El independentismo ha cargado duramente esta tarde contra las decisiones de la Junta Electoral Central (JEC) de inhabilitar a Quim Torra como diputado del Parlament y de que Oriol Junqueras no pueda recoger el acta de eurodiputado. A los descalificativos de políticos secesionistas se han sumado protestas en Barcelona para defender al presidente de la Generalitat.

Carles Puigdemont, ex presidente de Cataluña, ha reaccionado al fallo sobre Junqueras tildando al órgano de la administración electoral de «miserables».»¡Miserables! Después de perpetrar un golpe de estado inhabilitando al presidente Quim Torra, ahora se atreven a vulnerar los derechos de Oriol Junqueras y de desafiar a la Unión Europea», ha afirmado en un tuit recogido por Europa Press.

«El Tribunal de Justicia de la Unión Europea fue claro: Oriol Junqueras es eurodiputado y tiene que ser liberado. ¡Basta!», ha dicho.

Protesta en Barcelona por Torra

Convocados por la ANC y con el apoyo de los CDR, unas 200 personas se han congregado en la plaza de Sant Jaume de Barcelona para clamar a favor de Torra como ‘president’ tras la decisión de la JEC de inhabilitarlo como diputado de la cámara catalana.

Antes de que saliera a la luz el fallo de la JEC sobre Junqueras, el líder de ERC había mostrado su apoyo a Torra remarcando que es necesario «preservar siempre las instituciones catalanas». «Todo mi apoyo, Quim Torra. Es necesario preservar siempre las instituciones catalanas».

Por su parte, el diputado del Congreso Gabriel Rufián ha afirmado que la decisión de la JEC sobre el president supone «un golpe de Estado de los de siempre y para lo de siempre».

A su vez, el coordinador nacional de los republicanos y vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha calificado la decisión de «aberrante». «Estamos contigo, Molt Honrable President. Siempre, todo el apoyo», ha añadido.