.

El mencionado equilibrio en los balances no lo van a lograr sin llevarse algún que otro susto. La compañía atraviesa una mala racha en bolsa, con algunos baches provocados por lo que el mercado considera una falta de transparencia por querer ocultar las cifras de ventas del iPhone o el iPad, unos datos que hasta ahora sí eran públicos.

Bank of America, uno de los pesos pesados de Wall Street, rebajó su recomendación de “compra” a “neutral” y su precio objetivo en 15 dólares hasta situarlo en los 220 dólares por acción, y avisó de que “es probable que haya más revisiones a la baja”.

A día de hoy Apple cotiza en el entorno de los 181 dólares, un notable descenso si tenemos en cuenta que sus máximos de este año estaban por encima de los 232 dólares por título. Tras alcanzar el billón de dólares de capitalización bursátil, convirtiéndose en la primera compañía de la historia en hacerlo, el descalabro es importante y su valor ha descendido hasta los 859.000 millones de dólares, poco más de 750.000 millones de euros.