El PNV prometía desde hace meses que no apoyaría los Presupuestos mientras estuviese en vigor el 155 y hubiese «presos políticos» en las cárceles. Un juramento matizado desde hace semanas, hasta el punto de que la formación nacionalista vasca llegó a explicar que no enmendar las cuentas de Mariano Rajoy era una manera de allanar el camino hacia el diálogo. Este miércoles en el Congreso se ha escenificado un acuerdo: el PNV apoya la tramitación de los Presupuestos y consigue a cambio una subida de las pensiones durante dos años de acuerdo al IPC. Del 155, ni rastro.

En el día del terremoto político y mediático provocado por la dimisión de Cristina Cifuentes, en la prensa catalana más cercana al independentismo el foco se centra en Aitor Esteban, el portavoz de los nacionalistas en el Congreso. «El PNV cede», destaca en su titular Vilaweb, el medio de Vicent Partal. En El Nacional acompañan la noticia con un enlace a la visita del propio Esteban a Jordi Sánchez en Soto del Real, hace unos días.

Los independentistas acusan al PNV de ‘ceder’ y olvidarse del 155 con su apoyo a la tramitación de los Presupuestos

La posición del PNV trastoca los planes del independentismo y del propio Carles Puigdemont, que en alguna ocasión se había referido a que la falta de Gobierno en Cataluña perjudicaba más a Moncloa que a la Generalitat por cuanto suponía el mantenimiento del 155 y la persistencia del bloqueo vasco a los Presupuestos. Un obstáculo superado, que elimina esa pantalla y ha sublevado al independentismo de base.

«¿Esto es lo que llaman solidaridad fraternal de los pueblos de España?», pregunta uno de los agitadores más activos del independentismo en redes. El mensaje se repite en cientos de usuarios, que recuerdan al PNV su promesa: «¿Y el 155 qué?».

https://twitter.com/mkserra/status/989115283305648128

Entre calificativos como «traidores» y «vendidos», son legión quienes este miércoles se acaloran con el tradicional pragmatismo del nacionalismo vasco, que por el momento permite que la tramitación de las cuentas siga adelante a cambio de un acuerdo en materia de pensiones.

«Después de meses de gestiuclación indepe que todo el mundo sabe que acabará en la formación del Govern que podríamos haber formado hace semanas, el PNV hace de PNV y nos deja solos. Resultado: los que pronosticaban ‘un bloqueo que hará estallar Madrid’ nos dejan a todos con el culo al aire», analiza el profesor e investigador de la Universitat Pompeo Fabra (UPF), Lluís Pérez.

En su análisis de la situación, la radio del grupo Godó Rac1 destaca que el PNV «ha tenido suficiente» con la promesa de Rajoy de que el 155 se levantará cuando haya un Gobierno en Cataluña, que es básicamente la misma que lleva vigente desde la aplicación de este artículo de la Constitución. En las respuestas al tweet, las reacciones son mucho más apasionadas: «Cuidado con nosotros, pero a la hora de la verdad bajada de pantalones y ya está». «Vendidos, les importa poco el 155». «Vascos traidores».