Economía

Telefónica se lanza a pinchar la burbuja del fútbol en TV: amenaza con renunciar a la Champions

El grupo ve “altamente probable” no acudir a las negociaciones que abrirá Mediapro para revender los derechos de la Champions  y no ha decidido si pujará por la Liga. La teleco se ofrece a gigantes como Amazon si entran en el negocio: “Somos el socio de referencia en España”.

logo
Telefónica se lanza a pinchar la burbuja del fútbol en TV: amenaza con renunciar a la Champions
El jugador Cesc Fabregas (d) del Chelsea disputa un balón con el jugador Lionel Messi (c) del Barcelona hoy, martes 20 de febrero de 2018, durante su juego de la Liga de Campeones de la UEFA, entre el Chelsea FC y el FC Barcelona, en el estadio de Stamford Bridge de Londres (R.Unido).

Cesc Fabregas, del Chelsea, disputa un balón con el jugador del Barcelona Lionel Messi. EFE

Resumen:

Telefónica ya no descarta tener una televisión de pago sin fútbol. El que hasta ahora ha sido un gran gancho para atraer clientes, se ha convertido en un problema para la rentabilidad por los disparatados precios que se han pagado y se pagan por los derechos de retransmisión. El fútbol sigue gustando como contenido, lo que no gusta es el coste que conlleva. Telefónica ha destacado como “altamente probable” no renovar el contrato que le une a Mediapro para emitir en Movistar+ los partidos de Champions League y Europa League. La productora de Jaume Roures abrirá en las próximas semanas la negociación con las televisiones de pago para la emisión de los derechos de las competiciones europeas de las próximas tres temporadas, que se adjudicó el pasado verano por unos 1.100 millones de euros (un 70% más que el anterior paquete). “Hay una posibilidad clara, genuina, de no renovar el contrato”, ha advertido el consejero delegado de Telefonica, Ángel Vila, en rueda de prensa. Y es que si los precios de la Champions siguen creciendo, la renuncia del grupo a este contenido está en el horizonte.  “Vamos a ser extremadamente racionales y vamos a actuar con disciplina financiera”. En paralelo, la Liga se dispone a lanzar una subasta de los derechos para las tres temporadas entre 2019 y 2020 de Primera y Segunda División. Telefónica asegura que aún no ha tomado una decisión sobre si acudirá a la puja, y que esperará a conocer las condiciones de la subasta y los precios mínimos que establezca la Liga. “Se han celebrado subastas en Reino Unido y en Portugal con precios a la baja, que es la dirección en la que tiene ir”, ha dicho Vila. En cualquier caso, la teleco tiene claro que “no tiene que ser blanco o negro, no hay por qué tener todos los contenidos o ninguno”. Y es que la compañía ve evidente la diferente tendencia que muestran los derechos de Champions (al alza) y los de las ligas nacionales (a la baja).

Telefónica ya no descarta tener una televisión de pago sin fútbol. El que hasta ahora ha sido un gran gancho para atraer clientes, se ha convertido en un problema para la rentabilidad por los disparatados precios que se han pagado y se pagan por los derechos de retransmisión. El fútbol sigue gustando como contenido, lo que no gusta es el coste que conlleva.

Telefónica ha destacado como “altamente probable” no renovar el contrato que le une a Mediapro para emitir en Movistar+ los partidos de Champions League y Europa League. La productora de Jaume Roures abrirá en las próximas semanas la negociación con las televisiones de pago para la emisión de los derechos de las competiciones europeas de las próximas tres temporadas, que se adjudicó el pasado verano por unos 1.100 millones de euros (un 30% más que el anterior paquete).

“Hay una posibilidad clara, genuina, de no renovar el contrato”, ha advertido el consejero delegado de Telefonica, Ángel Vila, en rueda de prensa. Y es que si los precios de la Champions siguen creciendo, la renuncia del grupo a este contenido está en el horizonte.  “Vamos a ser extremadamente racionales y vamos a actuar con disciplina financiera”.

La operadora se ofrece a ser socio de referencia si Amazon o Facebook entran en el negocio

En paralelo, la Liga se dispone a lanzar una subasta de los derechos para las tres temporadas entre 2019 y 2020 de Primera y Segunda División. Telefónica asegura que aún no ha tomado una decisión sobre si acudirá a la puja, y que esperará a conocer las condiciones de la subasta y los precios mínimos que establezca la Liga.

“Se han celebrado subastas en Reino Unido y en Portugal con precios a la baja, que es la dirección en la que tiene ir”, ha dicho Vila. En cualquier caso, la teleco tiene claro que “no tiene que ser blanco o negro, no hay por qué tener todos los contenidos o ninguno”. Y es que la compañía ve evidente la diferente tendencia que muestran los derechos de Champions (al alza) y los de las ligas nacionales (a la baja).

Hasta ahora, y a pesar de que entre las operadoras es común la sensación de que los precios de los derechos del fútbol son inasumibles, la competencia entre las distintas plataformas de televisión de pago ha acabado forzando a todas a pujar por estos contenidos, como reconocían este miércoles en Orange.

Movistar, Vodafone y Orange ya han venido alertando de que ya a los precios actuales no consiguen rentabilizar la emisión del fútbol en TV. Y advierten de que el acuerdo es imposible si Mediapro pretende simplemente trasladarles el incremento de precio con el que ha conseguido hacerse con los derechos de las competiciones europeas y los eventuales precios al alza del próximo concurso por la Liga.

Las tres grandes telecos vienen comercializando los partidos de fútbol en sus ofertas de televisión a un precio de unos 20 euros al mes. Pero, según cálculos del sector, sólo para conseguir cubrir los pagos a Mediapro deberían cobrar a cada abonado unos 60 euros cada mes. Un alza inasumible para trasladarla al mercado: el fútbol le gusta a los clientes, pero no tanto, según la convicción de las empresas del sector.

La llegada de Amazon

En cualquier caso, Telefónica no se cierra a cooperar con otros operadores para encontrar fórmulas diferentes para emitir el fútbol. En las últimas semanas se ha venido destacando la posibilidad de que plataformas online como Amazon o Facebook se lancen al negocio de los derechos del fútbol. Y ante este escenario, Telefónica se ofrece como aliado.

«Para cualquier OTT (over the top) que quisiera comprar derechos, Telefónica es el socio de referencia, por su presencia en el mercado y por su experiencia en el negocio», ha dicho el consejero delegado. «Estamos analizando todos los escenarios y en todos los contenidos.