La Sociedad General de Autores Españoles (SGAE) debatirá mañana en una junta extraordinaria una moción de censura contra su presidente, José Miguel Fernández Sastrón, después de que 20 miembros de la Junta Directiva -la mitad más uno- lo hayan solicitado en desacuerdo con su modelo de gestión. La convocatoria de junta extraordinaria -a la que seguirá esa misma tarde una ordinaria- se ha realizado una vez que se han recibido las 20 cartas de otros tantos miembros, algo que no se había materializado cuando concluyó ayer la Comisión Permanente de la SGAE.

Según han confirmado a Efe distintas fuentes de la SGAE, las cartas precisas se han recibido en las últimas horas, lo que ha permitido convocar la junta extraordinaria. Fernández Sastrón (Madrid, 1959) fue elegido el 20 de abril de 2016 por la Junta Directiva de la SGAE nuevo presidente de esa entidad en una reñida votación en la que el otro candidato, Antonio Meliveo Mena, logró solo un voto menos que él para sustituir a José Luis Acosta, que había dimitido el 31 de marzo.

La vacante deberá cubrirse en el plazo máximo de un mes»

De salir adelante la moción, y según se recoge en el artículo 71 de los estatutos de la entidad de gestión, ocupará la presidencia el Vicepresidente socio autor de más edad, que en la actualidad es Miguel Hermoso, del Colegio de Obras Audiovisuales. La vacante, añade el artículo, deberá cubrirse en el plazo máximo de un mes desde que se haya producido el cese.

Hermoso, director granadino de cine, ya ocupó interinamente la presidencia de la SGAE en 2013 cuando Anton Reixa fue apartado de su cargo. Reixa fue sustituido días después por Acosta, quien dimitió de la presidencia tan sólo ocho meses después, y que ahora vuelve a posicionarse como uno de los posibles candidatos al cargo junto a Manuel Marvizón (del Colegio de Pequeño Derecho) y Meliveo (del Colegio de Obras Audiovisuales).

Esta moción de censura llegará a la junta extraordinaria, a la que seguirá una junta ordinaria, en la que hay distintos puntos del día que, en principio, no tienen ninguna relación con lo que se decida sobre Sastrón.