Ocurrió el pasado viernes en Euskadi Irratia, una de las emisoras de la Radio Televisión Pública vasca (EiTB). Como todas las semanas, la colaboradora del programa ‘Faktoria’ que emite esta emisora en euskera del Ente había vuelto a acudir junto a su guitarra para improvisar un nuevo ‘bertso’ (verso improvisado realizado cantando, rimando y de acuerdo a una métrica) de temática libre. El día anterior, uno de los presos de ETA que más tiempo ha pasado en la cárcel, Ion Kepa Parot, abandonaba la cárcel francesa de Muret, cerca de Tolouse. Fue condenado por la Justicia francesa a cadena perpetua y salía en libertad condicional tras 32 años en la cárcel. Fue a él a quien Maddalen Arzalluz dedicó el ‘bertso’.

«Que son 32 (años), una vida, dos vidas, al final el pestillo se quitó y abrió la puerta…». Y continuó relatando cómo ha avanzado su vida, paralela al cumplimiento de la condena de Parot: «En los oscuros 90, cuando un verano me trajo al mundo, cuando empezaba a vestirme sola, Parot cumplía ya su primer años en prisión». Y seguía relatando en sus ‘bertsos’ cómo cuando terminó su infancia en la ikastola de Hendaya el preso de ETA «cumplía ya su primera década» encarcelado y la segunda cuando, tras acudir a la facultad de letras en Vitoria, ella viajó a San Petersburgo…».

El vídeo con la actuación de Arzalluz no duró mucho colgado en la página web del programa ni en las redes sociales de EiTB. Horas después fue retirado. Una decisión que la izquierda abertzale ha calificado de «censura» y por la que pedirá explicaciones en el Consejo de Administración del próximo martes día 25, según ha confirmado el portavoz de EH Bildu, Unai Urruzuno. Para entonces, destacados dirigentes de la coalición abertzale ya habían reaccionado a la eliminación del vídeo. Tanto Arnaldo Otegi como el líder de Sortu, Arkaitz Rodríguez habían reproducido el vídeo con la actuación de Arzalluz.

El preso de ETA al que Arzalluz dedicó su intervención en la radio pública, Ion Kepa Parot, cumple desde el jueves un año de condena en régimen de arresto domiciliario y con pulsera electrónica. Fue condenado junto a su hermano Henri Parot, -‘Unai’-, Jakes Esnal y Frederik Haranburu. Todos ellos integraban el comando ‘Argala’, un comando itinerante instalado en territorio del País Vasco francés y que se desplazaba a España para cometer sus atentados a finales de los años 80. Fue considerado uno de los comandos más letales de ETA.

Comando ‘Argala’

Henri Parot fue detenido el 2 de abril de 1990 en Sevilla cuando conducía un Renault 14 rojo cargado de 300 kilos de explosivos que pretendía colocar frente a la Jefatura Superior de Policía de la capital andaluza. Poco después fue arrestado el resto del comando en territorio francés.

La petición de excarcelar a Ion Kepa, así como a Jakes Esnal y a Frederick Haranburu, todos ellos condenados a cadena perpetua en Francia, acumula años de movilizaciones desde el entorno de la izquierda abertzale. En noviembre de 2020 salió libre Haranburu, el pasado jueves lo hizo uno de los hermanos Parot, Ion Kepa, y precisamente hoy está prevista la puesta en libertad de Esnal. Henry -Unai- Parot cumple condena en la cárcel de Zaballa, en Álava. Fueron condenados por pertenecer al comando que perpetró decenas de atentados causando 38 muertes y alrededor de 200 heridos. Entre ellos, el perpetrado contra la casa Cuartel de Zaragoza que causó 11 víctimas, entre ellas cinco niños.

Ion Kepa fue detenido en 1990. Nacido en Argel y de nacionalidad francesa, es uno de los presos más veteranos de los que quedan en prisión. Ha salido de la cárcel con 71 años. El resto de la condena que aún tiene pendiente la cumplirá en su casa de Bayona, donde reside.

Malestar de las víctimas

Este hecho ha provocado el malestar de algunas asociaciones de víctimas, como el Colectivo de Víctimas del Terrorismo (COVITE) que tras agradecer que EiTB «afortunadamente» retirara el vídeo, se ha preguntado «¿Cuántos bertsos se han dedicado a las víctimas de ETA? Muchos menos que a los asesinos». A través de las redes sociales, Covite ha recordado que Maddalen Arzalluz «es hija de un etarra huido a Francia»: «No es la primera vez que dedica sus bertsos a los asesinos de ETA. Lamentable que en un primer momento se le diera altavoz».

También ha reprochado que tanto Otegi como Arkaitz Rodríguez se hicieran eco de su intervención. Les acusan de «cinismo» por apoyar a Arzalluz al mismo tiempo que «dicen tener empatía con las víctimas de ETA, como en la entrevista conjunta que han dado hoy».

En la citada entrevista que ambos dirigentes de la izquierda abertzale conceden al diario Naiz con motivo del primer aniversario de su «declaración de Aiete» en la que lamentaron al daño ocasionado a las víctimas y se comprometieron a repararlo en la medida de sus posibilidades. En la entrevista señalan que en Euskadi «no hay víctimas de una parte ni de otra» sino que todas «han sido víctimas de este país. Añaden que del mismo modo que los presos «no son de la izquierda abertzale» sino fruto de una «fase histórica» que cree ya superada: «No son nuestros preso, son los presos que ha dejado una fase histórica de este país y la solución a ese problema deberíamos entenderla como aportación a la convivencia», ha asegurado Otegi.