Economía | Empresas

Meliá reduce un 68% las pérdidas y sus reservas para verano superan a las de 2019

La mayor cadena hotelera española confirma el impacto de la variante Ómicron hasta febrero pero prevé una "fuerte recuperación" a partir de marzo pese al conflicto de Ucrania

Sede de Meliá Hotels International.

La cadena hotelera Meliá logró reducir sus pérdidas en 2021 un 67,6% frente al ejercicio anterior. Según la información trasladada a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la compañía que dirige Gabriel Escarrer se dejó 192,9 millones de euros, frente al golpe de 595,9 millones registrado en el primer año de la pandemia.

A pesar de que la variante ómicron ha lastrado la recuperación de sus diferentes segmentos de negocio, la hotelera asegura que las reservas suben diariamente en las últimas semanas y se acercan a niveles de 2019, sobre todo en destinos vacacionales y ciudades con un componente de ocio.

De hecho, las reservas en libros para el verano superan ya los niveles del último año antes de la crisis sanitaria. Especialmente, agregan desde la compañía, en el precio medio. «Los resultados de 2021 evidencian, por una parte, una clara tendencia a la recuperación en el sector, con un incremento muy significativo de nuestros ingresos trimestre tras trimestre, a pesar del impacto de Omicron en el mes de diciembre y primeros 45 días de 2022», ha señalado el vicepresidente Ejecutivo y Consejero Delegado de la empresa, Gabriel Escarrer.

También «ponen de manifiesto nuestra resiliencia, fruto de la prudente gestión realizada durante la pandemia y de las fortalezas que el Grupo espera consolidar en una nueva hoja de ruta para la fase de recuperación», ha añadido.

En este sentido, creen que el impacto de Ómicron y la mayor o menor agilidad en la retirada de restricciones a la movilidad «seguirán condicionando el ritmo de la recuperación», aunque ya prevén «una mejora de la actividad global a partir del mes de marzo» que la compañía espera no se vea afectada de manera relevante por la situación en Ucrania.

«Aunque cualquier valoración en estos momentos sería prematura, dado el reducido peso del mercado emisor ruso y ucraniano para nuestros hoteles y destinos, confiamos en que la crisis bélica en la zona tendrá un impacto limitado y no ensombrecerá el previsto despegue de la demanda ante el cercano final de la pandemia», ha señalado Escarrer.

En lo que se refiere a España y pese a las cancelaciones registradas para enero y febrero (sobre todo en el segmento de Grupos y MICE -Convenciones y Congresos-), la compañía nota «un positivo comportamiento» en los hoteles de nieve y una «mejora progresiva de las ventas» para Canarias a partir de la retirada de restricciones para viajar por parte del Reino Unido y Alemania.

Ingresos y deuda

El Grupo ingresó 902,4 millones de euros en 2021, lo que supone un incremento del 70,8% respecto al ejercicio anterior, mejorando progresivamente trimestre tras trimestre y logrando mantener Ebitda positivo desde el mes de junio. De este modo, el Ebitda del grupo alcanzó los 125,5 millones de euros (una mejora del 186,8% respecto a 2020), y registrando mejoras incluso durante el cuarto trimestre, cuando se aprecia el impacto de la variante Ómicron en el mes de diciembre. 

En materia financiera, consiguió asegurar la liquidez suficiente para afrontar «un año todavía irregular y difícil», cerrando el año con un nivel de 404 millones. Asimismo, la compañía dice mantener también su prioridad de «controlar y reducir la deuda». Un objetivo, añade, «al que contribuyó de manera importante la venta de activos realizada al cierre del segundo semestre del año por un importe neto de 170 millones». Además, no descarta contemplar «alguna operación adicional durante 2022».

En cuanto al nivel de establecimientos abiertos, al cierre del ejercicio tan sólo un 6% del portfolio global seguía clausurado por causas relacionadas con el Covid. Al terminar 2020 había un 21% aún con la persiana bajada. En el ámbito de la digitalización, la compañía destaca que más del 51% de las ventas totales centralizadas del Grupo se realizan ya a través de su canal propio melia.com.

Expansión internacional

En cuanto a sus planes de expansión, reanudó su estrategia aperturas con 13 nuevos hoteles entre enero y diciembre de 2021, 7 de ellos en ciudades europeas, uno en China, y cinco resorts ubicados respectivamente en Phuket (Tailandia), Rodas (Grecia), Benidorm y Mallorca (España) y Marrakech (Marruecos).

Igualmente, continuó creciendo con nuevos establecimientos durante 2021, firmando 22 nuevos hoteles (con más de 4.800 nuevas habitaciones) la mayoría de ellos en destinos vacacionales del Mediterráneo, en España, Grecia, Sicilia, Albania y Croacia, además de Indonesia y China, bajo sus marcas Meliá Collection, Meliá Hotels & Resorts, Innside by Meliá, Affiliated by Meliá y Sol by Meliá.

Te puede interesar

Comentar ()