logo
Mercadona en 8 hitos: lo que no sabes del gigante de los súper

Economía | Empresas

Mercadona en 8 hitos: lo que no sabes del gigante de los súper

Que Mercadona es la empresa que tiene más supermercados en España es un dato más que conocido por los fans de la marca -que los hay- y por sus detractores. Pero la cadena líder de la distribución en España esconde hitos menos populares. Muchos de ellos explican por qué Mercadona ha llegado tan alto. Y por qué su dueño aparece cada año en la Lista Forbes de las mayores fortunas del mundo.

Juan Roig, el millonario de Forbes que viaja en furgoneta

Juan Roig es el artífice del milagro de Mercadona, pero no es su fundador. La firma nació en 1977 como un negocio anexo de las carnicerías que explotaban sus padres, Francisco Roig y Trinidad Alfonso. Los puestos dar carne evolucionaron hacia los ultramarinos. En 1981, los hijos se quedan con la empresa familiar y Juan Roig asumió la dirección. Para entonces, Mercadona era la suma de ocho tiendas de 300 metros cuadrados. Nueve años más tarde, Roig y sus esposa Hortensia María Herrero se hicieron con la mayoría del capital. Juan Roig emprendió entonces un viaje hacia lo alto del Olimpo empresarial que aún no ha terminado. Y la mayoría del trayecto lo hace… en furgoneta.

Desde que se hizo con las riendas, Juan Roig no dejado de viajar. Muchos recorridos los hace en furgoneta, acompañado de miembros de la alta dirección. Lo hacen para visitar, sobre todo, a sus proveedores, que constituyen uno de dos los pulmones de la compañía. El otro es la plantilla, conformada por 85.500 personas en España y 300 en Portugal. A los directivos que le acompañan en la furgoneta les exige al máximo y les premia cuando toca. Un botón de muestra: en la única rueda de prensa que hace Roig cada año, presenta a los miembros de la alta dirección uno por uno, como si fueran los músicos de una súper banda de rock.

Roig pisa constantemente los terrenos que abastecen los lineales de Mercadona: fábricas, lonjas y fincas. Y cuando no viaja, trabaja desde Valencia. Normalmente el presidente y primer accionista del grupo se mueve entre dos despachos habilitados en las afueras de Valencia, uno encima de un supermercado y otro en un centro logístico. Nada de edificios emblemáticos ni rascacielos. Y eso que Roig podría hacerlo con un movimiento de chequera. Sólo Amancio Ortega y su hija Sandra acumulan una fortuna mayor que la suya en España. Forbes la cifra en 2.900 millones de dólares (más de 2.500 millones de euros).

El primer producto Hacendado: una botella de vino

Hacendado es ya tan popular en España como muchas marcas de primera línea. También lo son otras marcas estrella del grupo valenciano, como Bosque Verde (droguería) o Deliplus (cosméticos).

El origen de Hacendado está ligado a un vino que nunca llegó a existir. En 1987, cuando Mercadona no tenía ni una década de vida, la empresa la inscribió en el Registro de Marcas y Patentes. Iba asociada a una botella de vino que Mercadona pensaba comercializar en el futuro. Finalmente, el tinto nunca vio la luz. El primer producto que salió a los lineales con la marca Hacendado fue un brick de litro de leche entera, en 1996. La marca acabó prestando el nombre a todos los artículos de alimentación que produce la cadena. El mismo año también nacieron Bosque Verde, Deliplus y Compy.

 12.000 pescadores pescan para Mercadona

También 9.000 agricultores venden materia prima a la empresa valenciana. Y 5.500 ganaderos hacen lo mismo en algún momento del año. En total, según el último balance de la compañía, 26.500 profesionales del sector primario vendieron productos a Mercadona en 2018. Al igual que ocurre con los empleados, la empresa potencia la estabilidad en la relación con los proveedores. Cierra contratos a largo plazo a cambio de condiciones estrictas de precio. Por ejemplo, en 2018 compró 200.000 toneladas de naranjas a un grupo de productores habituales repartidos por Comunidad Valenciana, Andalucía, Murcia, Cataluña y Canarias.

La empresa trabaja habitualmente con 2.387 proveedores comerciales y hace negocios con más de 20.000 pymes y productores. El año pasado, realizó compras por valor de 18.600 millones, para abastecer los lineales de las tiendas, que cuentan con más de 8.000 referencias distintas.

El caso de Mercadona se estudia en Harvard

Simplificando mucho, el modelo implantado por Juan Roig se basa en tres pilares: trabajadores fijos, proveedores estables y subordinación absoluta al Jefe, como llaman en Mercadona desde siempre al cliente. La combinación no tardó en captar la atención de las escuelas de negocios. Una de las más prestigiosas (Harvard) acabó escribiendo un caso práctico. Lo redactó una profesora llamada Zaynep Ton, tras una minuciosa investigación realizada sobre la cadena de supermercados. A partir de 2010, empezó a enseñarlo a los alumnos matriculados en el prestigioso MBA, fundamentalmente directivos de empresas.

