Economía | EmpresasEN PLENO BOOM DE LAS PEQUEÑAS ELÉCTRICAS

Endesa, Iberdrola y Naturgy pierden 463.000 clientes de luz y gas en un año

Repsol es el único de los grandes grupos energéticos que crecen tanto en el negocio de la electricidad como en el de gas, y suma 57.000 usuarios más.

logo
Endesa, Iberdrola y Naturgy pierden 463.000 clientes de luz y gas en un año

Resumen:

Los grandes grupos energéticos siguen controlando, con mucho, el grueso del negocio de la electricidad y de gas natural en España. Las tres mayores corporaciones (Endesa, Iberdrola, y Naturgy) tienen contrato con el 85% del total de clientes nacionales de electricidad y el 86% de los de gas.

Sin embargo, en uno y otro negocio las principales energéticas llevan años acumulando continuas caídas de su cifra de clientes. Sólo en 2018, las tres grandes han perdido 463.000 clientes de luz y gas. Pero el zarpazo –motivado fundamentalmente por el crecimiento de las eléctricas independientes- es desigual entre unos y otros grupos.

Endesa perdió 206.000 clientes de luz y gas, Naturgy se dejó 194.000 e Iberdrola redujo en 63.100 su cifra de usuarios, según los cálculos realizados por El Independiente con datos de los registros de la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC).

Endesa cerró 2018 con un total de 10,45 millones de clientes eléctricos (tras perder 192.000 usuarios en un año) y con 1,53 millones de usuarios de gas natural (14.000 menos que un año antes). Iberdrola tenía en diciembre 10,12 millones de clientes de luz (25.000 menos) y 1,02 millones de gas (con una caída de 38.000). Y, por su parte, Naturgy mantenía 4,51 millones de usuarios eléctricos (tras perder 119.000 durante el ejercicio) y seguía siendo el gran dominador del negocio del gas con 4,18 millones de clientes (pero perdió 75.000).

Repsol rompe el mercado

Las otras dos grandes eléctricas del mercado nacional han tenido comportamiento desigual. EDP consigue sumar 8.000 clientes durante 2018, pero gracias a sumar 21.000 nuevos contratos de electricidad que sirven para compensar la caída de 13.000 clientes que sufre en el negocio del gas natural.

Repsol ya no es sólo una petrolera, es desde el año pasado también una eléctrica tras comprar gran parte de los activos de Viesgo. Tras su conversión, Repsol es la única de las grandes eléctricas que crecen tanto en luz como en gas. La compañía consigue sumar 34.500 clientes de electricidad (hasta rozar los 689.000 usuarios al final del pasado año) y capta casi 23.000 en gas (hasta los 102.000 clientes).

En total, Repsol consigue elevar su cartera de clientes en 57.300 nuevos usuarios, y más de la mitad de ellos (33.000, en concreto) fueron nuevas altas que se concentraron en el último trimestre del ejercicio, cuando la petrolera ya estaba a los mandos de Viesgo.

Las pequeñas eléctricas, al alza: 2 millones de clientes

En paralelo, un pelotón de comercializadoras independientes, no integradas en los grandes grupos verticales energéticos, no deja de comer terreno a los gigantes del sector y lo hace cada vez a mayor velocidad. En la gran batalla comercial entre las eléctricas para quitarse clientes, las pequeñas compañías están consiguiendo hacerse un hueco.

En total, en España hay 244 comercializadoras de electricidad y 42 de gas natural. Durante el año pasado, las eléctricas independientes consiguieron superar los 2 millones de clientes, como ya adelantó El Independiente, y en el mercado del gas ya suman casi 147.000 contratos. Entre todas consiguieron sumar 423.000 nuevos usuarios de luz en un solo año en plena sangría de las grandes, mientras que en el negocio del gas las pequeñas gasistas sumaron 68.200 nuevos usuarios.

Las campañas publicitarias y de marketing desarrolladas por las grandes compañías en los últimos años “han abierto los ojos a los clientes sobre la posibilidad de cambiar de comercializadora y han servido para empujar a los usuarios a hacer el ejercicio de comparar ofertas”, apuntan fuentes empresariales. “Son las grandes eléctricas las que están haciendo que se mueva el mercado, que despierte la gente, y las pequeñas nos estamos beneficiando”.

De entre el pelotón de independientes, Cide HC Energía sigue siendo la mayor del negocio eléctrico, con 406.000 clientes (pero tras perder 16.500); Fenía Energía, con 360.000 usuarios al cierre de 2018 (55.000 más); Clidom Energy, con 143.300 clientes (44.000 más) y Som Energía, con 86.200 clientes (26.000 más). En el sector del gas, Feníe suma 22.500 clientes (8.200 más), Aldro tiene 17.500 clientes (5.000 más), Clidom tiene 15.600 usuarios (9.000 más) y Audax cuenta con 13.100 contratos (4.300 más).