Economía | Empresas

Los supermercados vascos BM relanzan su plan de expansión en Madrid

Supermercado de la cadena vasca BM en Galapagar.

Supermercado de la cadena vasca BM en Galapagar. EI

La cadena vasca de supermercados BM relanza su plan de expansión en Madrid con la apertura de dos nuevas tiendas en la capital. Si la hoja de ruta trazada por el grupo Uvesco en 2017 contemplaba llegar a 50 locales en cuestión de 10 años, los planes se han adelantado y la compañía cuenta ya con 44 establecimientos en la región madrileña y más de 1.000 trabajadores.

Tras una apertura en Galapagar en agosto, esta semana levantarán la persiana dos nuevos supermercados en los barrios de Valdebebas y Chamberí. La primera abrirá el miércoles en la avenida Juan Antonio Samaranch 120. La segunda lo hará el jueves en la calle Espronceda 32, en el edificio de nueva planta construido sobre el solar que albergaba la antigua sede de la agencia Efe.

La cadena de supermercados pasa en apenas un año de tener dos tiendas en la capital (Cartagena y Sancho Dávila) a 17, tras una ronda de aperturas llevada a cabo fundamentalmente en los últimos meses de 2021.

El fuerte crecimiento es, en parte, fruto de la compra de 30 tiendas de la cadena Condis en la región junto con el grupo de distribución Eco Mora, propietario de las tiendas La Despensa. La cadena vasca se quedó con 12 de ellas para dar un impulso al plan de expansión que arrancó hace cinco años en localidades del norte de la región con la compra de algunas tiendas de la cadena Gigante. También está dando un impulso a su modelo de franquicias, BM Shop, para ampliar terreno.

Entrada de PAI Partners

Con los nuevos establecimientos que abren esta semana, el peso de su parque de tiendas en Madrid va en aumento respecto al total de 264 tiendas propias y 19 franquicias que tiene la cadena del grupo dirigido por José Ramón Fernández de Barrena. La intención, explican fuentes del grupo, es seguir el proceso de expansión de cara al próximo año.

El grupo Uvesco, que también cuenta con la cadena Amara, cerró 2021 superando sus previsiones y con una facturación con 936 millones de euros. En abril de este año se formalizó la entrada en el accionariado del fondo francés PAI Partners que podría facilitar los planes de crecimiento con nuevas adquisiciones.

Platos preparados

La seña de identidad de la cadena BM son los productos frescos, con secciones atendidas como carnicería, charcutería y pescadería. Los nuevos locales también contarán con platos cocinados de carne y pescado a baja temperatura, así como platos recién preparados y listos para consumir como arroces, ensaladillas, chipirones, menestra o croquetas.

Asimismo, la compañía también dice hacer énfasis en el trabajo con proveedores madrileños para su surtido. En este sentido, ha tejido una red de alianzas con proveedores regionales. Los dos nuevos supermercados que abren esta semana contarán con productos de proximidad como verduras y legumbres. En panadería y repostería, se ha aliado con la cadena Viena Capellanes y otras panaderías locales.

La carne será servida por ganaderías de Madrid y alrededores. Para la leche fresca y mantequilla, se recurrirá a La Colmenareña. También tendrá como proveedores a queserías de la región, así como a cerveceras como La Virgen, Cibeles, Madrí o La Quince, y varias bodegas de vino de la Comunidad de Madrid.

Según la última información facilitada por la compañía hace unos meses, Uvesco espera cerrar 2022 con un negocio superior a los 1.000 millones de euros, de los que el 10% correspondan a su crecimiento en la Comunidad de Madrid. Además de en el País Vasco, BM está establecida también en Cantabria, Navarra, La Rioja y Asturias. Cuenta también con tiendas en Ávila y Guadalajara.

Te puede interesar

Comentar ()