El Tribunal Supremo no ha tomado ninguna decisión sobre la candidatura de Carles Puigdemont como cabeza de lista de Junts per Catalunya en las elecciones europeas del 26 de mayo. El Supremo, que se reunió excepcionalmente este domingo para valorar el recurso, ha decidido por unanimidad inhibirse, asegurando que no tiene competencia para resolver el asunto, y devolver la causa a los juzgados de lo contencioso-administrativo de Madrid, a los que insta a resolver la cuestión lo antes posible.

En su resolución, el Supremo avala la versión de la Fiscalía y entiende que no concurren causas que impidan la concurrencia de Puigdemont y los exconsejeros en las listas. Sin embargo, mantiene que no es competente para tomar una decisión sobre el asunto e insta a la justicia ordinaria madrileña a ser quien lo haga.

En una entrevista este sábado por la noche en el programa ‘Faqs’ de TV3, Puigdemont había sostenido que están defendiendo el sufragio activo y pasivo y que ello les obliga a “defender hasta las últimas consecuencias estos derechos que han sido violados”, anticipando un recurso si la decisión del Tribunal Supremo era desfavorable.

La candidatura de Puigdemont, Lliures per Europa (Junts), presentó un recurso contra la decisión de la Junta Electoral Central (JEC) de excluir al expresidente y los exconsellers Toni Comín y Clara Ponsatí de las listas para las elecciones europeas. El viernes, la Fiscalía avaló la reclamación del expresidente de la Generalitat. Horas más tarde, los juzgados de Madrid en los que recaía la causa se inhibieron para dejar la decisión en manos del Tribunal Supremo.

Puigdemont ha afirmado este fin de semana que el recurso a la justicia europea “podría afectar la convocatoria o la celebración de las elecciones europeas en el Estado español”, y ha defendido que se han vulnerado derechos fundamentales. Tampoco ha descartado presentar una querella por prevaricación contra los miembros del TS y ha criticado: “Es curioso que tengan tanta prisa para que no participemos en unas elecciones y vayan a vulnerar la ley para evitar que nos presentemos”.

El expresidente del Ejecutivo catalán ha opinado que esto ha ocurrido porque “no deben tener muy claro eso que sostienen de que no se podrá recoger el acta”, y ha asegurado que tiene claro que podrán recogerlo. “Tenemos claro que podremos recoger el acta. Está fuera de duda en los casos precedentes, no en algunos, en todos, que la inmunidad comienza a partir de la publicación de los resultados”, ha insistido, pese a los reiterados avisos del Parlamento Europeo en sentido contrario

“La inmunidad, también”

Gonzalo Boye, abogado de Carles Puigdemont, ha celebrado que el Tribunal Supremo haya reconocido que el expresidente catalán puede presentarse a las elecciones europeas y ha mostrado su convencimiento de que “también nos la darán (la razón) sobre la inmunidad cuando llegue el momento”.

En un tuit, Boye ha reaccionado así a la decisión del Supremo, que ha retornado a un tribunal contencioso-adminsitrativo de Madrid la decisión sobre si Puigdemont y los exconsellers Toni Comín y Clara Ponsatí, todos ellos huidos de la justicia, pueden presentar su candidatura a las europeas, aunque ha señalado que considera que conservan sus derechos para ser elegidos.

En su cuenta de Twitter, Gonzalo Boye ha escrito: “Lo dijimos desde un principio: @KRLS @ClaraPonsati y @toni_comin pueden concurrir a las elecciones y, ahora, el Supremo también nos da la razón; también nos la darán sobre la inmunidad cuando llegue el momento … y ahí lo dejo”.

La defensa de Puigdemont considera que si el expresident es elegido eurodiputado logrará automáticamente la inmunidad, aunque el Parlamento Europeo ya le ha advertido de que ésta solo será efectiva si recoge su acta en Madrid.