En ocho horas se han agotado las ayudas de la Generalitat para autónomos. Este mediodía el Departamento de Trabajo ha anunciado que se daba por finalizado el periodo de inscripción para recibir la ayuda única de 2.000 euros al haber alcanzado 10.000 solicitudes. La web de solicitudes se abrió este lunes, pero a mediodía ya se había colapsado la plataforma y el Departamento suspendió el proceso para «reforzar la web». Este martes se ha reabierto a las 9 horas la web de acceso y a las 12 se ha cerrado ya el plazo de solicitudes, anunciado en principio hasta el 20 de noviembre.

«Pido disculpas en nombre Govern por la gente que no ha podido tramitar la solicitud de ayudas», ha señalado la portavoz del ejecutivo catalán, Meritxell Budó, tras la reunión del Consell Executiu. «Lamentamos que no haya funcionado como debía» ha apuntado Budó, que ha anunciado una reunión de los titulares de Vicepresidencia, Trabajo y Políticas Digitales para estudiar nuevas ayudas para el sector.

Era evidente que habría más de 10.000 peticiones, que con 20 millones no sería suficiente», reconoce Budó

Budó ha reconocido que «era evidente que habría más de 10.000 peticiones, por eso se establece un sistema de concurrencia competitiva», pero ha atribuido a el colapso a la falta de recursos de la Generalitat. «Era evidente que con 20 millones no sería suficiente, estamos trabajando en ello, somos conscientes que hay muchos autónomos afectados» ha añadido la consejera de Presidencia.

Se trata de las ayudas anunciadas por el Govern para mitigar los efectos de las restricciones ante la extensión del coronavirus. La restauración y los centros de estética llevan un mes cerrados en Cataluña, y dos semanas los gimnasios, la cultura y los centros comerciales.

Para aliviar a los autónomos afectados por esas medidas el Govern aprobó una partida de 20 millones para sufragar una ayuda única de 2.000 euros que debe alcanzar a 10.000 trabajadores por cuenta propia.

A las 9 de la mañana de este lunes se abría el periodo de solicitud de la ayuda, vía telemática y menos de una hora después el departamento reconocía los primeros problemas. A mediodía los usuarios clamaban por el colapso del sistema que hacía imposible registrar ninguna petición. A las 16.00 horas el Govern suspendía la web hasta este martes.

Reparto de culpas con Puigneró

En una nota emitida a esa hora, el Departamento de Trabajo, en manos del republicano Chakir el Homrani, anunciaba la suspensión del proceso para «reforzar la plataforma VALID» creada para permitir el acceso telemático a las ayudas. Cuando la Generalitat suspendió la web se habían tramitado 3.543 solicitudes.

Preventivamente, centrifugaba responsabilidades señalando que la plataforma la gestiona la Administración Abierta de Cataluña (AOC) del Departamento de Políticas Digitales, en manos de neoconvergente Jordi Puigneró. El mismo departamento que el pasado martes aprobó la primera partida para lanzar la «Nasa catalana» con una partida de 18 millones de euros.

No es la primera vez que la Generalitat tiene problemas para activar sus ayudas. Hace apenas diez días sucedió lo mismo cuando el ejecutivo catalán activó la web para solicitar las ayudas a bares y restaurantes afectados por el cierre decretado quince días antes. En esa ocasión, las ayudas dependían del Departamento de Empresa, pero la gestión de la plataforma correspondía igualmente a la AOC.

La web volverá a recibir peticiones a partir de las 9 horas de este martes y hasta el 20 de noviembre o hasta que se agote la partida de 20 millones destinada a este objeto. Se pueden acoger a ella los autónomos registrados que no tengan a más de seis trabajadores a cargo, cuya base imponible en la última declaración del IRPF fuera de como máximo 35.000 euros y con un rendimiento neto de los tres primeros trimestres del año no superior a los 13.125 euros.