Movimiento en las negociaciones para cerrar un acuerdo en materia de sueldos para este año entre patronal y los sindicatos CCOO y UGT. La CEOE ha celebrado este miércoles una Junta Directiva extraordinaria en la que se ha aprobado una nueva propuesta para elevarlos entre el 1% y el 2,5%. La propuesta ha sido recibida por los sindicatos como “aire nuevo”, según han confirmado a El Independiente. El acuerdo salarial deja atrás el bloqueo y se ve ahora más cerca.

Los empresarios han mejorado su última oferta. Hasta la fecha se habían movido entre el 0% y el 1,5%, con opción a llegar al 2% en función de los niveles de absentismo y productividad en cada empresa. La nueva propuesta establece, en cambio, una subida mínima y lleva el tope máximo medio punto porcentual más allá.

Pero este último tramo de subida solo se contempla caso por caso y según cada empresa y sector, en función de determinadas variables como pudieran ser resultados, ventas, reducción del absentismo, productividad, consecución de determinados objetivos, y situación en beneficios o pérdidas de la empresa.

Fuentes próximas a la patronal han indicado a El Independiente que ha sido difícil acordar en el seno de la organización el establecimiento de un suelo, la principal línea roja trazada, en cambio, por los sindicatos, que apuestan por subidas entre el 1,8% y el 3%. De hecho, incluso en la Junta de esta mañana ha habido intervenciones molestas con esta decisión.

«Nos hemos movido bastante de nuestra posición inicial para dar estabilidad y tranquilidad y los que reciben salarios han de notar un poquito la nueva situación económica», ha señalado finalmente el presidente de la CEOE, Juan Rosell, en rueda de prensa.

“Aire nuevo” para los sindicatos

Poco después de darse a conocer estos cambios en el planteamiento de los empresarios, el secretario de Acción Sindical de CC.OO., Ramón Górriz, ha dicho que “es importante” que la patronal haya movido ficha, y ha confirmado que, “aunque los planteamientos en materia de salarios siguen siendo diferentes” a los de los sindicatos, “supone aire nuevo” en las negociaciones.

“Ahora hay que convocar rápidamente la mesa de seguimiento del III Acuerdo Interconfederal para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC)”, ha añadido dando por hecho que las conversaciones han entrado en otro escenario.

El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, ha señalado que esta oferta «abre nuevas perspectivas, aunque por sí misma no permite una acuerdo». «En 2017 los salarios no pueden perder poder adquisitivo y la CEOE no lo garantiza, pero hay posibilidades de negociación», ha dicho.

Por su parte, Rosell ha asegurado que organizaciones empresariales están dispuestas a firmar ya el acuerdo de negociación colectiva para 2017 en caso de que los sindicatos acepten su propuesta. «Tenemos el boli preparado ya», ha afirmado.

La propuesta de CEOE se aplicará ya en los seguros

Tanto es así que los 70.000 trabajadores de aseguradoras, mutuas colaboradoras con la Seguridad Social y corredurías de reaseguro de España ya se someterán, con ciertos, matices a las subidas propuestas por la patronal.

Las patronales correspondientes –Unespa, Amat y Asecore–, así como de los sindicatos CCOO y UGT, han firmado esta mañana en Madrid el convenio que estará en vigor durante el periodo 2016-2019. Para 2016 se ha pactado un incremento del 1,5% sobre las tablas salariales de 2015.

Entre tanto, de cara a los ejercicios 2017, 2018 y 2019, las retribuciones se revisarán en concordancia con el ritmo de la actividad de la economía española medida a través del PIB. Además, el IPC actuará como elemento corrector al alza o a la baja de la revisión salarial.  De esta forma, el convenio contempla incrementos salariales base de entre el 1% y el 2,5%.

La propuesta sindical no varía

Lo que, por el momento, no varía es la propuesta sindical. Una horquilla de subidas entre el 1,8% y el 3%, acompañadas de cláusulas de revisión salarial en función del IPC, es “la más adecuada”, según las centrales, en un escenario de previsión de inflación del 1,5% para este año.

En cualquier caso, los dirigentes empresariales han subrayado que su propuesta no es sólo salarial, ya que la renovación del acuerdo para el empleo y la negociación colectiva pasa, para las patronales, por abordar cuatro materias que consideran muy relevantes.

En concreto, CEOE y Cepyme quieren acordar con los sindicatos cambios en el tratamiento del absentismo laboral, con la posibilidad de que los médicos de las mutuas puedan dar el alta en bajas médicas por contingencias comunes en casos relacionados con traumatología.

El segundo gran tema que persiguen tratar con CC.OO. y UGT es la reforma de la formación profesional por el empleo; el tercero tiene que ver con la ‘ultraactividad’ de los convenios (prórroga automática de un convenio en ausencia de otro, limitada a un año por la reforma laboral), y el cuarto y último tema se refiere a la creación de un Consejo Nacional de Negociación Colectiva (CONECO) entre ambas partes para hacer un seguimiento de la negociación colectiva.

Sobre todas estas cuestiones, Górriz se ha mostrado partidario a dialogar y ha asegurado que no debería haber grandes problemas para alcanzar pactos. “Es posible llegar a un acuerdo”, ha zanjado.