España | País Vasco

Pulso al Rioja en los "Viñedos de Álava": "Es política, no conozco a nadie que quiera irse"

Bodegueros riojanos consideran que la autorización transitoria aprobada por el Gobierno vasco para crear la denominación "Viñedos de Álava" al margen de la DOC Rioja Alavesa no cuenta con muchos partidarios pero "generará confusión entre los consumidores"

Eduardo Hernáiz, responsable de la Finca La Empratriz y presidente de la Asociación de Bodegas Familiares de La Rioja. EL INDEPENDIENTE

Sus vidas son similares, también sus aspiraciones: producir mejor vino cada cosecha. La motivación les une a unos y otros a cada lado de la ‘frontera administrativa’ que les separa. Los viñedos de Álava son similares que los que crecen en la vecina La Rioja, los suelos también. A medida que se avanza entre los valles alaveses camino de los riojanos, los matices van diferenciándolos y dotándoles de singularidades, pero sin grandes rupturas. Son alrededor de 800 las bodegas que conviven en este entorno entre Álava y La Rioja y prácticamente todas lo hacen hasta ahora bajo el amparo de una sola denominación de origen certificada; Rioja.

La mayoría de las principales bodegas, las que más vinos producen y embotellas están, en suelo vasco, pero en la vecina La Rioja multiplican por tres el número de bodegas y familias que viven del fruto de las cepas. Ayer la convivencia que años atrás había comenzado a contaminarse levemente en una parte del sector vitivinícola vio como el camino de la segregación de una parte de la ‘familia’ de la Denominación de Origen Rioja comenzaba a ponerse en marcha. Hacía años que la aspiración manifestada por algunas bodegas alavesas, minoritarias, para crear su propia denominación de origen al margen de Rioja había iniciado los trámites. Una aspiración recurrida ante los tribunales y ante la que también Europa tiene pendiente pronunciarse.

Tras la aspiración de denominación propia se esconden no sólo deseos de identidad propia y singularizar su producción con el terreno, sino discrepancias sobre el funcionamiento y pesos de poder en el Consejo Regulador Rioja. El ansia de poder contar con una mayor autonomía y poder, en este caso de instituciones vascas, han sido uno de los impulsos para aspirar a la denominación “Viñedos de Álava” que ahora da sus primeros pasos de modo provisional.

Por el momento quien lo ha hecho es el Gobierno vasco que este martes publicó en su Boletín Oficial que a partir del miércoles entraba en vigor la autorización transitoria para iniciar los trámites para la configuración del consejo regulador de la denominación “Viñedos de Álava” en una parte de la comarca que produce vino en gran medida bajo los parámetros dictados y acordados en el seno de la DOC Rioja.

Una iniciativa «de arriba a abajo»

El sello de calidad que hoy representa Rioja, y en el que además de certificar su origen y condiciones de elaboración, también permite determinar diferencias de origen de acuerdo a su procedencia –Rioja Alta, Rioja Baja y Rioja Alavesa, todas ellas reflejadas en las etiquetas si se producen con el 100% de la uva de la zona- no ha frenado a quienes aspiran a poder crear un nuevo sello.

El proceso, que se prolonga ya más de seis años desde que se puso en marcha, ha llevado a los responsables del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Calificada Rioja a abordar la cuestión en su Asamblea este viernes. Amenaza con intensificar su batalla legar contra la pretensión del Ejecutivo vasco de facilitar una nueva denominación en el área de Rioja Alavesa.

Entre los bodegueros por ahora la cuestión no ha suscitado una gran inquietud, al considerar que apenas tendrá efecto al ser apoyada por una minoría. Eduardo Hernáiz es el presidente de la Asociación de Bodegas familiares de La Rioja. En esta entidad están agrupadas alrededor de 70 pequeñas bodegas. Asegura que son muy pocas las que optarán por abandonar la DOC Rioja para pasarse a “Viñedos de Álava” por la pérdida que supondría: “Esta es una cuestión más política que otra cosa, tenemos relación con muchas bodegas de Álava y no hemos encontrado aún a nadie que nos diga que quiera entrar ahí. Deben ser pocos y les da vergüenza decirlo públicamente. Creo que este es un empeño que viene más de arriba que de abajo”, señala en referencia al impulso institucional y político de esta iniciativa.

