Economía | Empresas

Sánchez promete 300.000 empleos contra el cambio climático en plena precampaña

El presidente augura que las medidas para la transición ecológica movilizarán 200.000 millones de inversiones públicas y privadas. El Gobierno plantea la emisión de bonos verdes para financiar su parte.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. efe

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, asume el protagonismo en la larga campaña electoral hasta el 28-A. Una campaña que ya ha arrancado. El presidente ha querido presentar en persona la hoja de ruta contra el cambio climático a largo plazo, sin esperar al viernes cuando el paquete de Energía y Clima pasará por el Consejo de Ministros.

Sánchez, acompañado por cuatro de sus ministras (Transición Ecológica, Hacienda, Empleo e Industria) y ante varios de los primeros espadas de las grandes empresas energéticas del país, ha desvelado las líneas básicas de la estrategia climática y energética para llegar a 2050 con una economía descarbonizada. Un programa que incluye medidas para «construir una España mejor, más responsable, más sostenible, con más calidad de vida y con mejores estándares de salud», ha dicho Sánchez. El paquete de iniciativas es la «brújula que ha de guiar nuestra economía haci aun modelo seguro y sostenible».

El presidente del Gobierno ha augurado que las medidas que se pondrán en marcha en los próximos años y que se extenderán movilizarán 200.000 millones en inversiones públicas y privadas, y ha asegurado que generarán más de 300.000 nuevos empleos durante la próxima década. Centenares de miles de empleos en el sector servicios, la industria, la construcción…

Según las estimaciones del Gobierno, sólo las inversiones en el impulso de nuevas energías renovables España generará entre 99.000 y 172.000 empleos durante la década, a raíz de los cuales se beneficiará principalmente la industria manufacturera (18%), la construcción (15%) y el comercio y reparación (13%) asociadas al sector renovable. Y con las inversiones en ahorro y eficiencia se generarán entre 42.000 y 80.000 empleos en ese periodo, de los cuales 28.800 corresponderán a rehabilitación energética.

Sánchez ha subrayado que su intención –sería ya después de las elecciones del 28-A- es fomenta que jóvenes, parados de larga duración y mujeres se beneficien de estas oportunidades, a través de políticas activas de empleo y formación profesional diseñadas específicamente para este fin.

Este viernes irá al Consejo de Ministros el paquete de Energía y Clima al que se comprometió el Gobierno. Irá el anteproyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética (la líneas generales para conseguir una economía descarbonizada en 2050), el Plan de Energía y Clima (la hoja de ruta con medidas concretas para ir cerrando nucleares, carbón y gas, y llegar a mitad de siglo con un sector 100% renovable) y la Estrategia de Transición Justa (para proteger a las personas y territorios afectados por el cambio de paradigma económico y ecológico). Un programa, en cualquier caso, que por lo poco que queda de legislatura lo tendrá que aprobar (o no) el próximo Gobierno.

Inversiones de 200.000 millones

El programa de inversión ligado a todas las medidas contra el cambio climático y el cambio de modelo económico para hacerlo sostenible generará oportunidades de negocio que superan los 200.000 millones de euros en la próxima década, de los cuales 47.000 millones corresponderán a inversión pública estatal, autonómica, local y europea.

El Ejecutivo contempla la posibilidad de financiar parte de la inversión pública mediante la emisión de bonos verdes, un instrumento cada vez más utilizado, que permite acceder a una clase específica de inversores especializados y que señaliza el compromiso del emisor con la sostenibilidad medioambiental.

Según las estimaciones del Gobierno, las inversiones previstas en el marco de energía y clima, y el ahorro en la factura energética, permitirán aumentar el Producto Interior Bruto (PIB) de España entre 19.300 y 25.100 millones de euros, entre 2021 y 2030 (un aumento del PIB del 1,8% en 2030). «Si planificamos y aprovechamos las oportunidades, se puede crear un círculo virtuoso de crecimiento sostenible», ha sentenciado Sánchez.

75.000 millones en compra de petróleo y gas

Con el paquete de medidas, el Ejecutivo calcula que la dependencia energética del país caerá un 15% en la década, pasando del 74% actual al 59%, lo que implica reducir las importaciones de combustibles fósiles por un valor de 75.379 millones de euros en toda la década, respecto a un escenario sin medidas. En la actualidad, España importa casi el cien por cien de los combustibles fósiles que usa (petróleo, gas y carbón), lo que sitúa su grado de dependencia energética en un 74%, 20 puntos porcentuales por encima de la media comunitaria.

El paquete normativo del Gobierno prevé aumentar la generación eléctrica mediante renovables pasando del 40% actual al 74% en 2030 y al 100% en 2050, meta que permitirá cumplir los compromisos asignados por la UE y rubricados en el Acuerdo de París. Para ello, el Gobierno presentará un calendario de subastas de nuevas renovables que garantizarán una retribución adecuada y una hoja de ruta para el desarrollo de redes, sistemas de almacenamiento y gestión para integrar las nuevas energías en el sistema.

Comentar ()