Internacional

Marruecos, una olla a presión: Miles de personas claman en las calles contra la inflación, la corrupción y la represión

Miles de personas protestaron este domingo en Rabat contra "la subida de los precios, la represión y la opresión" EFE

En un clima de terror, con una nueva oleada de detenciones de activistas y disidentes, Marruecos ha sido escenario de una protesta en contra de «la subida de los precios, la represión, la corrupción y la opresión». Un desafío al régimen del ausente Mohamed VI que este domingo ha echado a las calles en Rabat a miles de personas.

La marcha, multitudinaria para un país donde se impide el ejercicio de las libertades públicas, ha sido convocada por el Frente Social Marroquí, un bloque formado por sindicatos, partidos de izquierda y organizaciones de derechos humanos. Según Efe, la protesta ha durado dos horas y ha recorrido las principales calles del centro de la urbe, desde las puertas de la medina hasta la plaza de los Alauitas, pasando incluso por el edificio del Parlamento marroquí.

Los participantes han lanzado consignas contra «las detenciones políticas» , entre ellas la del ex ministro de Derechos Humanos Mohamed Ziane tras unas declaraciones en El Independiente exigiendo la renuncia de Mohamed VI, y «los juicios contra los amantes de la libertad» en referencia a activistas, periodistas e intelectuales.

El lema común de la marcha ha sido «contra la subida de precios, la opresión y la pobreza». Los convocantes, entre ellos la Confederación Democrática del Trabajo, la Asociación Marroquí de Derechos Humanos y el colectivos de los funcionarios de la enseñanza o los discapacitados, han censurado en público el deterioro de los servicios sociales, la sanidad, la educación y el transporte en el país vecino, «la represión de las libertades democráticas» y «las detenciones políticas».

Miles de personas protestaron este domingo en Rabat contra «la subida de los precios, la represión y la opresión»

«¡Este país es un corrupto!», «¡Qué vergüenza, nosotros nos morimos de hambre y sus hijos estudian fuera!», «Qué pena de Marruecos, viviendas en aseos, muertos en embarcaciones y un gobierno gobernado» y «juicios ficticios a los amantes de la libertad» han sido algunos de los eslóganes coreados en la protesta, que ha concluido de forma pacífica.

La multitud ha reclamado, entre otras cuestiones, la dimisión del primer ministro marroquí, Aziz Ajanuch. Es la primera manifestación de esta relevancia en meses. El país magrebí, inmerso en una crisis perpetua que ha obligado a millones de sus súbditos a abandonar su tierra, registró en octubre un inflación del 7,1 por ciento anual. En el caso de los alimentos y el transporte se situó en el 10 y el 12 por ciento, respectivamente. «¿Dónde está el fondo de pensiones?», «Nos habéis machacado con la carestía de la vida», «Libertad para los presos políticos» o «El presupuesto de 2023 es solo para los ricos», han sido algunos de los lemas de la manifestación.

A mediados de noviembre las autoridades marroquíes enviaron a prisión al abogado y opositor marroquí Mohamed Ziane, que levantó enorme polvareda el pasado octubre cuando desde las páginas de El Independiente pidió la abdicación de Mohamed VI. Quien fuera ministro de Derechos Humanos fue detenido y encarcelado tras semanas de creciente acoso por parte de judicatura y fuerzas de seguridad.

Te puede interesar

Comentar ()