La Guardia Civil ha detenido al menos a una de las principales miembros de los Comités de Defensa de la República (CDR) en una operación llevada a cabo en la mañana de este martes en Cataluña. Los agentes han llevado a cabo registros y han practicado la detención por terrorismo y rebelión, tal y como confirman fuentes jurídicas a El Independiente. El operativo comenzó pasadas las 8 de la mañana, coordinado por el Juzgado Central número 6 de la Audiencia Nacional.

La Fiscalía ha confirmado posteriormente que buscan a otra persona, varón, acusada de los mismos hechos y que en el momento del operativo estaba “ausente” de su domicilio.

Estos grupos pro independentistas están considerados responsables de los últimos sabotajes en los peajes catalanes o de la concentración frente a la Delegación del Gobierno en Barcelona. También se cree que podrían estar detrás del acoso al juez Pablo Llarena y a políticos no afines al soberanismo.

Fuentes de la investigación han señalado a Efe que una detenida es una mujer que difundió en redes sociales un audio en el que explicaba las acciones y las estrategias que iban a llevar a cabo distintos comités y en el que no descartaba extenderlas a los puertos y a Mercabarna.

Además de las detenciones practicadas, las agentes de la Guardia Civil continúan realizando registros en diferentes domicilios de la localidad barcelononesa de Viladecans.

Cortes de carreteras y peajes

Durante la Semana Santa los CDR levantaron barreras en varios peajes de la red viaria catalana, cortaron carreteras y llevaron a cabo sabotajes para reivindicar la “república catalana” y pedir la liberación de los presos soberanistas.

Los CDR ya habían instado en Twitter a los conductores que retornaban de las vacaciones a que no pagaran los peajes. “Durante esta Operación Retorno de Semana Santa, vengas de donde vengas, no pagues ningún peaje” y “No tendrán a quién mandar si nosotros desobedecemos”, fueron algunos de los mensajes publicados en esa red.

Durante la última semana de marzo la estación ferroviaria de Sants en Barcelona, la A-2, la N-340, la AP-7 y la Diagonal y la Meridiana, dos de las arterias más importantes de la Ciudad Condal, fueron objeto de cortes y acciones reivindicativas de estos comités.

Los Mossos d’Esquadra han diseñado un plan especial ante el incremento de sus acciones. Este lunes desplegaron un amplio cordón de seguridad por la protesta de unas 500 personas convocadas por los CDR en el L’Auditori de Barcelona con motivo de la entrega de despachos a los jueces por parte del Rey.

Carácter violento

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha relacionado este martes los registros y detenciones ordenados por la Audiencia Nacional contra al menos dos líderes de los Comités de Defensa de la República (CDR) en Barcelona con el carácter “violento” de esta estructura horizontal y sin jerarquía que, según ha subrayado, son “similares a los comités de defensa cubanos”.

El ministro no ha dado detalles sobre las detenciones por ser una operación abierta, más allá de confirmar la primera de ellas. Ha subrayado que la estructura de los CDR son “poco horizontales” aunque tanto la Fiscalía como la Guardia Civil, la Policía Nacional y los Mossos d’Esquadra han puesto el foco en estos comités, de ahí que, ha dicho, se estén practicando también registros en domicilios.

“Por su estructura”, ha defendido Zoido sobre estos más de 300 CDR repartidos por Cataluña, “tienen más facilidades para penetrar en el tejido sobre todo de gente joven y en varias localidades”. “En los últimos días había comentarios de inactividad; no se trataba de detener a uno cualquiera sino lo que queríamos era precisamente investigar, saber cómo estaban organizados”, ha comentado el titular del Interior.

Zoido ha explicado que esta investigación “ha llevado a que la Guardia Civil, después de muchas investigaciones, al igual que la Policía Nacional y los Mossos, hayan solicitado del Juzgado y de la Fiscalía la autorización para llevar a cabo estas detenciones”. Acto seguido ha insistido en que, a primera hora de la mañana, sólo tenía confirmación de la detenida en Viladencans.

El ministro ha recordado que, según los informes policiales, los CDR empezaron a actuar con “acciones violentas antes y durante el referéndum del 1-O”, de ahí que se llamaran comités de defensa del referéndum y ahora de la república.