Economía

Luz verde para Madrid Nuevo Norte después de 26 años de estancamiento administrativo

Tras el visto bueno de todos los grupos politicos del Ayuntamiento de la capital, el proyecto necesitará la aprobación definitiva de la Comunidad de Madrid.

Proyección de Madrid Nuevo Norte

Proyección de Madrid Nuevo Norte Ayuntamiento de Madrid

El Pleno del Ayuntamiento de Madrid ha dado luz verde este lunes al proyecto Madrid Nuevo Norte al aprobarlo provisionalmente. El plan, que prevé la construcción de 10.500 viviendas, la creación de de un nuevo centro de negocios y la remodelación de la estación de Chamartín, sale adelante tras 26 años de estancamiento administrativo y con el respaldo de todos los grupos políticos.

La aprobación del proyecto llegaba a Cibeles con el ‘si’ del PP, Ciudadanos y Más Madrid en la Comisión de Desarrollo Urbano, mientras que tanto Vox como PSOE reservaban su voto para el día de hoy. Para aprobarse era necesario el respaldo de la mayoría absoluta del hemiciclo madrileño. Finalmente, el partido socialista y el verde han votado a favor y el proyecto ha salido adelante por unanimidad. Ahora, será la Comunidad de Madrid la encargada de aprobar definitivamente la modificación del Plan General de Ordenación Urbana, según informa Europa Press.

Por su parte, el delegado de Desarrollo Urbano, Mariano Fuentes, ha recordado en el Pleno que en estos 26 años se han quedado por el camino «cuatro proyectos tramitados con distintos alcaldes, algunos con varios de ellos» y ha defendido que gracias a la llegada del PP y Cs al Gobierno se han separado «tácticas electorales del interés general».

Cabe recordar que el anterior Ejecutivo madrileño, dirigido por Manuela Carmena, concertó una reunión con todos los grupos para valorar la opción de convocar un pleno extraordinario para aprobar el proyecto justo antes de las elecciones. Finalmente, la exregidora prometió hacerlo para septiembre si lograba repetir como alcaldesa, algo que no sucedió. De hecho, desde Más Madrid defienden que Madrid Nuevo Norte forma parte del «legado» de Carmena.

El comienzo de las obras de urbanización está previsto para 2020 0 2021, como anunció el alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida. El proyecto que transformará el ‘skyline’ madrileño generará unos 120.000 puestos de trabajo durante su contrucción y 94.000 tras ser terminado, según los cálculos de la promotora Distrito Castellana Norte (DCN), del BBVA y el grupo San José.

El plan afectará desde las inmediaciones de la Plaza de Castilla a las zonas de Las Tablas, Tres Olivos y Montecarmelo y pasando por la conocida estación ferroviaria, abarcando así un área total de 3 millones de metros cuadrados.

En concreto, entre la Plaza de Castilla hasta la estación de Chamartín será el lugar de tres grandes torres, una de ellas la más alta de España. La playa de vías de los ferrocarriles de Chamartín será soterrada para convertirse en un espacio verde que equivaldrá a 28 veces la superficie del Santiago Bernabéu, según recoge Efe. Madrid Nuevo Norte contempla también la construcción de 10.500 viviendas -24% de ellas de protección pública-.

El ‘macroproyecto’ supondrá un gasto de 2.452 millones de euros para las administraciones públicas y unos ingresos de 3.762 millones. La invesrion total para su materialización rondará los 7.000 millones. De ellos, 2.800 serán para nuevas infraestructuras en el ámbito, otros 488,2 irán destinados a equipamientos públicos y 4.022,7 para la contrucción de edificaciones.

También supondrá un cambio en la forma de comunicarse con esta zona del norte de la capital. Según detalla la promotora, uno de los objetivos es conectar los barrios «que colindan con la brecha urbana»-  Begoña, Almenara, Castilla, Pinar de Chamartín, Las Tablas y Sanchinarro-. Para ello, se contempla la construcción de tres nuevas estaciones de la línea 10 de Metro, una Línea de Bus Prioritario (BUP) o una nueva estación de Cercanías.

Un cuarto de siglo de estancamiento

Operación Castellana, Madrid Puerta Norte y, finalmente, Madrid Nuevo Norte. Han pasado más de 25 años desde que arrancase el proyecto faraónico de la capital, que ha estado presente en la vida política de diferentes administraciones locales, autonómicos y nacionales y que en dos ocasiones, como detalla El País, llegó a tener el consenso necesario para salir adelante, pero dos hechos históricos -el 11-M y la última crisis económica- frustraron que siguiera adelante.

Comentar ()