«El titular es novedad mundial», ha ironizado el líder del PSC, Miquel Iceta, sobre la propuesta especificada hoy por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de un referéndum sobre una nueva reforma estatutaria en Cataluña. Una propuesta que Iceta ha asegurado compartir «hace tiempo».

«No habrá una solución estable que no pase por el voto de los ciudadanos», ha aseverado el líder de los socialistas catalanes. «Hace tiempo que decimos que la única manera de salir de esto es que los catalanes puedan votar un nuevo acuerdo sobre autogobierno», ha insistido, recordando que esta posibilidad, en forma de reforma estatuaria y de la Constitución, «ya está en la declaración de Barcelona, es bueno que el presidente del Gobierno recuerde lo que nosotros entendemos que es la mejor salida».

En este contexto, Iceta ha reclamado redoblar el esfuerzo de diálogo entre ambos ejecutivos «y también dentro de Cataluña» para tejer consensos que permitan un acuerdo en este sentido. Y ha dejado clara la distancia que les separa del independentismo: «unos piden votar para separa, nosotros queremos votar para seguir juntos» ha advertido.

El Govern debe acatar la sentencia del Supremo

El líder del PSC se ha referido también a la negativa del presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha aceptar una eventual sentencia condenatoria contra los líderes del 1-O. «En un Estado democrático las sentencias se tienen que acatar, especialmente desde las instituciones», ha advertido.

Iceta se ha referido a la sentencia de «la Manada» como ejemplo de sentencias «que podemos discutir» pero ha advertido que no hay alternativa al acatamiento. Desde la política se puede cambiar el marco legal pero desde la aceptación de las leyes y los mecanismos de reforma , además de las  decisiones de los tribunales».

En este sentido, ha reclamado a Torra y el resto de los dirigentes independentistas que dejen de hacer un discurso que después no se corresponde con la realidad, recordando que el Parlament ya ha acatado decisiones del juez Pablo Llarena tras cerrar la instrucción del caso, como la suspensión de los procesados.

«Llarena ha decidido suspender a los diputados y se les ha dejado de pagar el sueldo, en qué no lo aceptan», se ha preguntado Iceta, que ha reclamado «hacer esfuerzo para que discurso y realidad vayan de la mano».