En el IESE, una de las mejores escuelas de negocios de España, el grupo valenciano también se cuela en algunas asignaturas de los programas para ejecutivos. En las clases de finanzas, Mercadona se usa como ejemplo de empresa capaz de financiar sus inversiones a base de recursos propios; o lo que es igual, sin acudir apenas a la banca. Un ejercicio real aplicado en el IESE consiste repartir a los alumnos cuatro balances sin identificar, que pertenecen a El Corte Inglés, Amazon España, Mercadona y Dia. El problema estriba relacionar cada balance con su empresa. El del grupo valenciano es fácilmente reconocible para los directivos con experiencia en contabilidad, por el enorme tamaño de su tesorería.

El balance de 2018 lo refleja en el epígrafe “Efectivo y otros activos líquidos”: 2.699 millones de euros. Esta gigantesca caja permitió acometer el año pasado inversiones por valor de 1.504 millones (casi 500 más que en 2017) “financiadas en su totalidad por Mercadona”. Este hecho, recuerda la empresa, “refleja la solidez de su tesorería, la implicación en sus proyectos y su capacidad de generar flujos de efectivo”.

La empresa que más vende de España…

No hay ninguna empresa en nuestro país que facture tanto dinero como Mercadona. Ni siquiera El Corte Inglés, candidato a la eterna comparación por el volumen de empleo que genera y los establecimientos abiertos al público que mantiene. La empresa valenciana concluyó 2018 con un récord absoluto de ventas: 24.305 millones de euros, un 6% más que el año anterior. De la cifra global se desprende otro dato: Mercadona factura cada día 66,5 millones de euros. Las ventas anuales de Mercadona superan en 8.370 millones a las de El Corte Inglés (15.935 millones).

La inmensa mayoría de la facturación se genera en las 1.636 tiendas abiertas en España (las ventas por internet aún son testimoniales). Tirando de estadística puede afirmarse que hay un supermercado de Mercadona por cada 11.135 hogares. En su memoria anual, la empresa asegura que 5,5 millones de hogares consumen habitualmente en sus tiendas. La cifra coincide con los datos que aporta el panel de Kantar –una de las referencias del sector-. El último estudio de la consultora otorga a Mercadona una cuota de mercado del 25% y una penetración del 90%. Este último porcentaje permite afirmar que nueve de cada 10 personas ha comprado al menos un producto en la cadena valenciana en el último año

…y la que más empleo indefinido genera

Es el hito del que más presume Juan Roig cuando presenta los resultados cada año. Mercadona cuenta con 85.500 empleados en nómina y todos ellos han firmado un contrato indefinido. La estabilidad de la plantilla es el gran orgullo de Roig y esconde un mensaje claro para todo aquel que ha emprendido o piensa en emprender en este país: ganar dinero es compatible con generar empleo de calidad. Mercadona gana mucho: 593 millones de beneficio neto en 2018. Y a la vez sigue aumentando su plantilla con contratos fijos (1.800 más el año pasado).

Mercadona inició el camino para lograr el hito en 1995, cuando contaba con 16.825 trabajadores en plantilla, entre fijos y temporales. Tardó cuatro años. En 1999 anunció que todos los empleados eran indefinidos. Desde entonces, ha mantenido el compromiso, pese a la potente política de contratación de personal que exigía el proceso de expansión.

Los 85.500 puestos de trabajo conceden al grupo valenciano el título de segundo empleador de España. El primero es El Corte Inglés, que tiene 92.078, según la última memoria publicada. El 78% de los empleados de Mercadona tienen entre 30 y 49 años. El 64% de los puestos están ocupados por mujeres y la gran mayoría (85%) corresponden a las tiendas. Hay un dato más del que Roig siempre se enorgullece en su única rueda de prensa anual: el sueldo de los trabajadores. Al concluir 2018, el salario mínimo mensual ascendía a 1.328 euros brutos.

Las primeras tiendas que leyeron los códigos de barras

Cuando Juan Roig y sus hermanos se encargaron del negocio familiar en 1981, la competencia empezaba a despertar en el negocio de la distribución. Había que distinguirse para crecer y Roig apostó desde el inicio por la innovación. En 1982, Mercadona se convirtió en la primera empresa en España en utilizar el escáner para leer los códigos de barras de los productos en los puntos de venta.

La última apuesta: preparte la comida en el súper

Varios súper e hipermercados ya preparan comida en el acto para llevar, desde El Corte Inglés a Carrefour, pasando por Dia. Al igual que ocurrió con la venta online, a la que Mercadona se ha apuntó más tarde que sus rivales, la cadena valenciana empieza a desembarcar ahora en el negocio de los platos preparados. Y a juzgar por las perspectivas que barajan los directivos de la compañía, la apuesta puede resultar todo un éxito. De momento, Mercadona está utilizando 11 tiendas a modo de laboratorios. Ofrecen una carta con una treintena de platos que persigue un objetivo similar al que siempre han buscado con Hacendado: que tenga alta calidad y un precio moderado. En 2019, el grupo extenderá la sección por 250 supermercados. El 0bjetivo de 2020 lo desvelará el propio Roig en marzo del próximo año. Para entonces, habrá recorrido miles de kilómetros a bordo de la furgoneta en la que se diseña el destino de Mercadona.