Política

Así se reparten por comunidades los compromisarios que elegirán al presidente del PP

logo
Así se reparten por comunidades los compromisarios que elegirán al presidente del PP
El presidente de Murcia, Fernando López Miras, vota en las dos urnas habilitadas en las primarias del PP.

El presidente de Murcia, Fernando López Miras, vota en las dos urnas habilitadas en las primarias del PP. EFE

Resumen:

Los militantes del Partido Popular ya han hablado. Y han escogido a Soraya Sáenz de Santamaría, que se ha impuesto en las primarias con 21.513 votos y cerca del 37% de las papeletas, tres puntos por encima de Pablo Casado, que durante buena parte del escrutinio estuvo por delante. La decisión final sobre el próximo presidente del PP y aspirante a la presidencia del Gobierno está en manos de 3.134 personas. 522 de los compromisarios son natos, por su posición en el partido, y 2.612 han resultado electos en la segunda urna en la que los votantes tenían que depositar su papeleta este jueves.

Los militantes del Partido Popular ya han hablado. Y han escogido a Soraya Sáenz de Santamaría, que se ha impuesto en las primarias con 21.513 votos y cerca del 37% de las papeletas, tres puntos por encima de Pablo Casado, que durante buena parte del escrutinio estuvo por delante. La gran victoria de Santamaría en Andalucía volteó la situación y le dio los 1.500 votos de ventaja con los que finalizó el recuento. María Dolores de Cospedal no tuvo opciones, y quedó fuera del corte a casi diez puntos de Pablo Casado.

Sin embargo, nada está decidido todavía. Soraya Sáenz de Santamaría y Pablo Casado tendrán que enfrentarse en una segunda vuelta que se celebrará en el Congreso Nacional de los próximos días 20 y 21 de julio. Una segunda votación en la que ya no tendrán voz los militantes sino los compromisarios, como históricamente ha sucedido en el Partido Popular. ¿Y quiénes son los compromisarios?

La decisión final sobre el próximo presidente del PP y aspirante a la presidencia del Gobierno está en manos de 3.134 personas. 522 de los compromisarios son natos, por su posición en el partido, y 2.612 han resultado electos en la segunda urna en la que los votantes tenían que depositar su papeleta este jueves.

Estos compromisarios, necesariamente militantes al corriente de pago del Partido Popular, concurrían en listas abiertas sin afiliación oficial, pero sí oficiosa, con los candidatos por los que tendrán que votar en el próximo Congreso. Por lo tanto, sus votos no están cerrados ni se pueden contabilizar al dedillo, especialmente en una carrera tan apretada como la que se vislumbra entre Santamaría y Casado, decidido a competir hasta el final y no escuchar los cantos de sirena que llaman a la integración con la exvicepresidenta.

Reparto basado en un censo falso

Para esto, será importante saber qué posición tomarán los compromisarios comprometidos con la candidatura de María Dolores de Cospedal, enfrentada desde hace tiempo a Soraya Sáenz de Santamaría y ahora eliminada de la carrera por la presidencia del PP, aunque con un peso importante. Su casi 26% de voto se traducirá seguramente en una cuota decisiva de compromisarios, cuya alineación con cualquiera de los candidatos decantaría con fuerza una balanza ahora igualada.

Los 2.612 compromisarios electos que participarán en el Congreso Nacional del Partido Popular han sido repartidos geográficamente siguiendo un criterio doble. El 75% se reparten de acuerdo al censo de afiliados del Partido Popular, y el 25% en función de los resultados electorales de las últimas elecciones.

En concreto, hay seis autonomías que concentran la mayoría de los compromisarios, alrededor del 68%: Andalucía, con 475 representa el 18,2%; Comunidad Valenciana, con 349 (13,4%); Galicia, con 279 (10,7%); Castilla y León, con 278 (10,6%); Madrid, con 207 (7,9%) y Castilla-La Mancha, con 199 (7,6%).

El reparto de compromisarios en las siguientes comunidades es el siguiente: 125 de Canarias (4,8%), 106 de Cataluña (4,1%), 100 de Extremadura (3,8%), 95 de Murcia (3,6%), 92 de Aragón (3,5%), 67 de las Islas Baleares (2,6%), 54 de Asturias (2,1%), 46 de Cantabria (1,8%), 43 del País Vasco (1,6%), 29 de La Rioja (1,1%), 27 de Ceuta (1%), 24 de Melilla (0,9%), 17 Navarra (0,7%).

En los próximos días se conocerá cual es el reparto de compromisarios entre los candidatos y si los porcentajes que obtuvieron en la elección directa por parte de los inscritos se corresponde o no a la hora de asignar compromisarios.

Cabe destacar aquí que ese reparto del 75% se basa en un censo falso, sobredimensionado y absolutamente hinchado. El PP presume de más de 850.000 afiliados que en la práctica se traducen en poco más de 150.000 militantes al corriente de pago. En cualquier caso, el reparto es parecido al de los electores inscritos para votar en las primarias. Se premia a Andalucía, Madrid y Valencia, aunque tienen un mayor peso Galicia -que se ha inclinado mayoritariamente por Cospedal-, Castilla-La Mancha -que también- y Castilla y León -que lo ha hecho por Soraya Sáenz de Santamaría.