Economía | Empresas

Digi se cuela entre los protagonistas del Mobile a pesar de no tener representación en la Fira

Las principales operadoras con negocio en España muestran preocupación por su modelo de negocio

Varias personas durante la inauguración de la primera tienda a nivel nacional de DIGI

Varias personas durante la inauguración de la primera tienda a nivel nacional de DIGI EP

Digi sigue y seguirá dando de qué hablar. El operador rumano ha sido uno de los nombres que más ha sonado en el Mobile World Congress. No de forma oficial, pero sí de oficiosa. En plena reconfiguración del mapa de las telecomunicaciones en el mercado nacional, la teleco ha sido objeto de debate en las reuniones informales de los altos directivos que se han dejado caer por Barcelona durante los últimos días.

Y es que, Digi irrumpió desde hace años en España, pero fue en 2023 y 2024 donde parece haber dado un golpe de efecto a Telefónica, Orange y Vodafone. Y ahí están sus números. Este mismo miércoles el operador de telefonía presentaba sus resultados pertenecientes al año pasado con un crecimiento desorbitado.

En concreto, la empresa obtuvo 62 millones de euros de ingresos, lo que supone un incremento del 28,1% en comparación con los 501 millones de euros que ingresó en el ejercicio anterior. En cuanto al beneficio bruto por explotación, los dígitos aumentaron hasta el 66%, con un total de 132 millones de euros.

Si atendemos a su base de clientes, las cifras muestran también un gran crecimiento, en comparación con el resto de sus competidoras. Digi concluyó el año con 4,663 millones de líneas (867.000 más en comparación con 2022), mientras que en fibra terminó con 1,37 millones de usuarios (530.000 más) y en telefonía fija con 445.000 clientes (166.000 más).

¿Y cómo lo ha logrado? Tirando los precios. Digi ha tenido una política comercial muy agresiva y ofrece fibra óptica por apenas 15 euros. Es más, la empresa de telecomunicaciones regala hasta 50 euros a aquellos clientes que recomienden a un amigo una portabilidad.

La huida de clientes a la compañía rumana lleva poniendo en alerta a las grandes operadoras españolas, como Telefónica, Orange, Vodafone o MásMóvil. Las ofertas que preparan son difíciles de igualar, incluso para las segundas marcas de éstas. Es por esta razón por las que los directivos de las principales compañías se resignan. “Estamos condenados a tener que luchar con unas condiciones muy complicadas para nosotros” a la vez que aseguran que “pueden tensar aún más el negocio de lo que está”.

"Están vendiendo a 19,90 euros, IVA incluido, una solución de alta capacidad de ancho de banda en fibra y móvil, por lo que no hay recorrido en el mercado. Digi se está cargando el modelo mayorista", afirman fuentes del sector de las telecomunicaciones.

Conviene recordar que Digi actúa como un operador minorista en telefonía móvil y es Telefónica la que cede el acceso a redes. Además, gran parte de sus servicios de fibra óptica los facilita de forma indirecta a través de la infraestructura de los grandes. No obstante, la empresa ha comenzado a desarrollar un importante proyecto de extensión de fibra propia en España y parte de su gran crecimiento es gracias a su servicio propio.

Fusión MásMóvil-Orange

La fusión de Orange y MásMóvil también ha sido objeto de debate en los pabellones de la Fira de Barcelona. A falta de que el Gobierno dé validez a los últimos trámites para que las dos empresas creen la mayor compañía por número de clientes, el nombre de Digi también irrumpe en esta cuestión.

“Es la primera vez que una empresa de telecomunicaciones (Telefónica) sale perdiendo por unos remedies en una operación que es ajena a nosotros y que salen ganando Orange, MásMóvil y Orange”, se lamenta un directivo de la compañía azul.

Y es que, las partes implicadas llegaron a un acuerdo mayorista de acceso a la red móvil y en la venta a Digi de los 60 megahercios (MHz) de frecuencias radioeléctricas -20 MHz en la banda de 1.800 MHz, otros 20 MHz en la banda de 2.100 MHz y otros 20 MHz en la de 3,5 GHz- por un importe total de 120 millones de euros.

Y esto qué implica? Que Digi saldrá ganando y a Orange y MásMóvil no le afecte ya que la operadora rumana utiliza la red de Telefónica, como se mencionaba anteriormente, y ahora podrá disponer de mejor disposición al tener más bandas por los remedies. Además, a la hora de renegociar con la compañía dirigida por Álvarez-Pallete para el resto de bandas podrá mejorar los precios en el nuevo contrato mayorista, aumentando el ebitda de Digi.

Con todo, este 2024 pinta ser más que beneficioso para Digi ya que, las expectativas de captación de clientes siguen siendo altas. Además, las cifras financieras para este año se prevén mejores que las del anterior.

Todas las claves de la actualidad y últimas horas, en el canal de WhatsApp de El Independiente. Únete aquí

Te puede interesar