Andalucía | España Primera jornada de la sesión de investidura a la presidencia de Andalucía

Moreno anuncia una rebaja fiscal "realista" de 260 millones frente a la "pandemia" de la inflación

El candidato a la reelección en Andalucía ha insistido en la necesidad de desarrollar una "política útil" y encontrar "puntos de encuentro" frente a la "tentación" de hacer una "oposición absoluta"

Primera jornada del debate de investidura del presidente de la Junta de Andalucía de la XII legislatura con la intervención del candidato del PP-A, Juanma Moreno.

Primera jornada del debate de investidura del presidente de la Junta de Andalucía de la XII legislatura con la intervención del candidato del PP-A, Juanma Moreno. EP

El presidente en funciones de la Junta de Andalucía y candidato, en representación del PP-A, para la reelección tras la victoria de hace un mes en las elecciones autonómicas del 19-J, Juanma Moreno, ha afrontado este miércoles la primera jornada de la sesión de investidura en el Parlamento regional. El popular, al cual le ha tocado abrir el pleno con su discurso para la reelección, ha esbozado las principales líneas de gestión que seguirá su próximo Gobierno -ahora en solitario y sin Cs tras la mayoría absoluta lograda- los próximos cuatro años; caso de un Presupuesto «realista» para paliar la «pandemia» de la inflación. Todo, bajo el principio de diálogo «transversal» con «todos los andaluces» y grupos, tal y como adelantó el consejero de Presidencia y portavoz del Gobierno Elías Bendodo este martes.

De las nuevas cuentas andaluzas, que fueron uno de los principales factores que llevaron al anticipo electoral, Moreno Bonilla ha señalado que será «la mejor arma contra el panorama económico que se presenta». «La inflación es el enemigo a batir (…) una nueva pandemia», ha aseverado apelando, como hace Alberto Núñez Feijóo desde el PP nacional, a que se trata del peor dato -un 10,2%- de los últimos 34 años y está provocando la subida de precios de la cesta de la compra o la luz. Este «mecanismo» será el más relevante para «proteger el bienestar de las familias» como se hizo durante el peor momento de la covid, ha señalado el presidente en funciones. Sin embargo, «las medidas que más impacto tendrían solo las puede tomar el Gobierno central» de forma «coherente», «beneficiosa» y que «aparte los muros ideológicos», ha insistido.

«Soy muy consciente de la transcendencia de este momento que abre una etapa decidida por los andaluces libremente en las urnas», ha comenzado Moreno Bonilla su alocución. «Lo afronto con serenidad, humildad y determinación», ha continuado, indicando que «una mayoría vale lo que vale el Gobierno que la pone en movimiento». En ese sentido, el presidente en funciones ha garantizado su compromiso de «gobernar con firmeza y hacer las políticas necesarias, pero con vocación de sumar en la cámara y fuera»; de «escuchar a los demás» y romper con «los rodillos que se han llevado por delante aspiraciones justas». «Represento a un partido que sabe hacer oposición», ha recalcado Moreno Bonilla en referencia a un PP-A que hasta 2018 nunca ha dirigido la región.

Para el popular «nadie sobra para hacer grande Andalucía», con quien el Parlamento tiene «una enorme responsabilidad». Por ello, ha pedido desarrollar una «política útil» con la que superar la posible «tentación» de «inmovilismo» u «oposición absoluta», y lograr «puntos de encuentro». Todo sin «renunciar a las ideas», porque «los andaluces han apostado por la moderación» en las urnas, un modelo de gobierno, ha dicho, que ha sido «referente» en España, primero en coalición, y, ahora, en solitario. Y tras ello, ha querido agradecer los servicios a Juan Marín en la vicepresidencia de la Junta y a sus consejeros de Ciudadanos la última legislatura: «han impulsado el cambio en Andalucía», ha añadido.

La sesión plenaria, a la que han acudido, entre otros el secretario general del grupo del PP en el Congreso de los Diputados, Carlos Rojas, se ha producido tan solo seis días después de la constitución de la cámara autonómica y solo un día más tarde del encuentro entre Moreno Bonilla y su exconsejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, ahora presidente del Parlamento, para proponerle su candidatura e iniciar el trámite para revalidar el cargo. La agilidad del mismo se produce al no depender de ningún otro grupo más allá del popular, al contar con 58 escaños frente a los 55 necesarios para la mayoría.

