Economía | Empresas

EDP sacude el mercado eléctrico español con la compra de Viesgo por 2.700 millones

Técnicos de la distribuidora de EDP realizan trabajos en sus redes.

Técnicos de la distribuidora de EDP realizan trabajos en sus redes. edp

Macrooperación en el sector eléctrico español. EDP ha alcanzado un acuerdo con el fondo de inversión australiano Macquarie para la compra todos los activos de Viesgo en España, en una operación valorada en 2.700 millones de euros.

El acuerdo, que aún debe superar el filtro de las autoridades regulatorias, incluye todos los activos de la compañía de origen cántabro, entre los que se encuentran distribuidoras eléctricas con más de 695.000 puntos de suministro, 500 megavatios (MW) de generación de energías renovables y dos centrales de generación térmica, en proceso de desmantelamiento con el cierre previsto antes de 2021 pero con 913 MW de potenciales derechos de acceso a la red (un activo muy cotizado en el sector eléctrico).

EDP integrará los activos renovables en su filial verde EDP Renovaveis y gestionará directamente los derechos de conexión tras el cierre de las centrales de carbón de la compañía. El grupo portugués constituirá, junto al fondo Macquarie, una alianza para los negocios de distribución eléctrica de Viesgo, Begasa y E-Redes.

En la nueva sociedad Macquarie tendrá un 24,9% de la sociedad y EDP, que se encargará de la gestión, mantendrá un 75,1%, controlando y consolidando los activos en su balance. La alianza en distribución eléctrica tendrá más de 52.000 kilómetros de redes (31.411 kilómetros de Viesgo y 20.766 aportados por EDP) y 1,3 millones de puntos de suministro.

La unión de las redes de EDP y Viesgo supone una sacudida para el negocio de la distribución en España. Actualmente en España operan unas 300 distribuidoras, pero el grueso del negocio lo concentraban los cinco grandes grupos integrados en la patronal Aelec: Endesa, Iberdrola, Naturgy, EDP y Viesgo. Cinco grandes grupos que ahora se van a quedar en sólo cuatro.

EDP calcula que la operación podrá cerrarse a finales de este año y para su financiación parcial llevará a cabo una ampliación de capital por unos 1.020 millones de euros, hasta el 8,45% del capital de la compañía. La energética portuguesa señaló que la suscripción está totalmente garantizada y que la ampliación de capital ha sido aprobada este miércoles «por unanimidad» por su consejo.

La operación de compra de EDP para crecer en España se produce apenas dos meses después de anunciar la venta a la petrolera francesa Total de dos centrales de gas y la comercializadora de luz, con más de dos millones de clientes, por 515 millones. Una adquisición que convierte a Total directamente en la cuarta mayor eléctrica del país, sólo por detrás de Endesa, Iberdrola y Naturgy, y por delante de Repsol.

Tras el paso atrás en el mercado español que supuso la venta a Total, EDP ahora saca pecho y presume de reforzar su posición en España. La operación enmarca en el Plan Estratégico del Grupo EDP 2019- 2022, presentado en marzo del año pasado, que preveía un crecimiento en energías renovables y en redes eléctricas, así como reducir su exposición al riesgo de mercado y aumentar el peso de las actividades reguladas a largo plazo.

Con la adquisición de EDP de todos los activos de Viesgo se consuma la desmembración de la eléctrica cántabra. Hace dos años, Repsol entró de lleno en el negocio eléctrico al comprar a Viesgo sus activos de generación no regulada (renovables y centrales de gas) y también su comercializadora de electricidad y gas por un importe de 750 millones de euros.

Comentar ()