Economía | Empresas

Los gigantes Netflix, Amazon o HBO tiene ya 6 millones de clientes en España

logo
Los gigantes Netflix, Amazon o HBO tiene ya 6 millones de clientes en España
Imagen de la fachada de la sede de Netflix en la localidad californiana de Los Gatos.

Imagen de la fachada de la sede de Netflix en la localidad californiana de Los Gatos. EFE

Resumen:

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) calcula que la nuevas plataformas de contenidos audiovisuales en streaming como Netflix, HBO, Amazon o Rakuten tienen ya más de seis millones de contratos en España.

En la presentación del ‘Informe Económico Sectorial de Telecomunicaciones y Audiovisual’ del organismo de 2018, el consejero de la CNMC Bernando Lorenzo ha remarcado que este cifra debe tomarse con «cierta cautela», ya que no se trata de datos oficiales, sino de una estimación realizada por el organismo.

En este sentido, ha remarcado que en estos seis millones comprenden tanto los contratos independientes de estas plataformas como los que tienen incluido el acceso a las mismas en los paquetes convergentes ofrecidos por los operadores de telecomunicaciones.

En concreto, Lorenzo ha apuntado que Netflix es la plataforma de contenido audiovisual en streaming más popular en España, seguida de Amazon Prime Video. Asimismo, ha incidido en que esta cifra de contratos empieza a ser «respetable» y ha confiado en que con la nueva directiva europea de servicios de comunicación audiovisual haya cifras «más precisas», dadas las nuevas obligaciones que impondrá a estas compañías.

Un sector empaquetado

Según el informe sectorial de la CNMC de 2018, a finales de año el total de los contratos de servicios paquetizados, una oferta característica del mercado español, alcanzó los 12,2 millones, casi 600.000 más que al cierre del ejercicio anterior. En concreto, 6,3 millones correspondían a paquete cuádruple (telefonía fija y móvil y banda ancha fija y móvil), mientras que 5,9 millones correspondían al quíntuple (paquete cuádruple más televisión de pago).

Asimismo, el organismo también destaca que la tendencia a contratar servicios empaquetados se vio reflejada también en la televisión de pago, ya que de los 6,9 millones de abonados a la televisión de pago que había en 2018, 6,3 millones la contrataron en algún paquete.

Respecto al gasto de los hogares que contratan ofertas empaquetadas, el informe señala que se redujo en 2018. En concreto, los hogares con paquete cuádruple gastaron un promedio de 53 euros mensuales, algo menos que a finales de 2017, mientras que los que tienen paquete quíntuple gastaron 77,3 euros, casi dos euros menos que en 2017.

El presidente de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, José María Marín Quemada, ha abogado por un menor empaquetamiento de los distintos servicios de telecomunicaciones que ofrecen las operadoras, al mismo tiempo que ha reiterado que los datos reflejan que cuando hay más operadores en el mercado los precios bajan y se ofrecen mejores servicios a los clientes.

«Desde la CNMC veríamos con mas agrado una mayor libertad, un menor empaquetamiento, para que cada uno pudiera diseñar exactamente los servicios que de los proveedores quiere», ha remarcado Marín Quemada, quien ha señalado, no obstante, que se está avanzando mucho en este sentido.

Las telecos vuelven a invertir en España

Aunque la facturación y el empleo de las telecomunicaciones en España mostraron cierto estancamiento en 2018 -con una caída en los cobros a hogares-, la inversión se recuperó y subió el 14 %, la portabilidad batió récords y la banda ancha fija de alta velocidad duplicó su ritmo de crecimiento.

La CNMC detalla que en 2018 la facturación del sector se elevó el 0,7 % hasta los 34.516 millones de euros, con un avance del 3,2 % en los ingresos mayoristas (hasta 9.276 millones) y una caída del 0,2 % en los minoristas (25.240). Igualmente, el empleo rondó los 58.657 trabajadores, lo que supone una caída del 0,1 %, aunque se calcula que, incluyendo los puestos indirectos, del sector viven unas 600.000 personas.

Por el contrario, las inversiones alcanzaron los 5.340 millones de euros, un 14,1 % más que en 2017, lo que supone romper la tendencia a la baja registrada en años previos y, aunque incluye 524 millones destinados al pago de licencias, muestra el esfuerzo realizado en el despliegue de redes fijas de fibra hasta el hogar y telefonía móvil 4G.

«Si bien el volumen de ingresos y empleo se han mantenido relativamente estables, la inversión ha crecido un 14 % tras dos años de moderada caída, lo que es buena noticia teniendo en cuenta las necesidades de inversión en el inmediato futuro», ha dicho el presidente de la CNMC, José María Marín Quemada, al presentar el informe.

En el mismo sentido se ha pronunciado el consejero de la CNMC Bernardo Lorenzo: «Estamos a las puertas de una nueva generación de móviles (5G) que seguramente duplicará o más las cerca de 50.000 estaciones que hay en España». Marín Quemada ha destacado también el «formidable» crecimiento en el ritmo de contratación de accesos de banda ancha, que se duplicó en 2018 respecto de 2017, lo que «manda un claro mensaje del dinamismo» que vive el sector.

Según el informe, en España hay ya más de 56,3 millones de accesos de banda ancha fija hasta el hogar, especialmente de fibra óptica, que en un año han aumentado el 22,2 %. Así, el 74,2 % de las 11,3 millones de líneas de banda ancha fija tienen más de 30 megabites por segundo (con un avance interanual del 10 %), mientras que la de acceso ultrarrápido (más de 100 mbps) crecieron un 58,7 %, un ritmo que es más del doble que el logrado en 2017 (27,7 %).

España es ya el país con más líneas de fibra hasta el hogar (el segundo en grado de penetración) de forma que «en zonas rurales estamos por encima de la media de las zonas rurales europeas e incluso de las zonas urbanas europeas», ha querido destacar Lorenzo.

Marín Quemada también ha destacado que la portabilidad combinada de números fijos y móviles ha alcanzado un récord, al superar los 10 millones, algo que atribuye a que «el consumidor cada vez tiene más claro lo que quiere» y ha advertido al sector de que se trata de «una realidad a tener muy en cuenta».

Más fusiones en el sector

Preguntado por cómo afectaría que Euskaltel se convirtiera en un quinto operador convergente a nivel nacional, Marín Quemada ha rehusado hablar de empresas en concreto, pero ha recordado que en la CNMC han visto «con mucho agrado» cómo, a medida que aumentaba el número de operadores de referencia en el sistema, se iban mejorando los servicios, se iban ofreciendo más opciones a los consumidores e iban bajando los precios.

«Con lo cual, todo lo que sea continuar en una línea de mejorar el servicio y reducir los precios será muy bien considerado desde la CNMC», ha remarcado su presidente, quien ha recordado que la experiencia indica que cuando había cinco operadores los precios bajaban y que cuando hubo tres los precios subían.

Ante las peticiones de los operadores de favorecer una mayor consolidación en el sector en Europa, ya que en el ‘Viejo Continente’ hay alrededor de 450 empresas frente a las cuatro de Estados Unidos, para afrontar las inversiones necesarias para el 5G, Marín Quemada ha incidido en que son modelos distintos y que el europeo es «más intensivo en número de operadores».

A este respecto, ha confiado en que el futuro se vayan clarificando las posiciones de unos y otros, pero ha remarcado que lo necesario es que los mercados deben retribuir las inversiones, porque de otra manera no se harían. «Si lo mercados son capaces de retribuir X operadores, X operadores serán el número óptimo», ha agregado.

Comentar ()