Los ejes de gestión del nuevo Gobierno

Ya en materia, Moreno Bonilla ha reconocido que queda «mucho por hacer» para mejorar más la sanidad -que ha valorado como esencial-, el empleo y el bienestar de los andaluces. «Se puede hacer, porque durante la pandemia, la peor situación de crisis, hemos demostrado que se puede», ha destacado. Como valoración previa, el popular ha reivindicado la eliminación de «excesivas trabas» como «la falta de ambición» de ejecutivos anteriores o el alto gasto que ha hecho su administración. También el crecimiento económico. Y posteriormente, ha desgranado sus cuatro ejes principales que guiarán su segundo mandato y quedarán reflejados en el próximo Presupuesto. Unas cuentas «saneadas», ha compartido, que priorizarán «las políticas sociales».

El Presupuesto girará en torno a la mejora de los servicios públicos, la reforma fiscal, la simplificación de la administración y el fomento de una economía sostenible

En primer lugar, apostará por los servicios públicos, «irrenunciables», ha expresado, y por el compromiso de «mejora» con los profesionales. Como segundo aspecto, insistirán en la bajada de impuestos y la reforma fiscal para seguir creciendo a la par que se dispone de mayores ingresos en las arcas públicas; «un balón de oxígeno a las familias de al menos 260 millones de euros adicionales» en 2023. En tercer lugar, el Ejecutivo seguirá ahondando en la simplificación de la administración y la reducción de la burocracia. Y, por último, fomentará una nueva economía basada en la sostenibilidad, la investigación y el conocimiento.

De manera más desgranada, Moreno Bonilla ha anunciado que su Gobierno, aún inédito, suspenderá el tributo del Canon del agua para abaratar la factura, algo que «no afectará a las infraestructuras hidráulicas». Asimismo, apuesta por la deflactación del IRPF en los tres primeros tramos de la renta. A la espera de las concreciones estatales en cuanto a los nuevos regímenes de autónomos, Andalucía impulsará un órgano consultivo de autónomos y el primer plan estratégico del trabajo, así como un refuerzo del sector industrial. También dará ayudas extraordinarias a agricultores y ganaderos para paliar la subida de precios y elaborará una ley de fomento de producción ecológica y el primer decreto de pesca en Andalucía, ha comentado.

Para no depender de nadie en el ámbito energético, limitado a «decisiones internacionales», se dará pie a una «economía verde». «Nos proponemos duplicar la producción de energías renovables», con lo que habrá garantía de «generar tanta energía» como la que actualmente se produce. «Tendremos capacidad de no depender de otras comunidades» y de crear «30.000 empleos directos», ha estimado Moreno Bonilla.

En el sector turístico y de patrimonio, el dirigente del PP de Andalucía aboga por que éste sea sostenible y de calidad. Digitalizará la oferta, buscará romper la estacionalidad y potenciará las tradiciones. Entre ellas, la tauromaquia, el flamenco, que contará con una ley propia «para velar por el arte más universal» de la región, o la música de Semana Santa, como «bien de interés cultural» y el fomento del arte sacro.

Mejor reparto de los fondos europeos

Para el próximo presidente de los andaluces, el reparto de los fondos Next Generation hecho por Moncloa ha sido una «imposición» sin margen de réplica para todas las comunidades. Algo que, según ha valorado, no acarrea problemas entre administraciones, sino que «los grandes perjudicados serán los ciudadanos», ha previsto. Para Europa, la AIReF o el Banco de España han tenido «poco impacto» y «no están llegando a la economía real». «Nadie mejor que las comunidades conocemos dónde hay que invertir» y no replantearse el reparto, «sería un error», ha determinado el popular. Esta legislatura «queremos que sea la del agua» y queremos emplear los fondos a «la red hídrica» y a la mejora de «la red del transporte», ha concretado.

Te puede interesar

Comentar ()