España

Falta de policías y concentración de conexiones internacionales: 'tormenta perfecta' en Barajas

La Policía niega la pérdida masiva de vuelos por parte de pasajeros como denuncian las aerolíneas por la tardanza en el control de pasaportes en el aeropuerto madrileño | Interior reforzará este mes las plantillas de 12 aeródromos con 500 agentes más

Un policía nacional realiza controles a los pasajeros de la T4 del Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas.

Un policía nacional realiza controles a los pasajeros de la T4 del Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas. EP

«Es verdad que se nota mucho la falta de plantilla, pero no toda la culpa de lo que está sucediendo se puede achacar a la Policía. La última vez que tuve servicio de noche, de 4.30 a 6.30 de la madrugada hubo 11 vuelos internacionales. Aunque fuéramos 3.000 efectivos, por cómo está dispuesta la infraestructura, sería completamente imposible abarcarlo». Quien así opina es un policía nacional que lleva años destinado en el aeropuerto Madrid-Barajas, donde ha estallado esta semana el malestar de algunas aerolíneas por las miles de conexiones que aseguran han perdido sus pasajeros en los últimos meses debido a la tardanza en los controles de pasaportes.

En los últimos años, la plantilla adscrita al aeropuerto madrileño ha ido acumulando vacantes al perder atractivo para los funcionarios en los concursos de traslados por el «empeoramiento» de las condiciones. Según los cálculos del Sindicato Unificado de Policía (SUP), el déficit se sitúa actualmente en torno al 18 % en relación con la dotación prevista en el nuevo catálogo de puestos de trabajo (1.045 funcionarios, 143 más que hasta ahora).

La portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez, ha anunciado este martes al término de la reunión semanal del Consejo de Ministros la inminente incorporación de casi 200 policías más en Madrid-Barajas (procedentes de la promoción que juró o prometió el cargo el mes pasado y alumnos en prácticas), lo que permitirá contar con 601 efectivos en filtros de pasaporte. Ello representa un incremento del 41 % en relación con la plantilla disponible en 2019 (425), a pesar de que la previsión de tránsito de pasajeros que ha realizado AENA para este mes (18.725.262) es un 3,7 % inferior a la registrada en junio de 2019 (19.232.735).

La Policía niega que pasajeros pierdan conexiones por retraso en el control de pasaporte, como denuncian aerolíneas

Con todo, el incremento no es neto, puesto que en el último concurso general de méritos -resuelto el pasado 12 de mayo- 92 funcionarios que sirven en este destino (entre policías y oficiales) han logrado plaza en otras plantillas. A estas no se incorporarán hasta a final de mes se celebre la cumbre de la OTAN en Madrid.

Lejos de aceptar las críticas aireadas en los últimos días por las aerolíneas y la Mesa del Turismo de España, el Ministerio del Interior mantiene que las colas que se están registrando son «situaciones puntuales generadas por la coincidencia de varios vuelos procedentes desde fuera del espacio Schengen», al tiempo que niega tener constancia de que se hayan perdido vuelos por incidencias en el control de pasaportes. «En los últimos meses, la Policía Nacional no ha registrado ni una sola queja por pérdida de vuelo, lo que contrasta con ciertas afirmaciones», dicen las fuentes policiales.

El problema ha aflorado esta semana, si bien los funcionarios aseguran que las incidencias vienen registrándose desde que empezó a recuperarse paulatinamente la actividad aérea por la menor incidencia de la pandemia. La situación ha ido a más, como está notando la plantilla. «Los compañeros que trabajan por la mañana o por la tarde en la T4 satélite [zona internacional donde operan Iberia y otras compañías pertenecientes a la alianza Oneworld] es sentarse y no levantar el culo, un estrés de trabajo increíble. Y a horas punta, todos los policías de otras secciones del aeropuerto vamos a sellar, a apoyar esos filtros», explica el policía con el que ha hablado este diario.

Los encargados del control de pasaportes a nacionales que no pertenecen al Espacio Schengen son los funcionarios adscritos a Fronteras, una de las secciones que operan en el aeropuerto de Madrid-Barajas junto con seguridad ciudadana y Policía Judicial, entre otras. «No hay forma con ese volumen de pasajeros. No puedes ni hacer bien tu trabajo por esa afluencia y por la presión que hay», lamenta.

Este agente asegura que la situación ha empezado a mejorar con la llegada meses atrás del nuevo jefe superior en Madrid, que ha convocado «dos concursillos» para tratar de que funcionarios destinados en otras comisarías de la comunidad se trasladen a Barajas y ha «mejorado los turnos de trabajo» para hacerlos «más acordes» a la labor que se desarrolla en este destino.

En su opinión, la solución al problema no pasa únicamente por que la Dirección General de la Policía refuerce esta plantilla. «AENA y las aerolíneas tienen que tomar conciencia y espaciar un poco más sus vuelos internacionales porque de lo contrario es sencillamente imposible. O que se cambie la ubicación de los filtros de pasaporte en el aeropuerto», añade.

Aumento en otros aeropuertos

Barajas no será el único aeropuerto que verá reforzada la plantilla policial antes de final de mes. Fuentes del Cuerpo han informado este martes de que llegarán en total unos 500 efectivos a los 12 aeródromos con más tráfico del país (Madrid, Barcelona, Alicante, Valencia, Málaga, Mallorca, Menorca, Ibiza, Tenerife Sur, Lanzarote, Fuerteventura y Gran Canaria) atendiendo a las previsiones de movimiento que prevé AENA para esta temporada estival, por debajo de la actividad prepandemia.

Del medio millar de policías, los tres aeropuertos más beneficiados por el refuerzo serán Madrid-Barajas (189), Barcelona (90) y Palma de Mallorca (50), según las fuentes policiales. Éstas recuerdan que, de ser necesario, podrían sumarse «refuerzos puntuales» con funcionarios adscritos a la unidad móvil de fronteras o a través de las comisiones de servicio que puedan acordar las jefaturas superiores.

Con el aumento previsto, estos aeropuertos sumarán 1.726 policías, 270 más que el verano anterior a que se declarara la pandemia (un 18,5 % más). «El incremento de efectivos estaba planificado desde hace tiempo, no es una decisión reactiva», subrayan.

«Desde que se ha recuperado el tráfico aéreo, la Comisaría General de Extranjería y Fronteras mantiene reuniones periódicas con AENA para adecuar el dispositivo policial al nuevo flujo de vuelos. Consecuencia de esas reuniones, y con las cifras de 2019 como referencia, esta comisaría ha previsto ya el progresivo incremento de las plantillas policiales en los principales aeropuertos del país. Este incremento, planificado en las últimas semanas, será estructural», aseguran.  

Te puede interesar

Comentar ()