España

Sánchez justifica el estado de alarma hasta el 9 de mayo y pide quedarse en casa "todo lo que sea posible"

Reunión extraordinaria del Consejo de Ministros.

Reunión extraordinaria del Consejo de Ministros. EFE

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado este domingo el nuevo decreto del estado de alarma, que pretende que esté en vigor hasta el próximo 9 de mayo e impone el toque de queda entre las 23.00 y las 06.00 horas como marco general. Aunque el plazo inicial es de 15 días por ley, el Gobierno llevará la prórroga al Congreso esta misma semana. Sánchez ha desvelado que ya ha hablado con el líder del PP, Pablo Casado, aunque no el sentido de la conversación.

«Los expertos estiman que ese es el tiempo que necesitamos para superar la etapa más dañina de la pandemia», ha justificado Sánchez, que ha prometido retirarlo en caso de que el objetivo de los 25 casos de incidencia acumulada se logre antes.

«No hay confinamiento general, pero cuanto más nos quedemos en casa y menos contactos tengamos más nos protegeremos», ha dicho el presidente del Gobierno, que ha instado a permanecer en el domicilio «todo lo que sea posible».

Sánchez ha comparecido tras la reunión extraordinaria del Consejo de Ministros para anunciar las medidas básicas del nuevo estado de alarma. Entre ellas, el toque de queda obligatorio entre las 23.00 y las 06.00 horas en todo el país excepto en las Islas Canarias. El texto capacita a las comunidades a adelantarlo o retrasarlo una hora, por lo que podrá entrar en vigor entre las 22.00 o las 00.00 horas, y finalizar entre las 05.00 y las 07.00, en función del territorio.

Sánchez ha insistido en que estas decisiones podrán modularse en función del avance de la epidemia en cada comunidad, pero siempre en el seno del Consejo Interterritorial de Salud.

Las comunidades, también, podrán decretar el confinamiento de sus respectivas comunidades autónomas si así lo consideran.

«Nuestro reto es alcanzar un incidencia acumulada a 14 días por debajo de 25 casos por cada 100.000 habitantes», ha insistido Sánchez, recalcando que actualmente la incidencia acumulada en el país es superior a 360.

«El estado de alarma es la herramienta constitucional para situaciones extremas, y la situación que vivimos es extrema», ha dicho Sánchez, que ha recordado los nuevos niveles de alerta pactados entre las autonomías en el Consejo Interterritorial.

Este semáforo, que establece niveles de alerta bajo, medio, alto y extremo en función de indicadores, ubica actualmente en riesgo extremo a Madrid, Cataluña, Aragón, Navarra, Castilla y León, Castilla-La Mancha, La Rioja, Ceuta y Melilla. En riesgo alto están actualmente Andalucía, Murcia, Asturias y el País Vasco.

«Los sacrificios serán indispensables, no deseamos establecer una sola limitación que no sea imprescindible», ha dicho Sánchez, que ha asegurado no querer recurrir a «medidas tan extremas» como las de la primera ola.

Comentar ()