España

Illa se despide en pleno pico de la tercera ola: "Estaré donde puedo ser más útil"

Salvador Illa, tras su último Consejo de Ministros.

Salvador Illa, tras su último Consejo de Ministros. EFE

Salvador Illa ha participado hoy en el que es su último Consejo de Ministros en calidad de ministro de Sanidad. En su despedida ha aprovechado para trasladar su respeto y reconocimiento a «los colegas de las Comunidades autónomas», con los que se reunía semanalmente en el Consejo Interterritorial de Salud, «por el trabajo duro que han hecho». También ha dado las gracias a todo el personal sanitario, desde los médicos hasta los celadores, «por la profesionalidad que esta pandemia terrible ha puesto a prueba», así como al conjunto de la población.

Illa sale del ministerio horas después de que España registrara un récord de casos durante el fin de semana con más de 90.000 contagios y 700 fallecidos, esto es, en el pico de la tercera ola o, lo que para algunos epidemiólogos ya es la cuarta.

El ministro ha confesado que «uno de los momentos más complicados que me ha tocado vivir fue la restricción» para que los familiares no pudieran acompañar a sus fallecidos por el coronavirus en pleno confinamiento domiciliario. En definitiva, «me llevo el recuerdo de todas las familias que han perdido a sus seres queridos», ha dicho en otro momento de su despedida, aunque ha querido mostrar cierto optimismo al asegurar no tener duda de que «vamos a conseguir erradicar» el Covid.

Ahora «dejo Madrid, que es una ciudad fantástica, y donde tengo muchos amigos. Me siento un servidor público y siempre esté donde creo que pueda ser más útil», ha agregado respecto a su marcha para encabezar la lista del PSC a la presidencia de la Generalitat. «Me voy ahora a otra responsabilidad que también anticipo que no va a ser cómoda» ha vaticinado ante el endiablado panorama catalán.

Respecto a las aceradas criticas que ha recibido, no sólo desde los partidos de la oposición, sino de los socios de Gobierno al irse sin pasar antes por el Congreso, se ha escudado en sus numerosas comparecencias en la Cámara Baja y argumentado que el Ejecutivo cumplirá su compromiso de rendir cuentas mensualmente, tarea que recaerá en su sucesora. Precisamente, la ministra portavoz, María Jesús Montero, ha defendido «el buen estado de salud» del Ejecutivo, negando cualquier de inestabilidad que afecte a la coalición.

Difícil legado

Illa ha explicado de las restricciones de movimiento con el Reino Unido y con Andorra por la cepa británica, que está por debajo de un 5 por ciento de los casos pero puede acabar siendo «de prevalencia dominante» en las próximas semanas. Tras apuntarse a la tesis que hay un descenso de los casos, ha defendido que las actuales medidas son suficientes para afrontar lo que muchos expertos llaman ya la cuarta ola. De hecho, hay siete Comunidades, ha subrayado Illa, están mejorando sus resultados, descartando el confinamiento domiciliario. «Es más, si revisamos las medidas en Europa son similares, por no decir las mismas que aquí se adoptan», ha alegado.

Además, el Gobierno está analizando la petición de a Unión Europea para confinar a aquellos territorios que sobrepasen los 250 contagios por 100.000 habitantes. España supera una incidencia acumulada de 800 casos.

Consciente de que deja un legado nada fácil a su más que probable sucesora, la ministra Carolina Darias, ha defendido que la marcha de la vacunación es «correcta» y que en verano se alcanzará el 70 por ciento de población vacunada. Illa ha preparado junto a su equipo un documento de traspaso para asegurar que el relevo no genera dificultades. Asimismo, España está, junto al resto de la UE, pendiente de que se cumpla lo pactado con las farmacéuticas en el reparto de las vacunas para garantizar que «lo que se firmó se cumple, que llega en tiempo y forma salvo imponderables».

La ministra portavoz y el titular de Seguridad Social, José Luis Escrivá, le han agradecido su «inestimable contribución al bienestar de este país en uno de los años más duros y dolorosos». «Quiero agradecerte tu honestidad, humanidad, talante y haber aportado serenidad a la política», ha dicho Montero en su presencia.

Te puede interesar

Comentar ()