España

Tezanos hace campaña a favor del PSOE frente a los políticos "con pocas luces"

Alerta en la Fundación Sistema de las "mascaradas en las que no dudan en mezclar odios, resentimientos, polarizaciones y simplismos analíticos"

El presidente del CIS, José Félix Tezanos, en una comparecencia informativa.

El presidente del CIS, José Félix Tezanos

Lejos de mantener la imagen de neutralidad que exige presidir la primera empresa demoscópica del país, de titularidad pública, el responsable del CIS, José Félix Tezanos, hace campaña a favor de su partido y en contra de las «mascaradas engañosas» y los «políticos con pocas luces». Y aunque se cuida muy mucho de hacer un llamamiento directo -de hecho, no se puede pedir todavía el voto hasta que no arranque formalmente la campaña- y de hablar de siglas, Tezanos aprovecha su tribuna mensual de la Fundación Sistema para orientar el sentido de la papeleta.

Tras hacer una profunda disertación sobre los efectos sociales, políticos y económicos que dejará tras de sí la pandemia del Covid, defiende la pertinencia de que «ante procesos y dilemas electorales que algunos están planteando en términos primarios, desde el odio, la demagogia y la ignorancia -en alusión al PP y a Vox- la mayoría de los ciudadanos inteligentes no se dejen atrapar por espectáculos desviados, ni se dejen seducir por mascaradas engañosas, sino que apoyen a los que hablan de problemas reales y de soluciones posibles, que tienen que ser gestionadas no solo con inteligencia y rigor, sino también con capacidad inclusiva».

Denuncia el «odio, la demagogia y la ignorancia» del PP

Justo el mismo día en que el CIS arroja en Madrid un empate a 68 escaños entre el bloque de la izquierda y de la derecha, arremete contra los pretenden divorciar a la sociedad de los «datos objetivos de la realidad» obviando las exigencias económicas y sociales «inexcusables» de futuro como la necesidad de afrontar «una deuda pública enorme» y la «mejorar y potenciar los sistemas de Salud» pública.

No tiene inconveniente Tezanos en hablar de políticos con «pocas luces», que son aquellos, dice, que ante contextos tan complicados como el actual ”sienten tal sensación de vértigo y de perplejidad que no acierten a hacer otra que intentar salir de la encrucijada recurriendo a `mascaradas políticas´».

«Mascaradas -agrega- en las que no dudan en mezclar odios, resentimientos, polarizaciones y simplismos analíticos. Y, por supuesto, ‘gritos’, con los que intentan llamar la atención de los aficionados a los ‘espectáculos’ movilizando el concurso de aquellos que ‘viven’ de las mañas y las artes menores de la ‘política” (con p minúscula) y del puro politiqueo».

En plena precampaña electoral a la presidencia de la Comunidad de Madrid, el responsables del CIS considera que lo peligroso de lo que «tendencia enmascaradora» no es solo la degradación de la Política como tal, «sino que se están enturbiando y dificultando los debates necesarios, hurtando a la opinión pública las cuestiones realmente pertinentes, intentando trocar los análisis políticos verdaderos y necesarios en juegos de luces, sombras, gritos y emociones».

20 por ciento de indecisos

Todo ello para llegar a la conclusión de que «al final una parte de los electores se ven emplazados a optar únicamente por máscaras y apariencias, sin tener conciencia de lo que realmente hay detrás de determinadas máscaras». Una forma de intentar convencer a ese 20 por ciento del electorado que, según el CIS, aún no ha decidido el destino de su voto.

Comentar ()