Europa | Internacional

Zelenski equipara el horror en Ucrania con el bombardeo de Guernica

El presidente ucraniano pide a España que siga enviando armas a su país, que apoye sanciones más duras, y nombra a las empresas que aún mantienen lazos con el Kremlin

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, interviene en el Congreso

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, interviene en el Congreso EFE

Con gran expectación, un sonoro aplauso de bienvenida, y un lleno hasta la bandera en el Congreso de los Diputados, el presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, ha lanzado un claro mensaje a España: ayudadnos, con armas y sanciones, para evitar que se repita lo que sucedió en Guernica en vuestro país. Ha equiparado lo ocurrido en Ucrania con el bombardeo de Guernica. «Vivimos en abril de 2020, pero parece que sea abril de 1937, cuando Europa conoció a una de vuestras ciudades: Guernica».

«Los ucranianos queremos paz, no conflicto. Rusia nos ha traído guerra a nuestra tierra, hace mucho. Nos estamos defendiendo contra la agresión desde 2014, con la ocupación de Crimea y luego la guerra en el Donbás. Ya llevamos 41 días de agresión», ha dicho Zelenski.

«¿Qué quiere destruir el Ejército ruso? Quiere destruir la posibilidad de vivir sin dictadura, sin violencia del Estado, la posibilidad de ser una democracia en paz, de convivencia de diferentes comunidades… Rusia quiere destruir nuestra diversidad y luego quiere hacerlo en toda Europa», ha añadido.

«Para España es muy importante defender el sistema democrático y que haya paz en el continente europeo… Las madres en Ucrania escriben en las espaldas de sus hijos los nombres y los contactos de gente cercana. Así confían en su salvación. Imaginen vivir en sótanos de 2022. Estamos en abril de 2022 pero parece que estamos en abril de 1937, cuando bombardearon Guernica», ha señalado en alusión a la guerra civil española, para referirse a continuación a Mariúpol, la ciudad mártir. «En Ucrania muchos viven sin agua, ni medicamentos, ni comida. Están destruyendo Mariúpol. Allí solo hay ruinas. El 90% de los edificios está destruido», ha remarcado.

¿Cómo pueden las compañías europeas negociar con el país que nos destruye?»

«Y la guerra sigue. Rusia no busca paz. Lo peor es que no sabemos lo que puede durar estar guerra… Hace falta que las sanciones sean lo más contundentes posibles. ¿Cómo podemos permitir que los bancos rusos generen beneficios? ¿Cómo pueden las compañías europeas negociar con el país que nos destruye? Muchas empresas españolas han cortado esos lazos. Os lo agradezco. Me dirijo a Porcelanosa, Maxam para que dejen de hacer negocios con Rusia», ha indicado el presidente ucraniano, que suele señalar con el dedo a aquellos que aún no han cortado lazos con el Kremlin.

«Lo que ha vivido Bucha son crímenes de guerra contra la humanidad. Hay que juzgar a los militares rusos en la Corte Penal Internacional. ¿Cómo pueden comprar petróleo ruso otros países? En Ucrania se libra el destino de los valores que nos une, la democracia, los derechos humanos. Son valores fundamentales. Os agradezco los pasos, pero hemos de hacer más para que Rusia respete el derecho internacional», ha dicho.

Y ha concluido: «Europa todo el mundo debe dejar de tener miedo y ser fuerte. Debe anteponer la democracia a las amenazas que difunde Rusia. Pido que en toda Europa pase lo mismo. Pueden ayudarnos. Apreciamos las armas que dan a Ucrania y podéis apoyar las sanciones futuras. La democracia no debe tener miedo. Es el derecho la paz, a la vida, a la felicidad, a la seguridad, el derecho al futuro de nuestros hijos…. y el derecho a formar parte de Europa». Ha cerrado su alocución con un canto por la gloria de Ucrania.

En Europa debe dejar de tener miedo y ser fuerte. Debe anteponer la democracia a las amenazas que difunde Rusia»

Zelenski ha hablado por videconferencia ante los miembros del Gobierno, del Congreso y del Senado de España. En la tribuna de invitados ha escuchado al embajador de Ucrania, Serhii Pohoreltsev, y varios embajadores de los Veintisiete. La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, quien cursó la invitación en nombre de los diputados españoles, ha asegurado que España estará al pie del cañón con Ucrania en defensa de los valores genuinamente europeos. «El pueblo español en su totalidad está con el pueblo ucraniano», ha dicho. «La batalla de Ucrania por su libertad es nuestra batalla».

Batet, que ha saludado en ucraniano, ha condenado los crímenes de los que «hemos sido testigos». Ha cerrado el acto el presidente del gobierno español, Pedro Sánchez. Por razones de seguridad la intervención, que ha empezado con 15 minutos de retraso por los que ha pedido perdón Zelenski, ha durado media hora.

