El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha condenado este jueves la violencia vivida ayer en el distrito de Moratalaz, donde un hombre de 34 años fue agredido y resultó herido en el transcurso de una pelea ocurrida en una manifestación de protesta contra el Gobierno.

«Durante esta crisis, el pueblo de Madrid dio un ejemplo de fortaleza y unidad al mundo. También en esto, ni un paso atrás. Mi más firme condena a lo sucedido ayer en Moratalaz. La violencia nunca tendrá cabida en nuestras calles», ha escrito el regidor madrileño a través de Twitter.

Este miercoles resultó herido en el distrito madrileño de Moratalaz un hombre de 34 años, que participó junto a su pareja en una de las caceroladas convocadas contra el Ejecutivo en la avenida de Moratalaz.

En ese punto se concentraron también decenas de manifestantes contrarios a la protesta. Al finalizar la cacerolada se produjo un enfrentamiento entre este hombre y un grupo de personas.

El agredido fue atendido hacia las 21:20 horas en la avenida de Moratalaz por una contusión leve en la cabeza, probablemente con algún objeto contundente, informan fuentes de Emergencias Madrid a Efe.

Posteriormente fue trasladado al Hospital Gregorio Marañón para su observación.

La Policía Nacional está tratando de identificar a los jóvenes que agredieron al hombre en el transcurso de la pelea, recabando información de los diferentes vídeos que se grabaron del altercado para dilucidar responsabilidades e identificar al autor o autores de la agresión.

También se ha tomado declaración a los testigos que participaron este miércoles en la protesta en Moratalaz para conocer el motivo de la disputa.