Miquel Iceta ha reclamado hoy al Govern de Quim Torra que se comprometa a cumplir la legalidad como primer paso para restablecer la confianza entre Gobierno y Generalitat. «Las prisas son malas, las negociaciones necesitan claridad y discreción» ha advertido el líder del PSC en un día en que los dirigentes independentistas han empezado a concretar condiciones al diálogo con el Gobierno.

«Entiendo que los independentistas hagan públicos sus exigencias o deseos» ha añadido. «Pero deben pensar que primero deberían ofrecer el cumplimiento estricto de la legalidad». Iceta ha apuntado que la intervención económica de la Generalitat es fruto del FLA y de la amenaza de convocatoria de un referéndum ilegal.

«Seria bueno que la Generalitat dijera que es de fiar desde el punto de vista del cumplimiento de la legalidad» ha apuntado en este sentido. «Los controles tienen este sentido preventivo, si estos riesgos no existen se puede hablar de vuelta a la normalidad» ha apuntado Iceta, quien ha advertido de que sin ese compromiso de la Generalitat, una relajación de los controles financieros «serían gestos temerarios».

El Gobierno «tiene que garantizar que las cosas discurren en el campo de la legalidad y tiene instrumentos para conseguirlo» ha defendido el líder del PSC. «Hemos vivido época en la que, desgraciadamente debido a decisiones de la Generalitat se tomaron decisiones muy coercitivas como 155. Pero es el ultimo recurso, cuando no hay otro remedio, cuando se ha producido vulneración de la legalidad. Por eso seria bueno que el Govern dijera que en su hoja de ruta no hay voluntad de desbordar la legalidad porque esto permitiría muchas cosas».

Iceta evita valorar las peticiones de acercamiento de los presos pero recuerda que han criticado la prisión incondicional

Respecto al debate sobre el traslado a cárceles catalanas a los políticos imputados por su participación en el 1-O, Iceta ha recordado sus críticas a la prisión incondicional, pero «ahora nos encontramos en una semana clave» en la que se puede producir la confirmación de auto de procesamiento, o una decisión de la justicia alemana sobre la extradición de Carles Puigdemont.

«El Gobierno tiene que mostrar respeto sobre el proceso judicial, la mera especulación sobre ese proceso puede ser muy mal entendida e incluso contraproducente» ha concluido Iceta para rechazar exigencias en este sentido.

Así, Iceta ha reclamado no poner condiciones a un diálogo entre Pedro Sánchez y Quim Torra. «Para fortalecer autoridad del presidente de la Generalitat y del Gobierno convendría que todos nos abstengamos de marcar el contenido de las reuniones que tendrán».

El primer secretario del PSC ha hecho estas afirmaciones coincidiendo con el primer día de trabajo de los nuevos consejeros de la Generalitat, cuyos líderes, Elsa Artadi y Pere Aragonés, han elevado el listón de las condiciones independentistas al apoyo al PSOE.

Así, Artadi ha advertido en Catalunya Ràdio que no renuncian a la vía unilateral si no es posible pactar con el nuevo ejecutivo de Pedro Sánchez el reconocimiento al derecho de autodeterminación catalán. «Nuestro objetivo es la independencia» ha recordado Artadi.

El republicano Pere Aragonés ha apuntado por su parte que reclamarán al nuevo Gobierno el acercamiento de los políticos en prisión provisional a cárceles catalanas y pedirán a Sánchez que la Fiscalía solicite la libertad provisional para los imputados por su participación en el proceso independentista.

Evita las quinielas ministeriales

El primer secretario del PSC, uno de los habitulaes en todas las quinielas sobre el futuro equipo de gobierno de Pedro Sánchez, ha pedido evitar esas especulaciones. Iceta ha evitado descartarse «es muy feo» ha apuntado, «otra cosa es que uno considere que puede hacer unas cosas mejor que otras».

Iceta ha asegurado, en todo caso, que los socialistas «somos una piña» y ha ofrecido todo el apoyo del PSC a las decisiones que tome Sánchez en la formación de su Gobierno. «No queremos añadir presiones» ha concluido.