Cientos de aficionados del Cádiz celebraron en la madrugada del lunes el ascenso del equipo a la Primera División del fútbol español con una fiesta por las calles de la ciudad en la que se vio a muchos hinchas sin camiseta y sin mascarilla.

Coches haciendo sonar las bocinas por las calles y aficionados ataviados con banderolas y bufandas han llenado de colorido la celebración. La fuente de Puerta de Tierra, lugar de reunión en las celebraciones del Cádiz, ha permanecido vallada y custodiada por la Policía Nacional.

El Ayuntamiento de Cádiz ha hecho un llamamiento a la «responsabilidad» de la afición del Cádiz CF, a la que pidió «sentido común, civismo» y que siga «las recomendaciones de las autoridades sanitarias» para evitar un posible rebrote de coronavirus en la celebración del ascenso a Primera.

El Cádiz, que suma 69 puntos en el liderato de Segunda División, logró el ascenso a la máxima categoría después de catorce años gracias a la derrota por 2-4 del Zaragoza ante el Oviedo.