El juez del caso del «procés» en el Supremo Pablo Llarena ha aceptado que el ex president Carles Puigdemont y los ex consellers Lluís Puig y Clara Ponsatí, todos ellos fugados y procesados, se personen en el sumario.

El magistrado considera que, como Puigdemont ha sido detenido y las demás detenciones están en trámite, procede aceptar su personación en el sumario.

Este trámite supone que, un vez haya sido hecho efectivo, pueda notificarse a los tres afectados toda la causa, incluidos los autos de procesamiento adoptados contra ellos el pasado viernes, de tal manera que, a partir de entonces, comience a contarse el plazo para que presenten sus recursos, primero ante el propio Llarena y luego ante el Supremo.

Supone además un cambio de criterio por parte del juez Llarena, que hasta este mismo lunes rechazaba la personación de Puigdemont en la causa del procés.