Los problemas operativos de Ryanair durarán al menos algunos meses más. El gigante del bajo coste había confirmado hasta ahora la cancelación de más de 2.100 vuelos hasta finales de octubre para tratar de reorganizar su operativa ante la falta de pilotos, que se han marchado en tromba a otras compañías aéreas. Pero las suspensiones de vuelos no terminarán.

La compañía irlandesa ha confirmado su intención de ejecutar otra oleada de cancelaciones masivas al menos hasta el próximo marzo. Ryanair no ha precisado aún el número de vuelos que se quedarán en tierra, pero admite que las nuevas restricciones afectarán a otros 400.000 pasajeros, que se sumarán a los más de 310.000 que habían sufrido las cancelaciones hasta ahora.

Ryanair se ve obligada a continuar con la reorganización de sus operaciones por la falta de pilotos. La aerolínea de bajo coste ha perdido 700 pilotos en el último año que buscan mejores condiciones laborales en otras compañías, y aunque ha anunciado un plan para recuperar 600 comandantes en los próximos meses parece que no llegarán a tiempo.

Los planes para la nueva ola de suspensiones pasan por dejar en tierra 25 de los 400 aviones que componen su flota entre el 17 de noviembre y el 18 de marzo. Y a partir de entonces dejará inoperativos 10 aeronaves durante la temporada de verano destinados hasta ahora a rutas con una rentabilidad más modesta.

Ryanair no necesita más distracciones, así que ha decidido centrarse en resolver los problemas operativos y abandonar otros proyectos que tenía en marcha. La compañía ha confirmado su decisión de retirarse de la puja por la compra de Alitalia y no presentará una oferta en firme para hacerse con parte de los activos de la aerolínea italiana (su objetivo era adquirir 90 de los 120 aviones de la compañía).

«Ryanair eliminará todas las distracciones de la dirección empezando por su interés en Alitalia», ha apuntado la compañía irlandesa en un comunicado. «Hemos notificado a los comisarios de la quiebra de Alitalia que no mantenemos nuestro interés en la aerolínea ni presentaremos nuevas ofertas por ella”.