España

Duque liquida la sociedad patrimonial con la que gestionaba su chalé de Jávea

El ex ministro y su esposa escrituraron a nombre de Copenhague Gestores de Inmuebles SL la casa para que sus hijos tuvieran menos problemas "si a la mamá le pasaba algo en Turkmenistán o a papá le explotaba el cohete", según justificó el astronauta

Pedro Duque, en una comparecencia durante su etapa como ministro de Ciencia e Innovación.

Pedro Duque, en una comparecencia durante su etapa como ministro de Ciencia e Innovación. EP

Pedro Duque ha disuelto de forma voluntaria la sociedad patrimonial con la que gestionaba su chalé en Jávea (Alicante) nueve meses después de su salida del Ministerio de Ciencia e Innovación y cuando se dispone a ejercer nuevamente su profesión de ingeniero aeronáutico realizando labores de consultoría para clientes nacionales -como la Fundación La Caixa- e internacionales.

El 27 de septiembre de 2018, cuando no llevaba ni cuatro meses en el gabinete de Pedro Sánchez, el astronauta madrileño tuvo que dar explicaciones tras desvelar Okdiario que había escriturado a nombre de una sociedad instrumental (Copenhague Gestores de Inmuebles SL) la vivienda de vacaciones que había comprado junto a su esposa en dicha localidad turística para eludir impuestos. Duque defendió la legalidad de la operación y negó que esa forma de proceder le hubiera supuesto ahorro alguno.

El caso se conocía semanas después de que hubiera tenido que dimitir Màxim Huerta como ministro de Cultura y Deporte tras informar Elconfidencial de que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) había condenado al periodista valenciano a pagar 365.938 euros por deducirse de forma injustificada 148.702 euros en gastos por actividad artística. Huerta percibió a través de su empresa Almaximo Profesionales de la Imagen SL los ingresos como presentador de El programa de Ana Rosa, lo que le procuró un importante ahorro al tributar por Sociedades (25 %) en lugar de hacerlo a través del IRPF (45 %).

El Boletín Oficial del Registro Mercantil (Borme) publicó el pasado 12 de abril el acuerdo societario por el que Pedro Duque y su esposa, la diplomática Consuelo Femenía, cesaban como administradores solidarios de Copenhague Gestores de Inmuebles SL y se nombraba al ex ministro como liquidador de la compañía. Ésta se había constituido el 4 de febrero de 2005 ante el notario Miguel Giner Albalate y su objeto social era la «promoción, construcción y venta de inmuebles, gestión y asesoramiento en operaciones inmobiliarias».

No fue la única decisión relevante que adoptó el matrimonio Duque-Femenía aquel primer viernes de febrero. Ese día también escrituraron a nombre de Copenhague Gestores de Inmuebles el chalé de 180 metros cuadrados que, sobre una parcela de 757,50 de superficie, habían comprado con vistas al mar en una conocida urbanización de Jávea.

Duque quería evitar problemas a sus hijos «si a la mamá le pasaba algo en Turkmenistán o al papá le explotaba el cohete», según dijo

Cuando compareció en rueda de prensa a ofrecer explicaciones, el entonces titular de Ciencia e Innovación aseguró que la vivienda ya era suya cuando se constituyó la sociedad y que siguió en todo momento la recomendación de sus asesores, al tiempo que defendió que los ingresos que ésta recibió (52.000 euros tanto en 2017 como en 2018) eran «por vivir en ella» y por mantener alquilada una de las casas pero no por los que él recibió como persona física.

«Pensamos sin pensarlo o sin querer pensarlo en que si a la mamá le pasaba algo en Turkmenistán o a papá le explotaba el cohete, a lo mejor teniendo la sociedad tendríamos menos problemas», explicó entonces para justificar por qué habían optado por crear una empresa: evitarles problemas a sus hijos en caso de que ellos sufrieran un accidente mortal. «Es completamente legal, estoy al corriente de todas las obligaciones fiscales y no veo dónde se puede interponer ninguna cuestión de ética», resaltó.

Al cierre de 2018, últimas cuentas que constan presentadas en el Registro Mercantil, la sociedad patrimonial de Pedro Duque y su esposa –embajadora en los Países Bajos desde finales de año- presentaba unos fondos propios de 781.954,32 euros, una vez descontados del capital desembolsado (1.050.000 euros) los 263.704,25 euros correspondientes a las pérdidas de ejercicios anteriores y los 4.435,13 euros del déficit con que saldó dicha anualidad. La deuda financiera ascendía entonces a 1.001.440,75 euros, el 87 % con vencimiento a largo plazo.

Anuncio de la extinción de la sociedad patrimonial de Pedro Duque publicado en el Boletín del Registro Mercantil.

De forma voluntaria, Copenhague Gestores de Inmuebles está en trámite de extinción 17 años después de su constitución. La designación de Pedro Duque como liquidador está fechada el pasado 4 de abril, justo un día después de presentar ante la Oficina de Conflicto de Intereses -dependiente del Ministerio de Hacienda y Función Pública- los formularios con los que ha pedido autorización al Gobierno para ejercer como consultor del fondo húngaro Herius Capital Alapkezelő Zártkörűen Működő Részvénytársaság y como consejero independiente de la aeronáutica suiza Destinus SA al no haber transcurrido aún dos años desde su salida del Ejecutivo. Ésta tuvo lugar en julio de 2021.

Regreso al sector privado

Días antes, concretamente el pasado 28 de marzo, el ex ministro ya había solicitado consentimiento para prestar servicios de consultoría como ingeniero aeronáutico a la Fundación La Caixa, entidad sin ánimo de lucro con la que el banco catalán canaliza su obra social y cultural y con la que el astronauta mantuvo relación a cuenta de las ayudas millonarias que la entidad financiera concede cada año para impulsar la investigación en España. El Gobierno no ha formulado objeción alguna en ninguno de los tres casos a que pueda desarrollar la labor para la que ha pedido compatibilidad.

Duque no ha actualizado aún ni en su perfil oficial de Twitter ni en el de la red profesional Linkedin la información relativa a la nueva etapa profesional que ahora comienza. En ambos casos sigue detallando como último hito su condición de ministro de Ciencia e Innovación entre junio de 2018 y julio de 2021, responsabilidad que asumió tras haber ocupado la dirección general y la presidencia de la empresa Deimos Imaging SL (2006-2011) y haber trabajado como astronauta para la Agencia Espacial Europea (ESA por sus siglas en inglés).

Te puede interesar

Comentar ()