España

España destruye cuatro veces más armas que hace sólo una década

En 2009 la Guardia Civil destruyó apenas 13.400, frente a las 62.500 del año pasado. En la última década el volumen ha alcanzado las 319.000 armas.

Decenas de armas de fuego expuestas en una subasta de la Guardia Civil.

Decenas de armas de fuego expuestas en una subasta de la Guardia Civil. EP

Las hay de todo tipo y cada vez en mayor número. En España las armas han dejado de ser herramientas sólo en manos de policías, militares y cazadores. Las licencias de armas superan ya los 1,7 millones. Los datos de la Guardia Civil reflejan que el volumen de armas que circulan en nuestro país ha ido en aumento. Actualmente ronda los 3 millones de armas. Un dato relevante da fe de ello, los servicio del Cuerpo destruyen cada año un mayor volumen de armas que terminan convirtiéndose en chatarra. En la última década en nuestro país se han destruido de modo oficial, fundamentalmente mediante fundición, un total de 319.248 armas.

Una cantidad importante de las armas lo conforman escopetas, pistolas, rifles y carabinas, que ha ido en aumento de año en año. En 2009 el volumen de armas que se destruyó apenas fue de 13.400 armas. Desde entonces la presencia de todo tipo de armas ha ido incrementándose hasta que el año pasado la cifra alcanzó las casi 62.500 armas destruidas. Una evolución que supone multiplicar por 4,6 la cantidad de armas destruidas en España en apenas una década.

La destrucción se produce de modo regulado, cuando la eliminación de una licencia o la necesidad de desprenderse de un arma sin que ésta haya sido subastada, debe llevarse a cabo. En los últimos tres años el incremento en la destrucción anual de armas ha registro sin cesar de año en año, con aumentos interanuales de entre el 25% y 31%.

Armas inutilizadas

En la mayoría de los casos la destrucción se lleva a cabo por petición de sus titulares. Así ocurrió en el 85% de los casos. El resto, el 15% restante, correspondió a armas que se encontraban en manos de la Justicia por ser parte de procesos judiciales o administrativos.

Además de la destrucción y conversión en chatarra de las armas, otro importante volumen simplemente se inutiliza. Sólo el año pasado fueron inutilizadas 3.161 armas, casi en su totalidad escopetas (2.162) seguidas de algo más de medio millar de pistolas. En los útlimos diez años se han inutilizado 35.421.

¿Cuáles son las armas más comunes en España? Sin duda la principal y más común es la escopeta, que representa casi el 75% del total seguida de los rifles, que suponen el 11% y las carabinas, un 6%. Pero la lista de armas destruidas cada año incluyen un amplio espectro de modalidades en los que se incluyen incluso ametralladoras. El año pasado se destruyeron 7 unidades, sumando 26 metralletas destruidas sólo desde 2014, además de cinco ‘pistolas ametralladoras’. En el amplio volumen de armas a destruir se incluyen incluso trabucos, 36 unidades sólo el año pasado, 48 ballestas, 6 arcos o incluso siete fusiles de pesca.

Más en Andalucía y Madrid

El mapa de presencia de armas en España registra un mayor volumen, cerca una de cada cinco está en Andalucía, con 645.000 unidades. En segundo lugar figura Madrid, con algo más de 303.000, y le siguen Cataluña, con 275.000, Valencia, con 273.500 y Castilla y León, con 244.000 armas. Pese a ello, en relación a su población las que más armadas posee es Extremadura, con 14 armas por cada 100 habitantes, seguida por Castilla La Mancha, con 11,8 por cada 100 habitantes y La Rioja, con 8,4.

En la mayor parte de los casos se trata de armas pertenecientes a algún cuerpo policial o militar, si bien un buen volumen de ellas están relacionadas con la caza. En los ultimos años también han aumentado las licencias destinadas a la defensa personal, que se estiman en alrededor de 8.500. Son las que vienen avaladas por la licencia de tipo B, la destinada a la autodefensa.

Comentar ()