Recuerda que actualmente ya existe la clasificación en tres zonas en la denominación de origen Rioja; Rioja Lata, Rioja Baja y Rioja Alavesa. También que desde hace unos años incluso se permite que en la etiqueta no sólo figure la localidad de producción sino “que se puede poner con el mismo tamaño de letra Rioja y Alavesa”. Hernáiz, responsable de la bodega Finca La Emperatriz, en Baños de Rioja, apunta que promover una nueva denominación en la vecina Álava “creo que va a provocar confusión en el mercado, en el consumidor y lo que sea confusión es malo para todos”.

Escaso apoyo entre las 200 bodegas alavesas

Los pasos dados en favor de una denominación propia en Álava han generado malestar entre bodegueros alaveses, que consideran que les perjudicará. “Con este tipo de polémicas, muchas pequeñas bodegas han abandona la asociación ABRA que las agrupaba, pero desde hace cinco o seis años muchos la han abandonado”, recuerda Hernáiz. Subraya que por ahora “el nivel de preocupación es poco o ninguno” ya que “entre los bodegueros no conozco a ninguno que tenga decidido abandonar la DOC Rioja”. Menos aún las grandes bodegas como Faustino, Curiel, Riscal o Cune, ubicadas en la Rioja Alavesa, “Estás, lógicamente, están muy en contra”.

El Gobierno vasco ha justificado la concesión de la autorización transitoria en una obligación administrativa ante la que ni el proceso abierto en el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco ni en Bruselas para pararlo pueden interferir. Por el momento entre los partidos políticos vascos tan sólo EH Bildu ha aplaudido abiertamente el permiso y el paso dado. Ni siquiera en el PNV existe unanimidad ante ella. Mientras el diputado general de Álava, Ramiro González, ha asegurado que se debería contar con el “paraguas” de la DOC Rioja, el alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran, ha mostrado su sorpresa por el revuelo generado “por querer defender una viña diferente por su calidad”: “Y más absurdo es el afirmar que hay razones políticas detrás, aquí no hablamos de política”.

Desde la Asociación de Bodegueros de Rioja Alavesa (ABRA), que ha impulsado la nueva denominación de origen para desmarcarse de Rioja, evitan asegurar cuántos bodegueros respaldan a día de hoy la creación de una nueva denominación de origen, “no es algo que vayamos a comentar”, asegura. Se habla de una cifra por ahora muy reducida, de alrededor de 15 bodegas y entre las que no figurarían las grandes bodegas. También niegan que detrás existan motivaciones distintas a las meramente empresariales.

Razones empresariales

Su gerente, Inés Baigorri, apunta a que “no es de recibo que nos utilicen para guerras políticas”: “Esto sólo es una necesidad empresarial, un deseo de gente de esta comarca que tiene todo el derecho, bajo el amparo de la ley, a hacer lo que mejor considere”.

Baigorri afirma que la pretensión pasa por salvaguardar mejor su producción, así como por razones de “vinculación al territorio e históricas”. La nueva marca permitirá “un nuevo amparo” en las condiciones que quienes la impulsan consideren más adecuadas, sin depender de la DOC Rioja: “Aquí hay quien lo apoya, quien tiene dudas y quien no. Está abierto a todo el que lo desee y cumpla las condiciones”, asegura.

Desde la DOC Rioja se ha arremetido con dureza contra el Gobierno vasco y la decisión de autorizar la creación de una nueva denominación de origen. Su presidente, Fernando Ezquerro ha urgido a defender la marca creada hace 97 años. Considera que existe “cierta deslealtad” en la pretensión de crear “Viñedos de Alava”, además de “una injerencia”: “Es empezar la casa por el tejado. No hay ni estatutos, ni bodegas, ni viñas inscritas. Es un perjuicio para Rioja Alavesa”, lamentó. El director general de DOC Rioja, José Luis Lapuente tildó “frivolidad” e “imprudente” el pasado autorizado por el Ejecutivo vasco al no haber esperado a la resolución que pueda salir de los tribunales o de Bruselas al respecto.

Te puede interesar

Comentar ()