Hoy que se celebra la jornada de reflexión, los candidatos tienen terminantemente prohibido hacer mítines o pedir el voto. La ley establece que hoy no se puede hacer propaganda de ninguna clase, lo que no deja de ser complicado en un mundo de Instagram y redes sociales varias, donde cualquier foto tiene valor político.

Los candidatos lo saben –y, si no, para eso están sus equipos—, y por ello siempre usan este día para dar una imagen entrañable y familiar, alejado del tono mitinero de las últimas semanas de campaña. Hoy la tónica es presentarse de manera relajada ante las cámaras –lo del paseo es un clásico– y aprovechar para recordar, muy discretamente, que ojalá mañana vaya todo bien.

Manuela Villena, mujer del candidato del PP

Durante la campaña electoral, el candidato del PP se ha esforzado por dar una imagen familiar. A pesar de que su mujer, Manuela Villena, o Manu como la llaman sus amigos, sea muy discreta y apenas aparezca en actos públicos. De hecho, en los últimos años, la «primera dama» de Andalucía no se ha prodigado demasiado en actos públicos. Tan sólo la hemos visto en una docena: el día en que su marido juró el cargo, en la entrega de medallas de Andalucía y en alguna Fiesta Nacional en el Palacio Real.

Son pocos los detalles que sabemos de ella. Sabemos que nació en el municipio de Padul, en Granada, y que es hija de un padre profesional de la agricultura y una madre ama de casa. Licenciada en Ciencias Políticas, Juanma Moreno y ella se conocieron en el 2004, en el Congreso Nacional del PP en donde Mariano Rajoy fue proclamado presidente del partido. Ella acudió como representante de las Nuevas Generaciones de Granada; él, como diputado del PP por Málaga. Poco después volvieron a coincidir en Madrid. La relación se afianzó y él le pidió matrimonio en la boda de unos amigos. Su enlace fue en el 2006 en Granada con presencia de varios representantes del partido, entre ellos Pablo Casado. Cuenta la leyenda –o no tan leyenda– que, durante la cena, Juanma le cantó a su recién estrenada esposa «Sabor de amor», de Danza Invisible.

Carmen Ibanco García, esposa del candidato socialista

El abogado Juan Espadas también se declara muy taurino, religioso («Es más cristiano que católico», aseguran sus allegados) y, sobre todo muy familiar. En varias entrevistas ha desvelado que estaba muy apegado a su madre, Ernestina Cejas, quien falleció el año pasado. También ha explicado muchas veces la historia de su familia: él, que se declara «hijo del ascensor social», ha dicho que su padre era ujier en la Consejería de Medio Ambiente y que su abuelo Manolo fue un humilde funcionario del Ayuntamiento de Sevilla (y represaliado en la Guerra Civil).

Siempre que le preguntan contesta que él se casó con su novia de la toda la vida, Carmen Ibanco García, una licenciada en Psicología que ha hecho varios másters y trabaja en el ámbito de la Psicología Laboral en la Administración. Juntos tienen dos hijos, un hijo y una hija.

La pareja de Macarena Olona

La abogada del estado Macarena Olona guarda férreamente su vida privada, por lo que no esperamos verla en esta jornada de reflexión rodeada de familiares. Y eso que tiene raíces andaluzas de sobra: su abuela materna, Lucía, es de Jaén y se sabe que muchos otros parientes también son de Andalucía.

También se sabe que Macarena tuvo una infancia especialmente dura y que está especialmente unida a su madre, Toñi. Su padre, Pablo Olona, fallecido hace poco, las abandonó cuando ella era muy pequeña (con 13 años) y fue su madre quien tuvo que luchar para sacarlas adelante (Olona tiene una hermana, que en aquel momento tenía 6 años). Olona siempre se ha mostrado muy orgullosa del duro trabajo de su madre en la agenda inmobiliaria que regentaba para que no le faltara de nada ni a ella ni a su hermana.

Se sabe, además, que Macarena Olona ha estado casada. Por lo que se ha publicado, tuvo una primera pareja con la que estuvo diez años. Luego conoció al que sería su marido en un curso del IE Business School. El matrimonio duró cinco años y se acabó divorciando. Aunque no se tienen detalles, se sabe que Olona tiene pareja estable actualmente y que fueron padres hace menos de tres años de un niño, Diego, nacido en diciembre de 2019.

María Mercedes Ulric, esposa del candidato de Ciudadanos

Hace tres años, al candidato de Ciudadanos a la Junta de Andalucía lo vimos pasar la jornada de reflexión en su localidad natal de Sanlúcar de Barrameda, donde desayunó con su mujer en una cafetería, estuvo con su familia y asistió a un partido de baloncesto.

No extrañó a nadie, porque a Juan Marín lo que más le gusta es el deporte. En alguna entrevista ha reconocido que llegó a ser técnico profesional de voleibol, pero que tuvo que dejarlo antes de que naciera su primer hijo para poder estar más tiempo en familia.

Marín cuida muy celosamente de su intimidad y apenas habla de su vida privada, pero se sabe que está casado con María Mercedes Ulric Romero, una administrativa en el Ayuntamiento de Jerez de la Frontera, y que tienen dos hijos.

Marido sindicalista para la candidata de Por Andalucía

Ha sido una de las caras nuevas de estas elecciones y también una de las más privadas en cuanto a dejarnos ver cualquier elemento de su vida privada, por lo que, de nuevo, no esperamos fotografías familiares esta jornada de reflexión.

De hecho, es poco lo que sabemos de la vida privada de Inmaculada del Nieto. Sabemos que esta licenciada en Ciencias Políticas nacida en Algeciras en 1971 es hija de un empleado de banca (que murió cuando ella tenía 19 años) y de una ama de casa.

Sabemos también que en su casa no se hablaba de política, ni había un ambiente reivindicativo, pero eso no fue un obstáculo para que ella desarrollara un claro interés por ella. Sobre todo por el mundo sindicalista, algo que comparte con su marido, Manolo Triano, un dirigente de CCOO en el Campo de Gibraltar. Juntos tienen una niña adolescente.

Kichi, el marido alcalde de Teresa Rodríguez

De todas las candidaturas a la Junta de Andalucía, la de Teresa Rodríguez es la única que ha ofrecido más detalles de la vida privada de la candidata, aunque sólo sea porque su pareja, José María González, Kichi, también ha tenido un gran protagonismo en política: en el 2015 dejó su puesto como maestro de Historia para asumir la alcaldía de Cádiz.

Como Kichi, Teresa Rodríguez también fue profesora: en su caso, de Lengua Castellana en el Instituto Manuel de Falla. En el 2013 lo dejó para dedicarse a la política. Teresa y Kichi tienen dos hijas (una de 3 años y otra de año y medio). Él, además, tiene otros dos hijos de un matrimonio anterior. Ambos viven en el barrio de la Viña, en Cádiz, un barrio obrero, y se sabe que son grandes forofos del Cádiz CF y, sobre todo, al carnaval gaditano. Por lo que se sabe, incluso la candidata de Adelante Andalucía llegó a tener su propia chirigota.