Economía | Empresas

Las empresas del gran consumo advierten de la subida de precios: "Estamos condenados"

"Las empresas están absorbiendo la subida de los costes y la situación no va a ser fácil. La inflación está aflorando y en los próximos meses va a ser peor", avisa el presidente de la patronal Aecoc, Ignacio González

Imagen de una frutería.

Imagen de una frutería. EP

Las empresas del sector del gran consumo asumen que el incremento de los costes por la subida del precio de la energía y las materias primas no tendrá solución a corto plazo. Sobre la subida de precios, «la intención es no hacerlo, pero la presión es muy fuerte», ha advertido este miércoles el presidente de la Asociación de Fabricantes y Distribuidores (Aecoc), Ignacio González, en el arranque del 36º congreso de Gran Consumo que celebra la organización en Barcelona.

«Todo lo que puedan absorber -las compañías- lo absorberán». Pero más allá eso, «estamos condenados a tener inflación como país» y eso «es un riesgo real para la recuperación porque coincide con un consumidor que tiene estrecheces económicas», ha alertado.

Aunque descartan problemas de abastecimiento como los de Reino Unido, en el sector que agrupa a empresas como El Corte Inglés, Carrefour, Mercadona o Coca Cola auguran «tiempos turbulentos» y meses de «gran tensión» por la actual coyuntura, donde sí se están produciendo problemas en la cadena de suministro con retrasos en los plazos de entrega de las mercancías, además de falta de envases y contenedores.

González ha recordado que el precio de las materias primas ha crecido este año más de un 22%, mientras que los fletes marítimos lo han hecho por encima del 325%. Y esto tiene una especial importancia en España, donde el 80% del transporte internacional se realiza por esa vía. «De aquí en adelante no hay una previsión de bajada, sino más bien al revés y la situación puede ir a peor en los próximos meses», ha remarcado.

La solución en el corto plazo, ha dicho González, pasa por que aflore todo un ahorro embolsado de 120.000 millones adicionales que la media histórica para compensar ese incremento de los costes. En total, ha cifrado en unos 45.000 millones el dinero que los consumidores no han podido gastar durante todo este tiempo a causa de las restricciones por la pandemia.

De aquí en adelante no hay una previsión de bajada, sino más bien al revés y la situación puede ir a peor en los próximos meses»

Respecto a la campaña navideña, las compañías aseguran tener un «moderado optimismo». «El verano ha sido bueno y tenemos esperanzas prudentes de que la navidad también lo sea», ha remarcado el también CEO de Nueva Pescanova.

Respecto a la actuación de la Administración en la actual coyuntura, ha dicho que «las medidas de acompañamiento tienen que ser prudentes para que no sean palos en las ruedas para la salida de la crisis». +

Y también ha puesto el foco sobre la presión regulatoria. «En España se aprueban cada año unas 12.000 nuevas legislaciones y este hecho, junto con la gran carga administrativa que ello supone, es un claro freno al desarrollo empresarial», ha reprochado.

En este sentido, ha reclamado una legislación «armonizada, que preserve la libre elección de los consumidores y que no pretenda usar la fiscalidad como arma para cambiar hábitos de consumo». Además, ha recordado que el sector aporta el 20% del PIB del país y genera 4,5 millones de empleos.

Te puede interesar

Comentar ()