España | Política

La educación concertada, el escollo que aleja el pacto social de la reconstrucción

PP y Ciudadanos ponen como línea roja que el documento final del Grupo de Trabajo de Políticas Sociales incluya a la educación concertada y especial en las ayudas que destinará el Gobierno tras la crisis

Isabel Celaá. EP

Día intenso en el Congreso de los Diputados. Este miércoles se reúnen los Grupos de Trabajo de la Comisión para la Reconstrucción para debatir las enmiendas presentadas por las diferentes formaciones al borrador de conclusiones presentados por el PSOE y Unidas Podemos. La coalición gubernamental tendría mayoría suficiente como para ratificar sus propios documentos, pero busca un amplio consenso de cara tanto a posibles rebrotes como a vender una imagen de unidad a la Unión Europea para la recepción del fondo de recuperación.

Como era de esperar y dada la buena sintonía entre PSOE y Ciudadanos, la formación que lidera Inés Arrimadas ha anunciado que votará a favor de tres de los cuatro documentos para la reconstrucción, en concreto los correspondientes a Sanidad, Unión Europea y Reactivación Económica, aunque se resisten a secundar el borrador sobre Políticas Sociales por la voluntad del Gobierno a dejar de lado las ayudas a la educación concertada y especial en el marco de la inyección económica que prevé el Ejecutivo en el sector educativo, hastiado también por las consecuencias de la crisis sanitaria.

«Ciudadanos seguirá negociando para que el texto final aparque las cuestiones ideológicas», referencian fuentes del partido naranja. La línea roja dibujada por los liberales la suscriben también en el PP. Fuentes de Génova aseguran que la predisposición del Gobierno a excluir a la escuela concertada de las ayudas aleja a su partido del acuerdo social, y exigen que se la incluya en el paquete de ayudas como condición sine qua non para valorar su apoyo al documento social. «Aún hay margen para seguir negociando», aseguran desde el PP. «Si no se incluye, nos quedaremos fuera del acuerdo», subrayan.

«La educación concertada es uno de los grandes pilares del movimiento cooperativista en numerosos territorios. El objetivo es que la calidad de la educación llegue a todos los ciudadanos», defienden los populares en sus enmiendas.

El borrador pactado entre PSOE y Unidas Podemos propone que la totalidad de la invesión destinada a la educación vaya dirigida a la educación pública, con un incremento de los recursos dirigidos a becas, a reforzar la coordinación entre comunidades autónomas o a mejorar los derechos laborales de docentes. El documento pone también el foco en que el dinero sirva también para reforzar la educación online, que será clave ante futuras pandemias o rebrotes de coronavirus.

El PP ve acuerdos en Sanidad y Unión Europea

La posición de Ciudadanos, que ha negociado de nuevo con el Gobierno su apoyo a las conclusiones finales, contrasta con la que por el momento mantiene el PP, que sólo ve posible un gran pacto por la Sanidad y un acuerdo de mínimos respecto a Política Europea.

En Génova enfrían todavía las posibilidades reales de alcanzar una alianza especialmente en materia económica, donde existen «distancias insalvables» entre sus postulados en materia fiscal y los que defiende la formación de Pablo Iglesias.

Con todo, no cierran ninguna puerta a salvar al menos un acuerdo de mínimos en todas las materias, y se emplazan a seguir negociando con el PSOE en las próximas horas. La interlocución entre populares y socialistas es continua, con la vicepresidenta segunda del Congreso, Ana Pastor y el secretario general del Grupo Parlamentario Popular, Guillermo Mariscal, como caras visibles de la negociación.

Sin ir más lejos, a última hora de este martes se reunió la delegación popular con representantes del Ejecutivo y del PSOE para intentar recortar los flecos de los acuerdos para la reconstrucción. Quedó descartado hace tiempo lograr alumbrar unos Pactos de la Moncloa modernos pero, al menos, Gobierno y oposición tratarán de salvar los muebles.

Comentar ()