Araceli, una mujer de 96 años, ha sido la primera persona en recibir la vacuna contra el coronavirus en España este domingo 27 de diciembre.

Minutos después ha sido vacunada Mónica, una auxiliar de enfermería de 40 años que trabaja en la misma residencia. Con estas dos inyecciones se inicia este domingo en España la esperada estrategia de vacunación contra el coronavirus que se seguirá en todas las comunidades autónomas.

Tras recibir sus primeras dosis -en 21 días recibirán un segundo pinchazo- tanto Araceli como Mónica han animado a la población a vacunarse. «A ver si todos nos portamos bien y conseguimos que el virus se nos vaya», ha dicho la nonagenaria, tras asegurar que no ha sentido ningún picor ni molestias cuando le han suministrado la vacuna.

Mónica se ha mostrado orgullosa de que se haya iniciado en España la vacunación y ha lamentado que haya habido muchos ancianos, varios en esta residencia pública, que «no han llegado a tiempo».

El Ministerio de Sanidad ha detallado en un comunicado que Araceli Rosario Hidalgo reside en el centro de mayores de Los Olmos desde 2013 y que Mónica Tapias trabaja en esta residencia pública desde hace diez años.

Araceli, oriunda de Guadix (Granada)

Araceli tiene una hija y un hijo, cuatro nietos y un bisnieto y es oriunda de Guadix (Granada), pero lleva 25 años empadronada en Guadalajara, mientras que Mónica es natural de Guadalajara.

El arranque de la vacunación se ha producido en la residencia pública de Los Olmos, en Guadalajara, el punto escogido para comenzar a aplicar la primera de las dos dosis que conforman el tratamiento de la farmacéutica estadounidense Pfizer y la alemana BioNTech.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha celebrado las dos primeras vacunaciones con un mensaje en el que ha considerado que sus receptoras «representan una nueva etapa esperanzadora».

«Hoy Araceli y Mónica representan una nueva etapa esperanzadora. Un día para la emoción y la confianza. España inicia la vacunación frente al #COVID19 gracias a la fortaleza de su SNS (sistema nacional de salud) y miles de profesionales que garantizarán un proceso rápido, solvente y equitativo», ha escrito el jefe del Ejecutivo en un mensaje en su perfil de Twitter.

En torno a las 8.15 horas, una furgoneta de la empresa Tipsa hacía su llegada por la avenida de Castilla de la capital alcarreña y descargaba el primer lote por una de las tres puertas del centro residencial, una entrega que ha levantado expectación entre los vecinos de la ciudad, informa Europa Press.

Decenas de periodistas y un fuerte dispositivo policial aguardaban a las puertas de la residencia en el momento que las vacunas llegaban, todavía sin amanecer y con cinco grados bajo cero en Guadalajara.

Las vacunas se van a poner de forma simultánea y gratuita en todas las comunidades autónomas después de que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y el Ejército hayan colaborado en la distribución de los cargamentos en los puntos habilitados por las comunidades autónomas.

Las Fuerzas Armadas ya han trasladado en avión las vacunas de Canarias, Baleares y de las ciudades de Ceuta y Melilla desde la base militar de Getafe (Madrid) y en el resto de regiones, el transporte se hace por carretera.

El primer lote llegó ayer, sábado, a un centro logístico de Guadalajara escoltado por la Guardia Civil después de cruzar la frontera procedentes de Bélgica.

350.000 dosis a la semana

Tras la primera entrega, a partir del lunes se sucederán los envíos a cada uno de los territorios, con una media de 350.000 dosis cada semana, un procedimiento similar en los países de la Unión Europea, donde también comienza hoy la campaña en residencias de ancianos y personal sanitario, informa Efe.

La previsión es que en las próximas doce semanas se complete la inmunización de 2,29 millones de personas, que proseguirá con la del resto de la población en un proceso que se prolongará varios meses en los 13.000 puntos que dispone la red sanitaria pública en España.

La llegada de las vacunas ha coincidido con la confirmación de los primeros casos de la nueva variante británica del coronavirus en ciudadanos que han viajado desde el Reino Unido.