España

Los sindicatos policiales respaldan a los antidisturbios frente a los "terroristas callejeros"

Efectivos policiales en las protestas por la detención de Pablo Hasél en Barcelona.

Efectivos policiales en las protestas por la detención de Pablo Hasél en Barcelona. EFE

Los principales sindicatos policiales se han mostrado en las últimas horas especialmente críticos con las palabras en Twitter del portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique, mostrando «todo su apoyo a los jóvenes antifascistas» que protestan estos días en la calle en rechazo al encarcelamiento del rapero Pablo Hasél.

En un comunicado, el SUP ha pedido incluso que, «si los incidentes continúan y son de gravedad», la Fiscalía analice los mensajes como el de Pablo Echenique, destacado dirigente del partido que forma parte del Gobierno junto al PSOE, «por si de los mismos se pudiera desprender alguna responsabilidad penal».

Además, ha pedido al ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, que exija una rectificación al portavoz de Unidas Podemos, así como «una rotunda condena de la violencia».

Jupol, el sindicato mayoritario en la Policía Nacional, ha denunciado en redes sociales la «pasividad y permisividad» del Gobierno en los delitos contra las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, calificando de «terroristas callejeros» a los que han lanzado objetos piedras y adoquines contra los agentes.

«Los violentos que anoche arrasaron el centro de Madrid han provocado heridas a policías de la UIP y de la comisaría de Centro. Además de daños en mobiliario, tiendas y vehículos. Ánimo para los compañeros», publicó el CEP, otro de los sindicatos muy crítico con las palabras de Echenique y que pedía una condena por parte del Ministerio del Interior.

Un total de 19 personas fueron arrestadas y 55 resultaron heridas de carácter leve, entre ellas 35 agentes de la Policía Nacional, durante los disturbios registrados en la concentración celebrada en la Puerta del Sol de Madrid en apoyo al rapero Pablo Hasél. También hubo altercados en otras ciudades españolas, especialmente en Cataluña.

Por su parte, el Sindicato Profesional de Policía (SPP) ha mostrado su «profundo malestar» por el hecho de que uno de los dos partidos que sustentan el Gobierno -Unidas Podemos- esté «alentando las manifestaciones violentas tras la detención del rapero Hasél» y, por el contario, «no se dé el apoyo institucional necesario a la actuación de los policías nacionales».

Esta organización dice echar en falta el «apoyo expreso» del ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, y la «exigencia de responsabilidad de Pedro Sánchez al resto de integrantes de su gabinete. «A los policías nacionales siempre se les exige actuar con responsabilidad pero en esta ocasión existe una manifiesta falta de responsabilidad y lealtad institucional por parte de quien tiene el poder ejecutivo y, como tal, la dirección de la acción policial», censura el SPP.

Comentar ()