Estados Unidos | Internacional

La Cámara de Representantes de EEUU suspende su sesión por temor a otro asalto

La red conspiranoica QAnon reivindica el 4 de marzo como la fecha en que tendría que asumir Trump el poder

Un policía vigila las inmediaciones al Capitolio en la toma de posesión de Joe Biden

Las fuerzas del orden vigilan las zonas circundantes en la toma de posesión de Biden. EUROPA PRESS

El 4 de marzo era la fecha en que los presidentes eran investidos en Estados Unidos hasta 1937. Entonces se anticipó el traspaso de poder al 20 de enero, el día en que este año juró su cargo como presidente el demócrata Joe Biden. La Cámara de Representantes ha cancelado su sesión de este jueves 4 de marzo por temor a un nuevo asalto como el que sufrió el pasado 6 de enero.

La policía del Capitolio de Estados Unidos está investigando «un posible complot para violar el Capitolio por un grupo de milicias identificado», de acuerdo con una información publicada por el diario Usa Today. La seguridad se está reforzando en la sede del Legislativo.

En la jornada de este jueves estaba previsto que aprobaran una ley para reformar la policía que llevará el nombre de George Floyd. Justo el próximo lunes empieza en Minneapolis el juicio a Derek Chaubin, el agente que hincó su rodilla en el cuello de Floyd casi nueve minutos provocándole la muerte horas después.

QAnon reivindica el 4 de marzo

La red conspiranoica QAnon, que cuenta con una congresista, considera que el 4 de marzo es «el verdadero día de la investidura» de quien consideran que ganó las elecciones, el republicano Donald Trump. El propio ex presidente reivindicó de nuevo su victoria el domingo en el primer acto público en el que ha participado desde que dejó el poder, la convención conservadora (CPAC).

En esa intervención, Trump insinuó que podría volver en 2024 y que lo haría con el Partido Republicano. No fundará un nuevo partido. También arremetió contra Joe Biden, que está desmontando sus políticas migratorias, climáticas y de política internacional.

A su vez, llamó a echar del partido a los republicanos que votaron en su contra en el segundo impeachment por incitación a la rebelión. Trump volvió a resultar absuelto pero una decena de republicanos censuraron con su voto su participación en el mitin que encendió la mecha para el posterior asalto al Capitolio el pasado 6 de enero.

Te puede interesar

Comentar ()