La Facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la Universidad Complutense de Madrid ha cancelado a última hora el acto programado para este lunes a las 11.30 bajo el título Venezuela: ¿Democracia o dictadura? al que estaba invitado el opositor venezolano Leopoldo López.

En una carta firmada por la decana María Esther del Campo García, miembro de la Junta Electoral Central a propuesta de Unidas Podemos desde el pasado verano, la facultad argumenta la cancelación del acto por «la extrema movilización de las redes sociales», así como por la «crispación política que se está produciendo, al calor de las elecciones a la Comunidad de Madrid».

La decana afirma en su misiva que, por estos elementos, resulta «imposible controlar la seguridad» de los asistentes al evento, donde en otras ocasiones se han realizado escraches, como el que sufrió Rosa Díez en el año 2010.

La facultad de Pablo Iglesias

Leopoldo López, una de las figuras internacionales más reconocidas de la oposición al régimen chavista, vive en Madrid junto a su familia desde que logró salir de la embajada de España en Caracas en octubre de 2020, donde había sido acogido por el entonces jefe de la legación, Jesús Silva. López es el mentor del actual presidente encargado, Juan Guaidó, y pertenecen a la misma formación política, Voluntad Popular.

A su llegada la capital de España llegó a ser recibido por el jefe del gobierno español, Pedro Sánchez, en su calidad de líder del PSOE. Sin embargo, el ex vicepresidente y líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, que es profesor honorífico de la Facultad de Políticas, sigue avalando al régimen de Maduro.

En una charla el curso pasado en el campus de Somosaguas, Esther del Campo fue quien presentó a Pablo Iglesias, entonces vicepresidente del gobierno. Del Campo dijo que tenerle allí era como «recuperar a un hijo pródigo». Y añadió: «Sé que su intención es volver. Yo lo que le he transmitido es el interés de la Universidad Complutense y de nuestra facultad porque para nosotros es muy importante que alguien como él esté en el gobierno de este país».

«No hay mensajes amenazantes»

La Asociación Libertad sin Ira UCM ha respondido a la decisión del Decanato de Políticas con un comunicado en el que lamentan que Esther del Campo haya cancelado el evento. Y responden a la decana: «No hemos sido capaces de encontrar un solo mensaje amenazante o con intención de boicotear el acto, y cuando se les ha pedido que muestren los mensajes referidos, no se nos han facilitado».

Añaden que desde gerencia informaron de que no había ningún problema de seguridad, y de que en caso de detectarlo reforzarían la vigilancia.

También los organizadores del acto apuntan que el acto nada tiene que ver con la campaña política madrileña, sino que se trata de «una charla universitaria acerca de la situación política de otro país».

A su vez, el Decanato señala que «no se ha recibido con la necesaria antelación desde la organización del evento un protocolo adecuado a las medidas sanitarias, absolutamente necesario para garantizar la realización de actos masivos en este contexto de pandemia y restricciones sociales».

Sobre el protocolo Covid, Libertad sin Ira UCM asegura que firmaron una declaración de responsabilidad por la que se comprometía a respetar las precauciones que les habían indicado.

La asociación denuncia «el trato desigual y arbitrario que impide a nuestra asociación poder celebrar actos con normalidad» y anuncia que solicitará amparo al Rectorado de la Universidad Complutense de Madrid.