Política

Casado cierra filas con sus presidentes autonómicos: "Prefiero pecar por exceso"

El líder del PP ha valorado como "positivas" las iniciativas como la de Fernando López Miras, que insta al Ejecutivo a decretar la paralización de la actividad económica no esencial en Murcia e, incluso, valorar el cierre de la autonomía para frenar el virus

El presidente del PP, Pablo Casado.

Apoyo sin fisuras a la prórroga del estado de alarma, pero como viene siendo habitual, órdagos velados a la gestión de Pedro Sánchez en la crisis del coronavirus, en especial a lo que la relación entre la administración central y las autonomías se refiere. Ésta ha sido la tónica de la comparecencia de Pablo Casado este lunes, en la que ha vuelto a exigir al Gobierno el envío de material urgente a las regiones y que, en su condición de «mando único», escuche e incorpore las peticiones procedentes de las autonomías porque «van en beneficio de la contención de la epidemia».

En una rueda de prensa pionera hasta ahora en el PP, sin intermediarios ni limitación de preguntas, Casado ha cerrado filas con sus presidentes autonómicos ante el órdago que mantienen líderes como Fernando López Miras con el Ministerio de Sanidad en su intento de exigir medidas de contención drásticas para la Región, como la paralización de toda la actividad económica no esencial e, incluso el cierre de la propia autonomía. Se trata de iniciativas que han planteado hasta ahora otras regiones gobernadas por los populares, como Castilla y León y Andalucía.

«Prefiero que pequemos en exceso. Con una pandemia de estas características es mejor prevenir», defendía Casado, que valoraba como «muy positivas» las exigencias del dirigente murciano a Sanidad. Y ante el ‘no’ de Salvador Illa a entrar a valorar estas iniciativas, Casado ha insistido en que al Gobierno no debe «temblarle el pulso», poniendo como ejemplo las iniciativas que tomó la Comunidad de Madrid adelantándose a las previsiones del Ejecutivo y que luego Sánchez se vio obligado a implantar a nivel nacional por el avance del virus.

En este punto, ha insistido en que «compartir y respaldar» las reclamaciones de los barones autonómicos del PP, «pero

Casado ha dado cuenta de la conversación telefónica que ha mantenido en las últimas horas con el presidente del Gobierno, al que ha garantizado el respaldo del PP a la prórroga del estado de alarma hasta el 11 de abril, que se votará este miércoles en el Congreso de los Diputados. Del mismo modo, el jefe de la oposición ha aprovechado la llamada con Sánchez para insistir en el envío de material a las comunidades autónomas ante la situación «crítica» que padecen algunas de ellas.

En concreto, se ha referido al grave desabastecimiento en las funerarias del Ayuntamiento de Madrid, después de que Almeida diese un ultimátum al Gobierno: o envía material en las próximas 24 horas o los servicios mortuorios de la capital dejarán de recoger cadáveres ante la imposibilidad de proteger a los trabajadores de potenciales contagios.

La decisión del regidor madrileño llega después de que el Gobierno promoviese la agilización de los entierros e incineraciones durante la vigencia del estado de alarma, permitiendo que se puedan efectuar los entierros de forma exprés, sin esperar a que transcurran 24 horas desde el fallecimiento y sea cual sea la causa de la muerte.

La comparecencia del líder de la oposición se ha producido después de mantener una videoconferencia con los alcaldes del PP de la Federación Española de Municipios y Provincias, incluido José Luis Martínez Almeida, que se ha unido a la reunión de forma presencial en la sede de Génova.

«Datos falsos» sobre recortes en Sanidad

Casado ha querido lanzar un órdago a «todas las formaciones», pero implícitamente al Gobierno de coalición, por lanzar «datos falsos» sobre los presuntos recortes en la sanidad pública durante el Gobierno de Mariano Rajoy, y ha rechazado que se produjesen.

En concreto, sobre las acusaciones vertidas sobre el PP madrileño por la falta de recursos, Casado ha defendido que «no hay ninguna otra Comunidad en España que haya abierto ocho hospitales en los últimos diez años», ha subrayado.

Comentar ()