Zelenski ha intervenido ante el Congreso apenas tres horas y media después de que el ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, anunciara la expulsión de nuestro país de 25 diplomáticos rusos, tras la condena de la masacre de Bucha, que España considera “crímenes de guerra”. Varios países europeos, entre ellos Alemania, Dinamarca, Italia, Polonia o los países bálticos han aplicado esta misma medida. En total, han sido expulsados de la UE 120 diplomáticos rusos en las últimas 24 horas. 

Expulsión de Rusia del Consejo de Seguridad

Por primera vez desde la invasión de Ucrania, el presidente de Ucrania se dirigió minutos antes de hacerlo ante el Congreso español ante al Consejo de Seguridad de la ONU para exponer los resultados de su visita a Bucha, la localidad situada en la región de Kiev, cuyas imágenes han trasladado a la comunidad internacional a los peores tiempos de su historia. Ha dicho que las tropas rusas mataron a civiles en Bucha en medio de la calle «solo por placer».

Según dijo Zelenski ante el Consejo de Seguridad de la ONU, «quieren dejar el país que han invadido en ruinas y devastado». Zelenski ha dicho que tendrán que rendir cuentas por sus crímenes. «Hemos visto los más terribles crímenes desde la Segunda Guerra Mundial en nuestro país, ejecutados por Rusia», ha subrayado. «La masacre de Bucha es solo un ejemplo de lo que han hecho los ocupantes en Ucrania. El mundo ha de aprender la verdad sobre lo que está pasando», ha añadido, quien ha confiado en la investigación transparente para que rindan cuentas los responsables.

Ha lamentado que en el Consejo de Seguridad de la ONU Rusia tenga poder de veto, así que ha pedido su expulsión. «El sistema de la ONU ha de reformarse. No puede ser que se utilice como lo hace Rusia».

En Bucha hay sospechas de que las tropas rusas mataron a civiles a sangre fría. El Kremlin dice que todo es un montaje en su línea de campaña de desinformación que lleva practicando desde los tiempos de la URSS. También hizo declaraciones a varios medios ucranianos en los que aseguró que no va a parar hasta que los que han cometido las matanzas paguen por ello y ha reconocido que ahora ve muy difícil que se vea con el líder ruso, Vladimir Putin. 

Zelenski se dirigió el lunes a los medios internacionales en la zona cero de la masacre. “Ustedes ven lo que pasa cada día cuando nuestros combatientes entran y recuperan territorios”, dijo el presidente de Ucrania a los medios. Vestido con chaleco antibalas y rodeado de militares ucranianos, pidió a los periodistas que documentaran las atrocidades cometidas por las tropas rusas. “Haremos que los responsables sean castigados. Esto es un genocidio”. 

Gira virtual por los parlamentos

Volodimir Zelenksi está ganando la batalla mediática al Kremlin con una estrategia que le ha llevado a cobrar cada vez más protagonismo en la esfera internacional. Igual comparece ante un parlamento que en la gala de los Grammy, los Oscar o el Foro de Doha. A su vez, cada día graba un video dirigido a su población, a la que da ánimos en su lucha contra el invasor. 

Sus intervenciones empezaron el 1 de marzo con una videconferencia ante los parlamentarios europeos. Le presentó una emocionada Roberta Metsola, presidenta del Parlamento Europeo, que acaba de desplazarse hasta la capital ucraniana. “Cada día nos levantamos sin saber si será el último”, dijo desde Kiev. “Miles de ucranianos morirán en esta invasión a gran escala de la Federación Rusa…. Luchamos por la libertad y por ser europeos”.

Ucrania ha solicitado el ingreso en la Unión Europea, pero de momento no tiene garantizada una vía rápida de acceso. Ese mismo día el Alto Representante para la Política Exterior y de Seguridad, el español Josep Borrell, decía que había nacido “la Europa geopolítica”. Y añadió: “No vamos a cambiar derechos humanos por gas. No seremos rehenes de Putin. No vamos a dejar a un lado las libertades por ser dependientes de Rusia”. Este martes también se ha anunciado que Borrell y la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, viajan a Kiev esta semana. 

Desde entonces Zelenski ha hablado ante los parlamentos de una decena de países, entre ellos el Congreso de Estados Unidos, la Knesset israelí, la Asamblea Nacional francesa, y las Cámaras británica, australiana, canadiense o japonesa. Su mensaje se adapta al auditorio con el fin de lograr un máximo de empatía. A los estadounidenses les recordó el 11-S y Pearl Harbor, a los israelíes el Holocausto, y a los británicos la Segunda Guerra Mundial. “Luchamos como vosotros lo hicisteis frente a los nazis”. 

En los Grammy, el domingo, Zelenski se refería a cómo la música es lo más distante de la guerra que uno pueda imaginarse.”Nuestros músicos usan chalecos antibalas en lugar de esmóquines… Le cantan a los heridos en los hospitales, incluso a los que no pueden oírlos. Pero la música se abrirá paso de todos modos. Defendemos nuestra libertad de vivir, de amar, de soñar”.

Te puede interesar

Comentar ()