El ex jugador y ex seleccionador nacional de fútbol Javier Clemente, que ha defendido públicamente esta semana a los Villar tras su detención por corrupción en el marco de la Operación Soule, ha salido en las escuchas realizadas por la Guardia Civil al presidente de la Federación. En ellas, el ex seleccionador reconoce a Juan Padrón, vicepresidente económico de la RFEF, que se han comprado apoyos en Murcia mediante la celebración de un partido amistoso entre la Selección Española y Colombia el pasado 7 de junio. «Son votos, son votos compraos ¡joder Juan!… apoyos comprados… decir amén, amén, amén por… por llevarse unos dineros”, recoge el auto.

“Pues ha entrao el de Murcia… ¿Te dije yo que entraba el de Murcia?, ya le han metido al de Murcia también… le han metido al de Bilbao, al
caradura del de Bilbao, el de Murcia, el otro… han metido a muchos más», señala Clemente en la conversación con Padrón. Según el auto al que ha tenido acceso El Independiente, con el encuentro internacional y su consiguiente beneficio económico en la región de Murcia, el presidente de la federación regional, José Miguel Monje Carrillo, estaría en deuda con Villar, ya que éste le propone, además, formar parte de la comisión de la UEFA en sustitución del presidente de la Federación Andaluza de Fútbol.

En este caso, según el documento, la finalidad sería doble, «de castigo hacia el presidente de la Federación Andaluza de Fútbol (RFAF), que se ha posicionado a favor de un cambio de presidencia en la RFEF, y de recompensa hacia el presidente de la FFRM».

En otro momento de la conversación, el ex entrenador de la Selección Española le dice a Padrón que el tesorero de la RFEF, Juan Luis Larrea, está preocupado por tener que pagar 300.000 euros a la Federación Cántabra (FCAF) para unos campos que nunca serán de la federación sino del ayuntamiento, a lo que Padrón le responde que Villar no va sino a lo de él, que le importa «tres cojones» la Federación.

Clemente, en defensa de Villar

Clemente no ha ocultado su amistad con Ángel María Villar y su hijo Gorka, a los que ha defendido esta semana tras la detención de ambos por desviar grandes sumas de dinero de las arcas del ente público. «Después de la declaración de hoy ante el juez y sin saber lo que va a dictaminar he de decir que (los Villar) son: honrados y sobre todo AMIGOS», señalaba en su cuenta de Twitter. Es en esta red social donde ha volcado sus reproches hacia el presidente de la Liga de Fútbol Profesional, Javier Tebas, y el periodista José Ramón de la Morena por sus comentarios sobre la detención de Villar. «En mi tierra se dice: A cada cerdo le llega su San Martín. Y si no al tiempo».

Después de conocerse la decisión del juez de mandar a prisión sin fianza tanto al presidente de la Federación como a su hijo Gorka, el ex seleccionador nacional ha insistido en su apoyo: «Hoy estoy más con ellos que ayer».