Economía

CEOE urge a formar Gobierno sin mirar los pactos locales: "Vamos a ver acuerdos de todo tipo"

Se decanta por un Gobierno formado por PSOE y Ciudadanos para hace más viable el próximo mandato

Antonio Garamendi en la sede de la CEOE en Madrid

Antonio Garamendi en la sede de la CEOE en Madrid Ignacio Encabo

España no puede esperar. Al menos así lo cree el presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, quien en una entrevista con El Independiente alerta de que el país debe seguir reduciendo los desequilibrios económicos, sobre todo fiscales, para que la desaceleración económica le pille con los deberes hecho. Esto requiere de un nuevo Gobierno central estable y de corte moderado cuanto antes, sin mirar a los pactos que puedan producirse aguas abajo: «Vamos a ver acuerdos de un color y de otro».

Su apuesta es por un Ejecutivo armado por el PSOE y Ciudadanos, posición que mantiene incluso después del descalabro vivido en Cataluña, donde el concejal de Barcelona Manuel Valls ha roto con Ciudadanos por permitir la investidura como alcaldesa de Ada Colau.

«Hablo del Gobierno de la nación, luego hay un montón de pactos en las comunidades, los ayuntamientos, las diputaciones, gobiernos autónomos», insiste, para añadir que «si estamos viendo pactos, los estamos viendo de uno y otro color, en unos con el PSOE y en otros con el PP».

Garamendi habla siempre desde «la independencia, el sentido de Estado y la lealtad institucional». «Lo que tenga que ser, será; nosotros estaremos allí, trabajando», asegura. No obstante, recalca un Gobierno PSOE-Ciudadanos sería una alianza más práctica, con dos formaciones, en lugar de un Ejecutivo ‘Frankenstein’ que aglutine desde Unidas Podemos a ERC.

«En ese entramado de moderación, hay capacidad de pactos, pero nos guste o no tenemos una política muy fragmentada y vamos a ver pactos de todo tipo», insiste.

Presupuesto PSOE-Ciudadanos

A la pregunta de si sería posible aprobar unos nuevos Presupuestos dentro de un Gobierno liderado por PSOE y Ciudadanos, los empresarios creen que una cosa son los anuncios electorales, que separan a unas formaciones políticas de otras, y otra distinta, la realidad.

Por ello, el presidente de la CEOE cree que «en cuanto se consoliden los gobiernos deberíamos tener cuatro años para trabajar sin planteamientos de este tipo».»Yo entiendo que las campañas electorales son así, pero ha llegado el momento de que los partidos políticos no nos hablen de lo que nos separa sino de lo que nos une, que son muchas más».

«La vida real es muy diferente a todo lo que nos están planteando, que son problemas; la gente en la calle no ve estas dificultades y tenemos un montón de retos fundamentales como para estar perdiendo el tiempo. Esa responsabilidad es clara y no podemos perder el momento, porque viene una desaceleración y hay que hacer las cosas bien. Como nos perdamos pensando en otras cosas, podemos tener un problema», resume.

Comentar ()