España

La (no) cobertura de TVE en República Dominicana tras los pasos del rey emérito costó 8.500 €

La televisión pública envió al país caribeño un equipo de tres profesionales durante una semana ante el rumor de que Juan Carlos I se alojaba en un complejo turístico / El ex jefe del Estado estaba en Emiratos Árabes, a 12.300 kilómetros de allí

Cobertura de TVE en República Dominicana el pasado mes de agosto.

Cobertura de TVE en República Dominicana el pasado mes de agosto.

El envío de un equipo de enviados especiales a República Dominicana el pasado mes de agosto ante la posibilidad de que el rey emérito se hubiera instalado en un complejo turístico de este país caribeño tras abandonar España tuvo un coste para Radio y Televisión Española (RTVE) de 8.500 euros.

Así se especifica en la resolución emitida por la secretaría general de la corporación pública en su respuesta a una petición de información tramitada a través del Portal de la Transparencia, en la que se solicitaba el desglose de los gastos que dicha cobertura informativa había tenido y la duración de la misma.

De acuerdo con los datos facilitados por TVE, un equipo formado por tres profesionales (una redactora, un reportero gráfico y un ayudante de cámara) se desplazó a República Dominicana el 4 de agosto, justo al día siguiente de que la Casa del Rey difundiera la carta en la que Juan Carlos I comunicaba que se marchaba del país «guiado por el convencimiento de prestar el mejor servicio a los españoles» ante la «repercusión pública» que estaban teniendo «ciertos acontecimientos pasados» de su vida privada.

La salida tenía lugar mientras la Fiscalía del Tribunal Supremo valoraba si se querella contra él por delito fiscal y blanqueo de capitales tras descubrirse que ocultó en una fundación panameña la donación de 65 millones de euros que le hizo el Rey Abdalá de Arabia Saudí en 2008. El Ministerio Público no ha anunciado aún si promueve una acción penal contra Juan Carlos I, que dejó de ser inviolable tras abdicar la Corona en favor de su hijo en junio de 2014.

República Dominicana fue uno de los dos destinos que se barajaron inicialmente como refugio temporal del padre del jefe del Estado. No fue hasta dos semanas después -concretamente el 17 de agosto- cuando la Casa del Rey confirmó que se encontraba en Emiratos Árabes Unidos, adonde había volaba desde Vigo (Pontevedra).

La televisión pública mandó al país caribeño a un equipo de tres personas durante una semana

El otro país con el que se especuló fue Portugal. De hecho, Televisión Española llegó a desplazar aquellos días a Oporto a otro equipo de enviados especiales, ante las noticias que apuntaban que Juan Carlos I podría haberse instalado al otro lado de la Raya acogido por la familia Brito e Cunha-Espirito Santo.

La decisión de la dirección de los Servicios Informativos de enviar a periodistas tras los pasos del rey emérito fue afeada por algunos destacados profesionales de la televisión pública, caso del ya ex corresponsal en Londres Miguel Ángel Idígoras. «En TVE seguimos sin mandar a nadie a Beirut. Los escasos medios que hay en agosto se han dedicado a seguir al rey emérito por el mundo. O volvemos al periodismo o nos quedamos sin audiencia», escribió Idígoras en su perfil de Twitter ante la tardanza en enviar a un equipo a la capital libanesa para informar sobre el devastador incendio declarado en el puerto tras la explosión de un depósito que almacenaba miles de toneladas de nitrato de amonio.

El equipo de TVE se mantuvo en República Dominicana hasta el 12 de agosto, cinco días después de que el diario Abc hubiera informado de que el rey emérito se encontraba en Abu Dabi y desvelara el plan de vuelo que había seguido el jet privado de la compañía TAG Aviation que lo había trasladado. La sospecha inicial es que el anterior jefe del Estado se encontraba alojado en el resort Casa de Campo, propiedad de su amigo Pepe Fanjul. La realidad es que, desde el mismo 3 de agosto, Juan Carlos I estaba a 12.300 kilómetros de ese lugar.

Billetes de avión, dietas…

En concreto, el desplazamiento a República Dominicana de un equipo informativo ha supuesto un gasto para TVE de 8.484,25 euros, de los que 6.968,94 euros corresponden a la suma de las facturas de billetes de avión (3.327,54 euros), alojamiento y desayuno (2.074,89) y dietas internacionales (2.006,4).

El ente público ha cuantificado en 1.500 los gastos de producción, con el siguiente desglose: coche de alquiler (867,03 euros), combustible (69,34), peajes (10), exceso de equipaje (96,27), maletero (6,77) y 23,45 euros en tarjetas de datos y recargas.

Comentar ()